EMBOSCAN Y MATAN A MARGARITO MONTES PARRA

Un líder problemático menos.
El dirigente de la Unión General Obrera Campesina y Popular (UGOCP) Margarito Montes Parrra y por lo menos 14 de sus acompañantes fueron acribillados en el rancho “Alamillo”, ubicado en el kilómetro 26 de la carretera a Hornos Tesopaco, en el municipio de Cajeme, estado de Sonora.
De acuerdo al reporte de la Cruz Roja de aquella entidad, cuando a las 15:50 horas llegaron al lugar de la tragedia, encontraron a 18 personas lesionadas por armas de fuego, de las cuales 14 se encontraban sin vida.
Entre los muertos figuran Gabriela Orozco pareja sentimental de Margarito y los hijos de ambos, empleados del dirigente y guardaespaldas personales.
La última vez que se le vio al líder nacional de la UGOCP en Veracruz, fue el pasado 26 de septiembre, precisamente cuando el expresidente Carlos Salinas de Gortari estuvo en el puerto jarocho, en una comida convocada por empresarios veracruzanos afines al gobierno del estado.
Para nadie es extraña la amistad que unía a Montes Parra con la familia Salinas de Gortari, especialmente con el hermano incómodo, Raúl Salinas de Gortari, fundador real de la UGOCP en 1989, bajo el liderazgo de Margarito.
A través de CONASUPO, Raúl y Margarito hicieron los millonarios negocios jamás imaginados; con el manto protector presidencial la UGOCP nació y creció en todo el país.
Cuando en 1995 Raúl Salinas de Gortari es encarcelado por la autoría intelectual de la muerte de su cuñado Francisco Ruiz Massiue, la visita que siempre tuvo en la cárcel de alta seguridad de Almoloya de Juárez, fue la de Margarito Montes Parra, quien además era el mensajero de su hermano Carlos Salinas, exiliado en Irlanda.
En los intereses de la UGOCP por Veracruz, entidad que le traía malos recuerdos por los asesinatos de dos de sus hermanos en la cuenca del Papalopan, Montes Parra encabezó batallas de sangre con otras organizaciones en disputa por las tierras.
Margarito y su UGOCP siempre fueron artífices y brazos ejecutores al servicio del gobierno en turno.
Sobran ejemplos de trabajos sucios al servicio del estado.
Por ejemplo se recuerda el 1995 cuando Montes Parra y su organización al servicio del gobierno de Patricio Chirinos Calero, por órdenes del poderoso secretario de gobierno Miguel Ángel Yunes Linares, invadieron el rancho el Okú, propiedad del hoy extinto Cirilo Vázquez Lagunes.
Bastó una llamada de Vázquez Lagunes, desde el reclusorio Oriente donde de encontraba detenido, a Margarito, para que la UGOCP desocupara el predio de más de 800 hectáreas.
En los casos más recientes de presunta participación de Montes Parra y su UGOCP, fue en la muerte del dirigente de la CROCUP, César Toimil Roberts, acribillado el 15 de enero de 2006, en el estado de Oaxaca, con quien Margarito tenía diferencias de amenazas de muerte por disputas de tierras.
Después de la muerte de Toimil, Margarito concentro sus actividades en su estado natal Sonora, donde hace dos años mataron a uno de sus hijos, y en cuya entidad, se presume que con el apoyo del gobernador priíista en turno, Eduardo Tours Castelo, andaba desatado invadiendo tierras de caciques sororenses.
En cuanto al gobierno de Veracruz, se sabe que Margarito Montes Parra tenía excelentes relaciones de trabajo con el gobernador Fidel Herrera Beltrán, con quien, involucrando a su organización, planeaba diversos proyectos productivos para la entidad.
La última vez que se le vio al líder de la UGOCP en el estado, fue precisamente el pasado 26 de septiembre en el hangar privado del aeropuerto internacional Heriberto Jara Corona, minutos después de la llegada del expresidente Salinas.
Y claro, Montes Parra no llegó a la terminal aérea jarocha por sus pistolas, sino que lo hizo porque su amigo Carlos Salinas de Gortari, le pidió que lo esperara en ese lugar.
Por su estrecha amistad con el poderoso Salinas, Montes Parra se dio el lujo de despreciar invitaciones que le hicieran connotados miembros y arrastrados del gobierno Fidelista para que pasara a ver al ex presidente en la sala privada del hangar.
Montes Parra los escuchó, pero también los ignoró, a sabiendo de su entrañable amistad con Salinas.
Pero, bueno, ese es tema de otro comentario.
¿O usted qué opina?

