NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


viernes, 12 de noviembre de 2010

LA POLÍTICA NO ES DE AFECTOS:ES DE RESULTADOS

BUENOS DÍAS VERACRUZ

Por: David Varona Fuentes
12 de noviembre de 2010


Incertidumbre en la ciudadanía veracruzana por los futuros colaboradores del gobernador Javier Duarte.
Con sólo leer o escuchar los nombres que vienen ventaneándose en diversos medios informativos, la gente muestra preocupación, descontento, y presagia un futuro nada halagador para el estado de Veracruz en los siguientes seis años.
No es para menos la angustia.
La mayoría de los personajes que se barajan como posibles integrantes del gabinete del futuro gobernador de Veracruz, representan más de lo mismo, lo peor, lo más bajo y siniestro de la política estatal.
Los sectores sociales del estado no terminan de entender, comprender, o digerir, porqué tipejos sinónimo de corrupción en toda la extensión de la palabra, tienen que ser incluidos en el gobierno de Veracruz que inicia funciones el 1 de diciembre.
Si el Poder Ejecutivo Estatal de Veracruz para el periodo 2010-2016 será encabezado por un joven brillante en las lides estudiantiles, sencillo, honesto, transparente y con inmensos deseos de servir a los veracruzanos, porqué entonces su gobierno debe mancharse con la presunta incorporación de verdaderos delincuentes y sinvergüenzas que han amasado fortunas ilícitas al amparo de la función pública.
Veracruz merece ya mejor suerte.
No es posible que gente con pasados espeluznantes estén listos a protestar la noche del 30 de noviembre como los nuevos servidores públicos de Veracruz.
Indignación que habiendo en la entidad toda una cantera de jóvenes prospectos preparados, sin malicia ni cola qué pisarle, pretenda recurrirse o echar mano de quienes tienen todo un historial de fechorías como servidores públicos.
¿Por qué un Gerardo Butranza, en la Secretaría de Gobierno?
Por qué premiar al ex panista si no aportó nada a la victoria de Javier Duarte, además de caracterizarse por ser un tipo farsante, comodino, sin principios ni ideología, capaz de vender su alma al diablo por dinero o poder político.
¿Por qué un Marco Antonio Aguilar Yunes, en la Procuraduría General de Justicia, cuando presumen quienes lo saben, su pasado tenebroso en la Subprocuraduría del puerto jarocho, estuvo ligada a conocidos narcotraficantes o jefes criminales que operaron, u operan, en Veracruz protegidos por el manto de la complicidad?
¿Por qué incluir en la lista de posibles funcionarios estatales a un Manuel de León Maza repitiendo como director administrativo de la PGJ, o arañando la Contraloría estatal, ahora que aseguran, se cayó Iván López Fernández, el enemigo público número del sexo femenino?
¿Por qué ratificar a Guillermo Herrera Mendoza, en la Secretaría de Comunicaciones, si los resultados que ha dado en los meses que lleva en el cargo sólo han servido para que trafique con el poder enviándole obras carreteras a sus amigos y familiares que usa como prestanombres de sus constructoras, además de servirle de informador, de todo el teje y maneje de la dependencia, a la familia Yunes, de la que se encuentra agradecido por los contratos que recibió del ayuntamiento de Boca del Río?
¿Por qué mantener también al general Sergio López Esquer como titular de Seguridad Pública simplemente por ser recomendado del titular de la Secretaría de la Defensa Nacional, Guillermo Galván Galván, cuando son desastrosos los resultados que ha dado?
¿Por qué llevar a la Secretaría de Finanzas a un Tomás Ruíz; por el simple hecho de que sea recomendado de la nefasta lideresa magisterial Elba Ester Gordillo?
Y así como antes los mencionados, suman muchos más los que ya se sienten seguros altos funcionarios del gabinete Duartista.
Yo pregunto:
¿Por qué insistir en nombrar a pillos y bandoleros?
¿De qué dimensiones son los compromisos que tiene el doctor Duarte para dejarse presionar de esa manera?
Se supone que el triunfo de Javier, fue limpio y transparente, y que lejos de haber sido ayudado por sus amigos, fue traicionado por muchos connotados Fidelistas que siempre apostaron a su fracaso, antes de las elecciones, durante, y después de su triunfo el 4 de julio, y todavía en la calificación del TRIFE.
Entonces, por qué poner la iglesia en manos de Lutero.
¿O usted qué opina?
davidvaronaf @hotmail.com

No hay comentarios:

GRACIAS por tu apoyo A CONTINUAR CON MI LABOR

Etiquetas