GUERRA FRONTAL CONTRA LOS EVASORES FISCALES

¡¡Que paguen impuestos los ricos!!
Es la demanda del presidente Felipe Calderón en estos tiempos de crisis que enfrenta el país.
Para empezar debe enfatizarse que Calderón no descubre el hilo negro diciendo que los dueños del dinero en México, nunca de los nuncas han cumplido con su verdadera y real obligación fiscal.
Qué los hombres poderosos de las grandes empresas de México evadan liquidar sus contribuciones tributarias de acuerdo a sus ganancias, no es ninguna novedad para los mexicanos pensantes que sí cumplen con su responsabilidad de pagar los gravámenes correspondientes.
Desde hace décadas se sabe que los acaudalados de cada entidad, ciudad o pueblo, son los principales evasores de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.
Y todo, gracias a que los señores empresarios son protegidos con el manto de la complicidad, por los presuntos apoyos financieros que las cúpulas del sector privado entregan a las campañas proselitistas de los candidatos partidistas a puestos de elección popular.
En este país es más fácil que un humilde tendero, o un pobre vendedor ambulante sea encarcelado por no pagar cantidades irrisorias por concepto de impuestos, que un connotado hombre de negocios que jamás paga lo que fiscalmente le corresponde.
Todos los grandes comerciantes, industriales y representantes de empresas en general, sin excepción de nadie, representan una bola de sinvergüenzas que buscan todas las formas truculentas para pagar lo mínimo y ridículo de impuestos.
Debe reconocerse en Calderón nunca antes ningún presidente de la república se había atrevido a abordar el tema de empresarios que evaden pagar o no pagan lo que por ley les toca cumplir de tributos fiscales.
Salir a recriminarle públicamente a los poderosos de la Iniciativa Privada que “no pagan impuestos”, siempre fue un asunto vedado para cualquier presidente de la república.
Debe recordarse que durante su campaña presidencial el Peje Andrés Manuel López Obrador, se fue encima de los empresarios con el tema de la evasión fiscal; los amenazó con llamarlos a cuenta en caso de ganar la presidencia. Tanto los espantó que aliaron sus intereses con el PAN para no dejarlo llegar a los Pinos.
A casi cuatro años de su gobierno, Calderón toca el consabido caso de los empresarios evasores, quienes aún señalados e identificados por las autoridades hacendarias, han venido gozando del manto de la impunidad.
Por ello, en su discurso de ayer en el Foro “Desde lo Local”, celebrado en Puerto Vallarta, Jalisco, el presidente panista dijo que “si pagar impuestos es obligación para cada ciudadano, en términos de la justicia lo es más, más obligado para quien más tiene y más ha recibido, en especial para las empresas que más ganan”.
Y señaló a los evasores diciendo…
“Si pagar impuestos es obligado para las empresas, es más obligado todavía para las empresas que más ganan, y que rara, rara vez, pagan impuestos en el país”.
Si Calderón salió en contra de los grandes capitalistas que con todo tipo de argucias no cumplen con su obligación fiscal, es porque tiene los pelos en las manos, los mismos que tuvieron todos sus antecesores y que por miedo guardaron silencio.
Y los tiene, a partir de que Agustín Carstens, el titular de hacienda, le informó que por lo menos 400 grandes y multimillonarios consorcios empresariales del país, amparados en el régimen de consolidación fiscal, en 2009 apenas y pagaron una contribución menor al 2 por ciento del Impuesto Sobre la Renta (ISR).
Sinceramente, una ridiculez, un insulto, un agarra-pendejos a la SHCP, lo que esos vivales y hambreadores negociantes reportan como pagos fiscales.
Por eso la gran brecha entre ricos y pobres en México, que lamentablemente se hace más distante…
Los ricos influyentes, amigos y cómplices del poder que no pagan impuestos cada sexenio terminan más ricos, y los pobres que sí pagan sus gravámenes, cada vez son más miserables.
Lo mismo sucede en los estados y municipios más importantes…
El gobernador de cada entidad tiene a sus empresarios privilegiados que no los toca y cuida como la niña de sus ojos.
Así no paguen sus impuestos del 2 por ciento a la nómina y el 2 por ciento por hospedaje que por ley les corresponde, los mandatarios miman a los hombres del dinero en sus estados.
En el caso de Veracruz, los poderosos hoy se encuentran divididos…
Por conveniencia unos simulan y aparentan estar con el gobernador Fidel Herrera, pero la verdad es que, a escondidas, se les ha visto reunirse con los adversarios del gobernador, en especial con Miguel Ángel Yunes Linares.
Lo que sucede es que engañan a mi amigo Fidel para seguir disfrutando de los beneficios que deja ser cuate de un gobernador.
Pero ya no tarda el tiempo para que Fidel descubra a los farsantes que se dicen sus amigos, entre éstos se incluyen a empresarios y periodiqueros.
¿O usted qué opina?

LO QUE EL VIENTO DE LLEVÓ


No se hagan bolas…
Sí habrá aumento al IVA.
El Impuesto al Valor Agregado se quedará en 16 por ciento, tal como lo decidieron los diputados federales del Partido Revolucionario Institucional, en alianza con los de Acción Nacional.
Lo único que negocean los senadores del tricolor con el gobierno de Felipe Calderón y la Secretaría de Hacienda, es que el 1 por ciento de incremento (de 15 a 16)sólo se aplique durante el año de 2010.
Finalmente los gobernadores del PRI que exigían a los senadores de su partido “ratificar” la Ley de Ingresos 2010 aprobada por la mayoría en la Cámara de Diputados, se saldrán con la suya, y tendrán para sus entidades los ansiados recursos financieros prometidos por la federación.
Prácticamente el “tamal” de dejar el IVA en el 16 por ciento, ya está hecho en el piso 5 de la Torre del Caballito, sede de los senadores del PRI, sólo que los legisladores priístas comandados por Manlio Fabio Beltrones, le hacen al ensarapado diciendo que “todavía analizan la propuesta”.
Haciendo un minucioso estudio de la bronca que los sumisos diputados heredaron a sus homólogos del Senado, concluyo que dejar el 1 por ciento de aumeto al IVA, es una decisión salomónica tanto para el PRI como el PAN.
Ni al PRI ni al PAN les conviene desgarrarse las vestiduras en el Senado, cuando en San Lázaro caminaron juntos de la mano para darle el tiro de gracia al pueblo de México, que será quien finalmente pague con los platos rotos ante la avalancha de aumentos en los precios de consumo que desencadenará el incremento en los impuestos.
Y es que en el Senado, panistas y priístas no tienen otro camino que someterse unos a los otros.
Los números no mienten…
De los 128 senadores que conforman la Cámara, Acción Nacional tiene 51 senadores; PRI, 33; PRD, 26; PVEM, 6, Convergencia 5; PT, 5, y dos independientes.
En consecuencia, el PAN necesitaría de los 33 votos del PRI para lograr los 84 que harían mayoría para alcanzar la ratificación de la Ley de Ingresos; porque ni locos pensar que el PRD, PT o Convergencia, apoyaría sus propuestas alcistas de impuestos.
Mientras que los priístas de Beltrones, sólo yendo en contra de los panistas conseguiría los 26 votos perredistas, los 6 del Verde, 5 de Dante y los 5 del PT, que sumados a sus 33 alcanzaría 75 sufragios, suficientes para echar abajo el dictamen de los diputados federales.
En efecto, si el PRI se une a todas las fracciones opositoras, tira en todos sus puntos la Miscelanea Fiscal aprobada en San Lázaro, sólo que los gobernadores que tienen elecciones en sus estado el año que viene, tendrán que asumir las consecuencias de la venganza calderonista de no recibir dinero extra, y las partcipaciones federales, del goteo no pasarán.
Al temor de quedarse sin las “gratificaciones” financieras ofrecidas por la federación, obedece la insistente inducción de los mandatarios priístas, con excepción de Humberto Moreira de Coahuiela, para que los senadores de su partido ratifiquen con los panistas, el presupuesto federal de Ingresos del 2010.
Con el panorama antes expuesto a ustedes amables lectores, qué más conviene al PRI de la generala Beatriz Paredes y de Carlos Salinas de Gortari…
¿Aliarse con los Chuchos, pejistas, ecologistas, dantistas y petistas, y quedarse sin recursos para las campañas de las 10 gubernaturas que estarán en juego en 2010?
¿O… seguir en idilio político con los blanquiazules y tener la mesa servida?
No hay que quebrarse la cabeza, ni hacerle al mago o al pitoniso para adelantar el gran final de la telenovela que están viendo los mexicanos, cuyos principales protagonistas son los falsos representantes populares.
EL PRI en el senado avalará el IVA al 16 por ciento, y punto.
Porque, como todos sabemos, a los políticos les vale madres el pueblo.
Y los gobernadores, sólo tienen intereses.
¿O usted qué opina?

¡¡SE DESTAPA LA CLOACA EN EL PODER JUDICIAL!!


El Poder Judicial de Veracruz, sumido en la corrupción, el tráfico de influencias y la desconfianza ciudadana.
La impartición de justicia, transparente, apegada a derecho, pronta y expedita, sigue siendo una fantasía en Veracruz.
Es una vergüenza para los veracruzanos que la estricta aplicación de la ley, sea sólo una candileja.
Gracias a que jueces y secretarios de acuerdos se encuentran al servicio de los poderosos, de los políticos y…muchas veces de las bandas criminales.
Aquel humilde y pobre ciudadano que por desgracia tuvo la mala suerte de caer en manos de algún juez del fuero común, por insignificante que sea el presunto delito cometido, ha tenido que empeñar su alma al diablo para darle el dinero que el juzgador le exige para no refundirlo en la cárcel.
Por eso la gente clama…
¡¡Paren a esos mercenarios de la ley!!
La corrupción, los abusos y violaciones al estado de derecho, son temas que siempre han preocupado al gobernador Fidel Herrera Beltrán. Incluso durante su campaña electoral del 2004 buscando la gubernatura, fueron las demandas que más recibió de los veracruzanos.
Por ello, desde que asumió el gobierno hace casi 5 años, se ha pronunciado porque el Poder Judicial del estado se transforme y modernice; que de una vez por todas sea sometido a una profunda y real reforma, que terminen con los vicios añejos que laceran y lastiman al pueblo de Veracruz.
Fidel ha advertido que si en el pasado la falta de dinero ha impedido la transformación del PJ, en su gobierno ese no sería el argumento para cambiarle el rostro a la impartición de justicia en el estado.
Por ello, para el ejercicio 2008 propuso al Congreso del Estado un presupuesto de mil millones de pesos para el Poder Judicial, superior en más del 30 por ciento al de 2007, mismo que fue aprobado por los legisladores locales.
Y ha correspondido al magistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura del Estado, Reynaldo Madruga Picazzo, disponer y administrar esos recursos financieros, por primera vez tan elevados en la historia del Poder Judicial de Veracruz.
Lamentablemente, durante el periodo de Madruga, no se han vistos cambios sustanciosos en materia de justicia, muchos menos modernización ni reforma alguna en el TSJ.

MADRUGA PROMETIO TODO AL GOBERNADOR

Cuando en diciembre de 2007 Reynaldo Madruga Picazzo resultó electo Presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura del Estado, se dijo espantado de la cloaca corruptiva que ahogaba al Poder Judicial de la entidad.
Y buscando quedar bien con el gobernador Fidel Herrera que “hacía suya la voz de los veracruzanos exigiendo que el Poder Judicial del Estado se reformara”, en su asunción como titular del TSJ, Madruga “reconoció que eran alarmantes los índices de corrupción, y se comprometió a sacudir al árbol de las manzanas podridas”.
Sin embargo, todo sigue igual; los vicios del pasado son el pan de cada día en toda la estructura operativa y administrativa del PJ.
A casi dos años en la Presidencia del Tribunal Superior de Justicia, Madruga Picazzo sigue siendo cómplice de jueces y magistrados, quienes como en cualquier bazar ofrecen y venden la ley al mejor postor.
La sacudida al árbol podrido y el ataque frontal a la corrupción, tan cacareado por el magistrado presidente Madruga, se quedó en una utopía.
Jueces de primera instancia como Ariel Anastacio Robinson Manzanilla, continúan haciendo de las suyas al torcer el estado de derecho para beneficiar a los amigos del poder político, al influyente con dinero, o simplemente a quien le pague más.
Historias alarmantes de tráfico de poder y abuso de autoridad pueden pesar sobre Robinson Manzanilla y demás jueces corruptos, y no pasa nada porque el manto de la complicidad es tan extenso que todavía alcanza para que todos se cubran y protejan.
Los barzonistas xalapeños todavía siguen esperando el resultado de la investigación que realizara el Consejo de la Judicatura del Estado sobre las actuaciones violatorias a la ley que cometiera el juez Robinson Manzanilla al prestarse a los intereses de la banca privada, en especial a la institución HSBC.
Representantes del Barzón, aseguraron en su momento, que son auténticos la firma de Ariel Anastacio, sobrino del ex presidente del TSJ, Miguel Gastón Manzanilla, y el sello del Juzgado Primero de Primera Instancia del cual es titular, que aparecen impresos en los citatorios que la banca usa para amedrentar a sus deudores morosos para que paguen.
Aunque Robinson Manzanilla niega el señalamiento de los barzonistas, y Madruga Picazzo le cree y lo protege, lo cierto es que muchos veracruzanos, en especial los del puerto jarocho, lo recuerdan con exactitud, ya que presuntamente gracias a su maridaje con prestamistas y lenones, perdieron sus viviendas en juicios amañados y vendidos, los cuales el juez, usando todas las artimañas violatorias a la ley, los convertía en asuntos penales, cuando eran de competencia civil.
Por lo tanto, que falsificaron su firma y robaron el sello, podría ser un cuento de Robinson, porque ya tiene antecedentes y experiencia en casos de deudas, sobre todo cuando de chingar al jodido se trata.
Y la mata sigue dando, Robinson y muchos jueces más dependientes de Madruga Picazzo, insisten en echar abajo los deseos del gobernador Fidel Herrera de llevarle a los veracruzanos justicia real y verdadera.
Yo, al igual que lo hacen los Colegios, Barras y Asociaciones de Abogados, me pregunto…
¿Dónde quedaron los mil millones de pesos de presupuesto que hace un año Fidel le inyectó al Poder Judicial para su modernización y reforma?
Porque si bien es cierto que Madruga Picazzo no tiene la necesidad de entregarle cuentas al Congreso del Estado, bueno, en aras de su honestidad y transparencia, que informe al pueblo de Veracruz, dónde se gasta el dinero que cada año le entregan al Poder Judicial.
Que no vaya ser que además de llamarlo el Javier Solís veracruzano, a Madruga lo conozcan o tilden también de corrupto y deshonesto.

Por cierto…
SEÑOR GOBERNADOR FIDEL HERRRA, ya que dedico este espacio al tema de la corrupción en el Poder Judicial de Veracruz, aprovecho para escribir que anda por ahí otro vival, de los muchos que aprovechan su nombre para extorsionar a inocentes, que autonombrándose su compadre y protegido, asegura realizar con su autorización, todo tipo de triquiñuelas y componendas con jueces de civiles y penales del Tribunal Superior de Justicia.
Su nombre es Víctor Manuel Arcos Suárez, y vocifera que, además de hacer los grandes negocios a su nombre vendiendo la justicia, también cobra, sin trabajar, en alguna dependencia pública de su gobierno, porque usted así lo ha dispuesto.
Se comenta que ese pájaro de cuentas, que presume y saca provecho de su cercanía, tiene algunas órdenes de aprehensión pendientes de ejecutar, y como espanta a los jueces y agentes ministeriales de la Procuraduría de Justicia amenazándolos que “van a arrepentirse si lo detienen, porque es protegido del gobernador”, se burla de quienes lo acusan exigiendo su encarcelamiento.
No creemos tal aberración, pero lo hacemos de su conocimiento.
Porque por sujetos como Arcos Suárez, que lo embarran en su caudal de latrocinios que viene cometiendo, se desata el periodismo crítico en su contra.
¿O usted qué opina?

LOS TRAIDORES DE LA FIDELIDAD

Muchos Fidelistas alistan maletas para irse a buscar las alcaldías de sus municipios.
Sus respectivas renuncias a los cargos desempeñados en la actual administración estatal, tienen fecha de la primera quincena del próximo mes de diciembre, y se encuentran ya en el escritorio de la principal oficina de palacio de gobierno en Xalapa.
Aquellos colaboradores del gobernador Fidel Herrera que quieren ahora convertirse en presidentes municipales, ya conocieron las mieles del poder y el perfume seductor del dinero ajeno.
Y como el poder y el dinero marean a los inteligentes y enloquecen a los pendejos, los Fidelistas que se van ya no pueden parar; quieren más y más, hasta que el pueblo aguante y el manto de la impunidad los mantenga cobijados.
Es irrefutable que la inmensa mayoría de los servidores públicos estatales que abandonan el barco de la Fidelidad, se encuentran escandalosamente millonarios.
En los cinco años de servicio al estado, que habrán cumplido cuando se vayan, se hincharon de billetes; las fortunas amasadas no equivalen a los sueldos devengados en los 60 meses de trabajo.
Son enormes las diferencias financieras entre lo que ganan y lo que poseen.
Ni aún sumando todos los pesos y centavos de sus salarios, compensaciones, aguinaldos y gratificaciones, les saldrían las cuentas.
Y es que en verdad existen algunos pillos Fidelistas que se despacharon con la cuchara grande.
Además de sus abultadas cuentas bancarias, tienen propiedades en los fraccionamientos más caros y lujosos de Veracruz, Boca del Río, Xalapa, Misantla, Córdoba, Orizaba, Poza Rica, Tuxpan, Catemaco, y Coatzacoalcos.
Así como también casas de campo junto al mar o al río para los fines de semana, y ranchos ganaderos con cuadras de finos caballos de carreras, cotizados arriba del millón de pesos en el mercado equino.
Qué no decir de las colecciones de vehículos de lujos que ostentan, con valor superior a los 400 mil pesos cada uno.
Sólo los ciegos no pueden ver en Veracruz las riquezas acumuladas en el crisol de la corrupción, el abuso del poder y el tráfico de influencias.
Porque a los nuevos millonarios del sexenio, se les vio llegar con una mano adelante y otra atrás.
Es cierto, algunos viejos amigos de la adolescencia del gobernador Herrera, se quedaron a mitad del camino.
El propio Fidel tuvo que renunciarlos por presuntos actos de infidelidad en el manejo de los recursos públicos.
Raúl Zarrábal García, Gustavo Souza Escamilla y Cirilo Rincón Aguilar, son apenas una tercia de los verdaderos cuates que Fidel llevó al poder, los cuales fueron cesados en sus cargos de Secretario de Comunicaciones, de Turismo y Director de Prevención y Readaptación Social, respectivamente, al parecer por traicionar la confianza del gobernador..
Pero ni viendo caer las barbas de sus compañeros de gabinete, los pillos pusieron a remojar las suyas, al contrario siguieron su carrera corruptiva para continuar llenando sus alforjas.
Sin embargo, a todos los que han abusado del cargo el mandatario estatal los tiene en la mira, y no se descarta una nueva sacudida al árbol de la Fidelidad.
Por lo pronto, el Secretario de Gobierno, Reynaldo Escobar Pérez; el titular de Comunicaciones, Marcos Theurel Cotero, y el Director de Comunicación Social, Alfredo Gándara Andrade, son los primeros tres funcionarios del gobierno del estado que han auto-destapado sus sueños de ser alcaldes de sus pueblos.
Reynaco, quiere ser otra vez presidente municipal de Xalapa; Theurel, ex amigo íntimo de la Marceloca, de nueva cuenta la busca por Coatzacoalcos, y Gándara., la Cochina Gringa, la quiere por Poza Rica.
En forma coincidente los tres precandidatos del tricolor, son de los más cargados en el gabinete estatal; sus fortunas económicas y patrimoniales son incalculables, todas producto de la traición al gobernador Fidel Herrera, quien los invitó para que sirvieran al pueblo de Veracruz, no para servirse.
Los tres, están en el filo de la navaja, y bien merecen trabajos periodísticos especiales.
¿O usted qué opina?

LA MONEDA ESTÁ EN EL AIRE


Por lo menos 10 gobernadores del PRI, andan desesperados por el futuro que tendrá la Ley de Ingresos 2010 en el Senado.
Y como todo apunta que será rechazada por todo el bloque opositor de senadores, a los mandatarios estatales se les nota calientitos, cuales pepitas en comal.
No es para menos…
Esos gobernantes no tienen dinero, sienten que se ahogan, y lo peor es que en 2010 habrá comicios en sus entidades, donde serán electos los sucesores en los cargos que ellos ocupan.
La aprobación del presupuesto 2010 del gobierno federal con todo y aumento en los impuestos, representaba para los gobernadores la gran oportunidad de repartirse algo así como 40 mil millones de pesos en los primeros meses del próximo año.
Ha trascendido que el gobierno calderonista puso en bandeja de plata todo ese billete a disposición de los gobiernos priístas; la única condicionante fue que incluyeran incrementos en el IVA y el ISR.
“Tú mes das, yo te doy”… Ese habría sido el pacto en lo “oscurito” entre representantes del CEN del PRI con los operadores políticos y financieros de Los Pinos y de las Secretarías de Gobernación y de Hacienda y Crédito Público.
Y los del tricolor cumplieron su parte, ordenando a sus diputados federales en San Lázaro a “votar por el paquete fiscal que incluía los aumentos acordados”.
No se esperaba menos de los gobernadores, principalmente de aquellos que mantienen en banca-rota las arcas de sus tesorerías estatales, y que por dinero son capaces hasta de vender a sus progenitoras.
Pero el mundo se les vino encima; ignoraron al pueblo y este en respuesta ha dejado sentir su repudio generalizado.
Los aumentos autorizados desataron barruntos de tempestad a lo largo y ancho del país; todos los sectores productivos rechazan la miscelánea fiscal votada por los flamantes diputados federales.
Las amenazas y advertencias de votos de castigo en futuras elecciones, no se han hecho esperar, y a quien menos les conviene ese malestar popular es al Partido Revolucionario Institucional de la generala Beatriz Paredes.
Y para añadirle más fuego a la hoguera, no faltó el pendenciero e incendiario de César Nava, dirigente del PAN quien, fingiendo demencia a la autoría de los aumentos en los gravámenes, culpó en forma directa a los diputados priístas.
La respuesta del tricolor, se ha dejado sentir; y ahora amenazan que la Ley de Ingresos aprobada por los diputados, no pasará en el Senado de la República y será regresada a San Lázaro.
Es decir…
Los 40 mil millones de pesos que irían a parar a los estados y municipios, se encuentran en el aire; por ello la reunión con carácter de urgente que ayer domingo sostuvieron los gobernadores priístas con senadores de su partido, para medirle el agua a los tamales.
La bronca ahora de los senadores del tricolor es resarcir el posible daño al partido en futuras elecciones, o valerles madre lo que la gente piense, ratificar lo que los diputados aprobaron, y salvar el pacto de los 40 mil millones de pesos que la federación les habría prometido a cambio de salvar su plan fiscal 2010.
Todo está en suspenso, pero mientras tanto muchos gobernadores no dormirán.
DIPUTADOS RIDICULOS
Qué falta de seriedad en los diputados veracruzanos que primero votaron a favor de la propuesta federal de aumentar impuestos, y ahora se les ve haciendo el irrisorio y grotesco papel de andarse desdiciendo de lo que ya quedó registrado para la historia de este país.
Con qué calidad moral la diputación estatal en San Lázaro se atreve a pedirles a los Senadores de oposición al PAN que reviertan lo que ellos aprobaron. Para empezar, el PRI de Veracruz no tiene voz ni voto en el Senado al no contar con ningún representante.
Vaya que resultó atinado el calificativo de Loca Academia de Diputados Veracruzanos, porque sólo para vergüenzas sirven.
Señores diputados, si ya votaron a favor de aumentar los impuestos, acéptenlo y punto; no traten de engañar al pueblo de Veracruz que ya los identificó, y los espera en el 2010.
No busquen que otros hagan lo que ustedes, por falta de pantalones, no tuvieron el valor de hacer.
¿O usted qué opina?

MANTO DE COMPLICIDADES EN LA PROCURADURIA

Por respeto a los que sufren por estas causas, no somos partidarios de la nota roja.
Pero el cobarde e incalificable crimen de una indefensa estudiante de apenas trece años de edad, indigna y encoleriza a cualquiera.
Y todavía más cuando nos enteramos de la complicidad de las autoridades de la Procuraduría de Justicia que, con todo el cinismo, dejan en libertad al único presunto responsable, mismo que horas más tarde es detenido al encontrársele usando los tenis de la víctima.
El homicida Julio Landa Boskit, fue liberado por el Agente Quinto del MP Marco Vinicio Carpinteiro, simple y sencillamente porque el funcionario dijo “no tener elementos de culpa para retenerlo”.
Qué desfachatez.
Qué vergüenza de servidor público.
Aquí lo hemos denunciado hasta el cansancio...
La Procuraduría de Justicia del Estado, se encuentra convertida en una cloaca de complicidades, impunidad, corrupción, tráfico de poder y un lugar donde todos hacen los grandes negocios vendiendo la aplicación de la ley.
Ante el vacío de autoridad de un Procurador atendiendo comprensibles asuntos de salud personal, Subprocuradores, Agentes del Ministerio Público, director, coordinadores y agentes de la policía ministerial actúan en completa impunidad, valiéndoles madres los deseos del gobernador Fidel Herrera de que “en Veracruz el que la haga que la pague”.
Cientos de ejemplos hemos dado en este espacio de la descomposición oficial que vive la PGJ, donde la gran mayoría de los servidores públicos han hecho de la procuración de justicia, el mejor supermercado para ofrecerla al mejor postor.
Para la gran inmensa mayoría de los veracruzanos, pero principalmente para aquellos que han sufrido en carne propia desgracias familiares, no extraña el maridaje que existe entre la inmensa mayoría de los altos funcionarios de la Procuraduría con las bandas del crimen organizado asentadas en territorio estatal.
Protección para que los criminales a plena luz del día realicen sus operaciones delictivas, y el comercio de la información para evitar las órdenes de aprehensión, son el pan de cada día en la institución que no tiene rumbo ni dirección ante la incapacidad de su titular Salvador Mikel Rivera.
Y Pese a que los funcionarios corruptos y mercenarios de la ley han sido exhibidos con las manos en la masa trasgrediendo el estado de derecho, lejos de ser cesados en sus actividades y sometidos a procesos penal o siquiera ser sancionados, el pueblo de Veracruz ha visto con tristeza que se les protege con el manto de la impunidad, y en cambio los ascienden a un cargo de mayor jerarquía.
Marco Antonio Aguilar Yunes, actual Subprocurador de Justicia en la zona de Xalapa, como muchos otros falsos redentores de la ley, pese a sus presuntas servicios prestados como Agente del MP de Boca del Río al narcotraficante Alberto Quintero, fue nombrado, primero, Subprocurador en la región del puerto jarocho, y se dice que, por amenazas de muerte por compromisos no cumplidos las mafias que servía, cambiado a la jurisdicción de la capital del estado.
Por fariseos como el nieto del insigne y respetado político cordobés Silvestre Aguilar Morás, la justicia en Veracruz se encuentra a merced del poder y de la delincuencia.
Y qué coincidencia que casos de impunidad como el reprobable asesinato de la infortunada estudiante de la Secundaria 105 de la ciudad de Xalapa, sucedan en el distrito judicial en el que Aguilar Yunes es el jefe inmediato de Marco Vinicio Carpinteiro, el MP liberador de criminales, poseedor de una impresionante ficha curricular de corrupción en su trayectoria en la PGJ.
Pero el loco del Reynaco Escobar y el propio Procurador Salvador Mikel, blasfeman diciendo...
“En Veracruz no pasa nada, hay paz y tranquilidad”.
Es posible que haya paz, sólo que es la de los sepulcros, la misma que pregonaba el dictador Porfirio Díaz.
Qué esa paz y tranquilidad que tanto pregonan los fidelistas, no sea violada ni en sus hogares, personas o familiares, para que no sientan en carne propia el drama y dolor que hoy sufren los familiares de la niña Laura Jennifer, el mismo del que han sido víctimas cientos de inocentes de la desatada e incontrolable violencia en Veracruz.
A ver qué premio le dan al MP Carpinteiro, protegido de Aguilar Yunes, por dejar libre a un asesino.
¿O usted qué opina?

LA GRAN INCOGNITA…


Prendida de alfileres ha quedado la candidatura de Javier Duarte para el gobierno de Veracruz.
Sus votos en la Ley de Ingresos del gobierno federal para el 2010, podrían convertirse en su infierno y representar su tumba política, enterrando en ella sus aspiraciones de ser el heredero del trono Fidelista para el sexenio 2010-2016.
Podrá Duarte en los próximos meses alcanzar la candidatura de su partido el Revolucionario Institucional. Pero… su triunfo en las urnas se instaló en riesgo de empantanársele.
Y no es para menos.
Echó las campanas al vuelo, antes de tiempo.
Seguido de una bola de aduladores y aplaudido por un séquito de periódiqueros, Javier se dio el lujo de recorrer la entidad veracruzana prometiendo que “su partido no aceptaría ni permitiría ningún nuevo impuesto, ni tampoco incremento alguno en los gravámenes ya existentes”.
Pero lo más grave de Duarte, lo peor de sus promesas, fue asegurar que “él y ningún integrante de la diputación veracruzana apoyaría con sus votos las iniciativas de aumentar la carga tributaria para el próximo año fiscal”.
Con esa bandera de justiciero social enarbolando las causas populares, la de los empresarios, industriales, comerciantes y vendedores ambulantes, el joven legislador cordobés creyó subirse a los cuernos de la luna, y tener agarrado a dios de las orejas.
Sus promesas sirvieron para que durante su corto peregrinar de información por la entidad, recibiera las muestras de agradecimiento y apoyo de todos los que estaban en riesgo de verse afectados directa e indirectamente con los nuevos impuestos que proponía el presupuesto de ingresos de la federación para el 2010.
La férrea y aguerrida defensa que el doctor Duarte y su loca Academia de Diputados prometían en San Lázaro, vitoreada por su grupo de corifeos compuesto en su mayoría por falsos plumíferos, hicieron que el delfín de la Fidelidad, se hinchara de ego y vanidad.
Debo reiterarlo con la puntualidad de siempre…
El arte de la política es de tiempos y de ritmos, justo en el momento de las circunstancias; ni antes ni después.
Abrir la boca sin tener el bocado en sus manos, han colocado en el filo de la navaja al virtual candidato del PRI a la gubernatura de Veracruz.
Lo que deja en evidencia que los halagos desmedidos, la lambisconería desbocada, y su inexperiencia en estos menesteres de la política, empiezan hacer estragos en la incipiente carrera política del ex secretario de Finanzas del gobierno estatal.
A vista de todos están las consecuencias…
Los que hace apenas unos cuantos días en forma incansable se amotinaron en las calles para exclamarle vivas a Duarte creyendo ver al Robin Hodd veracruzano del futuro, la mañana del jueves, una vez aprobada la Ley de Ingresos, fueron víctimas de la decepción y el coraje.
Los integrantes de las Cámaras de Comercio, de Coparmex, de la Canacintra y la Asociación de Industriales del Estado, lanzan pestes, rayos y centellas contra Javier y toda la rufia de legisladores federales que levantaron el dedo en señal de aprobación de los nuevos impuestos.
Y qué decir de los sentimientos encontrados de toda la ciudadanía en su conjunto por lo que consideran el engaño del diputado Duarte.
¡Quisieran lincharlos!
Es lo que dicen en las colonias populares y barriadas del estado donde se presentaron Duarte y compañía a difundir sus discursos de rechazo a la iniciativa presidencial.
¿Qué decir ahora?
¿Cómo dar la cara a los industriales, empresarios y comerciantes?
¿Con qué jalada salirle a los más pobres y jodidos de Veracruz?
Y… con qué clase de cinismo ir a las calles a pedir el voto.
No la tiene nada fácil Javier Duarte.
Lo empinaron y… quién dará la cara por él para rescatarlo del descrédito popular y empresarial.
Porque como lo escribí ayer…
¡Palo dado, ni dios lo quita!
¿O usted qué opina?

¡¡PALO DADO NI DIOS LO QUITA!!

“Que cada quien pague su cuota de responsabilidad por aprobar aumentos en los impuestos”.
Es el grito de defensa del gobernador de Veracruz Fidel Herrera, ante las voces que el pueblo cobrará las facturas en las próximas elecciones.
Y le asiste la razón al mandatario veracruzano.
Todos los partidos políticos que usando a sus legisladores apoyaron incrementar aranceles de la federación, tendrán que asumir los costos políticos por sus acciones.
Claro que Fidel, experto en esas controversias parlamentarias que se dan cuando los congresistas les toca bailar con las más feas por andar autorizando incrementos en los servicios que presta el gobierno, exculpa a su instituto político, diciendo que el PRI no hizo la propuesta de acrecentar los tributos.
Deja entrever el gobernador en su discurso de ayer en el municipio de Nogales, que el pueblo deberá analizar y reflexionar paso a paso todo lo relacionado al tema de los aumentos, antes de señalar a los verdugos.
Debe reconocerse que el gobernador Herrera se manifestó siempre a favor de rechazar el paquete fiscal 2010 del gobierno federal que incluía aumentos generalizados del 2 por ciento, incluídos medicinas y alimentos.
A toda la representación veracruzana en la Cámara Federal de Diputados exhortó a manifestarse en contra de la creación de nuevos gravámenes. Y hasta en el último cónclave la semana pasada del CEN del PRI con gobernadores, manifestó su desacuerdo de no votar a favor de la propuesta de aumentar impuestos.
Indudable es, que los acuerdos en lo oscurito, entre los operadores de Los Pinos y los altos jerarcas del tricolor, no son responsabilidad ni del gobernador de Veracruz ni de sus homólogos que también manifestaron su repudio al incremento a las contribuciones federales.
Por lo tanto, como dijo ayer el tío Fide, “que cada quien asuma su compromiso de lo sucedido la madrugada del miércoles en San Lázaro”.
Es entendible la posición imparcial adoptada por el joven político de Nopaltepec; sabe el fondo de la olla, pero guarda silencio hasta conocer el desenlace final que habrá en la Cámara de Senadores, donde los perredistas amenazan con desatar barruntos de tempestad.
En éstos momentos Fidel no puede dar señales de parcialidad e inclinación.
Menos ahora que el país arde por los aumentos a los impuestos.
Existe condena generalizada por la autorizada Ley de Ingresos del gobierno federal para el año fiscal 2010.
Maldiciones, consignas y reproches de todos los sectores productivos del país, se escuchan donde quiera.
Y no son para menos.
El pueblo mexicano esperaba que sus representantes populares en San Lázaro, desecharan y cerraran el paso a toda propuesta de la federación de aumentar impuestos bajo el argumento de incrementar la recaudación tributaria.
Esperaban que sucediera el milagro que todos los grupos opositores en la Cámara de Federal Diputados, se fajaran los pantalones y cerraran el paso a toda propuesta de aumentar impuestos.
Pero no fue así.
Se ingnora, en estos momentos, si tuvieron algo qué ver los famosos cañonasos de millones de pesos que acostumbra obsequiar cualquier gobierno cuando busca que le cumplan caprichos.
El tiempo lo dirá.
Por lo pronto, los diputados federales han dado el primer paso para que, de nueva cuenta, sea el pueblo, los más de 60 millones de pobres y jodidos de este país, los que finalmente paguen los platos rotos.
Todo queda en mano de los senadores.
Yo me despido por hoy escribiendo lo siguiente…
Los priístas se lavarán en salud diciendo que ellos no fueron los creadores de aumentar los impuestos.
Sin embargo… la vieja usanza popular reza que “tanta culpa tiene el que mata la vaca, como el que le agarra la pata”.
¿O usted qué opina?

COAHUILA Y TABASCO SACUDEN AL PANISMO


El PRI sigue pavimentando su camino de regreso a Los Pinos en el 2012.
Despacharse con la cuchara grande en los comicios del domingo pasado en Tabasco y Coahuila, son señales visibles que el Partido Revolucionario Institucional de la generala Beatriz Paredes, prepara su retorno triunfal a palacio nacional.
No hay vuelta de hoja…
El PRI tiene a su favor para recuperar la presidencia de la república en las próximas elecciones federales de julio de 2012.
Haber arrasado en los últimos comicios locales en aquellas dos entidades y sumados a todos los triunfos obtenidos en la era calderonista, son muestras de la superioridad política del PRI sobre un decepcionante PAN y un desmantelado PRD.
La propia incapacidad de los gobernantes surgidos de Acción Nacional, y el caudillismo en el Partido de la Revolución Democrática, han propiciado el reposicionamiento del instituto tricolor a lo largo y ancho del país.
Por esa impresionante racha triunfadora, tanto en alcaldías, diputaciones locales y federales y retención de gubernaturas, el PRI ha echado las campanas al vuelo.
Sin embargo, faltaría por ver cómo llegan el PRI y sus precandidatos al proceso selectivo de su abanderado para el 2012.
Porque no vaya ser que se presente el fantasma divisorio del 2006, cuyas formas amañadas que eligieron al candidato presidencial Roberto Madrazo Pintado, terminaron partiendo al PRI, provocando que en los comicios fuera enviado al tercer sitio en las preferencias electorales de aquel año.
El 2012 no está exento para el PRI de cometerse los errores del pasado.
Principalmente hoy que las manos del truculento y corrupto Carlos Salinas de Gortari, mueven los hilos de la política nacional y se apoderan del mando y control del CEN del PRI, convirtiendo a Paredes, a Manlio Fabio y a Francisco Rojas en sus títeres que maneja según convenga a sus intereses.
El ex presidente está de regreso en México para cobrar facturas del pasado, y los tres, Beatriz, Manlio y Paco, deben en gran parte su encumbramiento político al tenebroso Salinas, por ello la sumisión y el respeto.
Pero… ¿A quién apoya Salinas para la candidatura presidencial?
La inmensa mayoría de los priístas apuestan doble contra sencillo que el delfín salinista es el gobernador del estado de México, el palomo Enrique Peña Nieto, y el hecho de que aceptara venir a Veracruz para apapachar y tirarle flores a Fidel Herrera, fue parte de su perversidad.
Sin embargo, por su incuestionable liderazgo político en su entidad, producto de los satisfactorios resultados electorales favorables a su partido, el mandatario veracruzano se encuentra en condiciones claves para vender caro su declinación a la candidatura presidencial y sumarse a su homólogo Peña Nieto, en el remoto caso que éste sea el ungido del tricolor.
Pero no se olvide que antes del 2012 tenemos a la vuelta de la esquina el 2010, donde habrán de renovarse diez gubernaturas, entre estas la de Veracruz, que de conservar el PRI, podría convertirse la punta de lanza del posicionamiento del gobernador Herrera en la carrera sucesoria a Los Pinos.
Por lo anterior, es importante saber hasta dónde tendrán libertad los gobernadores del PRI para designar a sus delfines en las entidades que habrán elecciones en el año que viene.
En el exclusivo caso de Veracruz, la generala Paredes del CEN priísta, el senador Manlio Fabio Beltrones, banqueros y ricos empresarios, y hasta el propio Salinas, tienen sus propios “gallos” para la gubernatura, que desde luego, no es el mismo que apadrina Fidel.
Por lo tanto, sólo podría bastar una pequeña e insignificante chispa para que los intereses ajenos al gobernador Herrera, incendien Veracruz demandando democracia en un proceso abierto para sacar al candidato del 2010.
Democracia, justo lo que reclama y exige un rebelde diputado local ex fidelista que se aferra a la candidatura apoyado precisamente por los enemigos políticos de Fidel, aquellos que ya tienen en el palomo, al candidato para el 2012.
Muchas sorpresas que irán conectadas al 2012, habrán de pasar todavía en Veracruz, antes y después de que Fidel quite la capucha a su tapado.
¿O usted qué opina?

LA HISTORIA TRUCULENTA DE UN FUNCIONARIO CORRUPTO


“No te pido que me des de tu bolsa; sólo ponme donde haya, que de lo demás yo me encargo”.
Lo anterior, es la conocida súplica que todos los días recibe el gobernante en turno por parte de sus amigos, parientes o familiares, acostumbrados siempre a mamar y enriquecer del erario público.
En el ejercicio del poder en México, no hay político entronizado que no ayude a sus cuates, amantes y consanguíneos, bien nombrándolos titulares en cargos oficiales, o simplemente ordenando que con sueldos insultantes para el pueblo los mantengan de pilotos aviadores en las dependencias o instituciones de gobierno.
Esos son, para desgracia de los 70 millones de pobres y jodidos de éste país, los viejos usos y costumbres en que se práctica y ejerce el poder gubernamental, donde la riqueza se reparte en exclusiva para una elite cubierta por el manto de la complicidad y la impunidad.
Veracruz no es la excepción.
El actual gobierno del estado, no es ajeno al tráfico del influyentismo ni mucho menos al surgimiento de nuevos millonarios, dueños de incalculables y sospechosas fortunas amasadas de la noche a la mañana en la era de la Fidelidad.
Fidel Herrera Beltrán, no se salva de la traición de los grandes amigos que llevó al poder para que trabajaran y sirvieran al pueblo de Veracruz, pero que terminaron defraudando su confianza.
Por incurrir en actos deshonestos en el manejo del dinero público, muchos desleales colaboradores del mandatario veracruzano han sido corridos en forma vergonzante del gobierno estatal.
Pero el cáncer de la corrupción en secretarías de despacho; subsecretarías; direcciones; subdirecciones y fideicomisos no fue extirpado de raíz; el mal sigue teniendo muchas ramificaciones, quizás imposibles de detectar hasta por el propio gobernador.
Por lo que, otro buen tanto de pillos en distintas áreas del gobierno estatal siguen despachándose con la cuchara grande.
El doctor José Raúl Zamora Hernández Jáuregui, director general del Hospital Regional del Puerto de Veracruz, es sólo otro eslabón perdido de la inmensa cadena corruptiva que bien se esconde a los ojos de Fidel Herrera.
Resulta que como simple jefe de un nosocomio dependiente de la Secretaría de Salud del gobierno del estado, el médico Zamora es señalado de cometer todos los latrocinios con los recursos financieros a su cargo, beneficiando a familiares directos y hasta a la presunta amante en turno, a quien todos identifican en el nosocomio como “Alejandra”, la primera dama.
Se ignora si como director del Hospital Regional del puerto jarocho Raúl Zamora gane tanto dinero disfrutar de privilegios y cumplir caprichos muy caros, tanto a sus hijos como a la “Primera Dama”.
Por ejemplo…
Comentan que el auto Beetle 2008, propiedad de Zamora pero que usaba su hija mayor, en forma misteriosa se incendió el pasado 25 de agosto, y ni tarde ni perezoso el galeno acudió a la agencia automotriz donde su compadre es gerente y compró de contado una camioneta Mazda CX7 para su desconsolada nena”. A principios de este año también adquirió otra Mazda 3 para otra de sus herederas.
De Raúl junior, se cuentan historias escalofriantes al frente de los carros de lujo que le compra “papi”, los cuales conduciendo en completo estado de ebriedad, termina destrozándolos después de agarrar de pista de carreras las calles y avenidas de la zona conurbada Veracruz-Boca del Río. Decenas de veces ha sido perseguido y detenido por la policía intermunicipal y tránsito municipal, pero las influencias del progenitor lo salvan de ser consignado ante el MP. En cuanto a los arreglos de los carros del hijo, como el SEAT Córdoba, color rojo, son reparados en el taller “Servicio Montalvo”, con cargo al Hospital Regional. En una de tantas ocasiones de persecución policíaca “Raúlito” impactó su carro contra una barda y se le reventaron tres llantas, y como premio su padre ordenó compraran 4 neumáticos marca Pirelli, con valor de 2 mil 400 pesos cada una. La factura de esta compra especificaba que las llantas fueron para una ambulancia del Hospital.
En cuanto a su secretaría Alejandra, alias la “Primera dama”, presumen que el doctor Zamora también la trata como toda una “reina”. Carro Tuareg 2010 a la puerta, choferes a su servicio, rehabilitación integral de su residencia, y todo tipo de canonjías como empleada del Hospital.
El doctor José Raúl Zamora, engaña a todos con su “carrito” Cuttlas 1989 con el que llegó a la dirección del nosocomio hace un año 9 meses y que dice conservar porque está lleno de recuerdos. Lo que pocos saben es que se construyó una mansión en el lujoso y exclusivo fraccionamiento Palmas, de Medellín de Bravo, totalmente amueblada y climatizada.

DESPILFARRO EN GASTOS DE GASOLINA Y NEXTEL

Los informes señalan que cada 30 días el Hospital factura alrededor de 80 mil pesos a la gasolinera “Servicio Olimpia”, de general Prim esquina Virgilio Uribe en Veracruz, y los únicos que abastecen de combustible son los carros de la familia del doctor Zamora, los de su secretaría Alejandra y sus choferes.
Los de Zamora son…
Dodge Nitro; Wolkswagen Bora; Seat Córdoba; Mazda 3 y Mazda CX7.
De Alejandra, la “Primera dama”…
Wolkswagen Derby; Wolkswagen Tuareg.
Y los carros oficiales para personal son: camioneta Dondge Pickup, que usa el chofer de Alejandra y una Ford Econoline, que agarra el doctor Zamora para viajes de fin de semana con su familia.
En cuanto al servio Nextel el Hospital paga 17 mil pesos mensuales por los 20 aparatos que traen exclusivamente el doctor Zamora, su familia, Alejandra y los recomendados de ésta influyente “secretaría” privada.
Y como Alejandra es una eficiente “colaboradora” del doctor Zamora, sugirió a su jefe que remodelara la dirección del Hospital. Incluyendo muebles nuevos; televisor de plasma; computadora de escritorio; mini laptop, impresora laser, y otros detalles, la suma invertida fue de 120 mil pesos.

LOS GRANDES CONTRASTES DEL DOCTOR ZAMORA.

El hospital carece de los indispensable para prestar el servicio médico de “Alta Especialidad” que desea el gobernador Fidel Herrera. Las enfermeras no tienen guantes ni gasas para atender y curar a los enfermos; y por falta de focos en los quirófanos los cirujanos han tenido que suspender diversas cirugías. Ante las protestas y reclamos de médicos jefes de turno de que “sí hubo dinero para lujos personales en su oficina, y no lo hay para necesidades básicas de la institución”, el doctor Zamora ha expresado que “me vale madres, aquí mando yo, me puso mi amigo el gobernador, y al que no le guste que se le largue del hospital”.
Y es tanta la prepotencia del funcionario de la Secretaría de Salud que pese a saber que en Veracruz “los niños no se tocan”, tuvo el atrevimiento de quitarle a los niños del albergue Manuel Gutiérrez Zamora, de Boca del Río, una camioneta Econoline que el propio gobernador les había donado para su transporte; lo mismo hizo con otro vehículo similar al servicio del Programa Fiel contra la Obesidad, y los dos los ocupa para “asuntos personales”.
El director del Hospital Regional de Veracruz, José Raúl Zamora se considera un Fidelista intocable; sus majaderías, abusos y despotismo nadie las soporta en el nosocomio.
Y sólo los proveedores a los que les adeuda pagos por varios cientos de miles de pesos, como Everardo Alarcón, han recibido su pago cuando han amenazado al doctor Zamora con denunciar todas sus arbitrariedades con el gobernador Fidel Herrera. Incluso el ingeniero Arturo Díaz recurrió al mismo esquema del chantaje para que el médico le terminara de pagar los trabajos de construcción de su mansión en las Palmas.
Ver para creer…
Cómo se la gastan los funcionarios del gobierno del estado que embarran en sus pendejadas al propio gobernador Fidel Herrera, a quien siempre se refieren como “mi gran amigo”.
Y reitero…
José Raúl Zamora Hernández Jáuregui, es sólo uno más de los que Fidel llevó a servirle al pueblo de Veracruz, y le fallaron.
¿O usted qué opina?

¿AYUNTAMIENTOS QUEBRADOS? O ¿DESFALCADOS?

En bancarrota los ayuntamientos del estado.
Alcaldes despilfarradores del dinero ajeno, se acabaron el presupuesto 2009 tres meses antes que concluyera el año fiscal.
Y como ya no tienen parque en sus tesorerías para seguir llevando ese costoso tren de vida que les ha dado poder, dinero y mujeres, los presidentes municipales andan haciéndole a la llorona en el Congreso Local para que les autoricen endeudar sus ayuntamientos hasta por 15 años.
Decenas de solicitudes para contratar millonarios créditos son las que los alcaldes en funciones han enviado a la Cámara de Diputados, en demanda del visto bueno para romperle toda la figura, por lo menos, a los siguientes cinco alcaldes que se atrevan a presidir los ayuntamientos que hoy se ven amenazados de quedar amarrados y quebrados financieramente.
Veracruz, Xalapa, Boca del Río, Minatitlán, Coatzacoalcos, Córdoba, Orizaba, Tierra Blanca, Misantla, por mencionar algunos, encabezan la larga lista de municipios que a gritos sus alcaldes demandan dinero fresco.
En cada una de esas municipalidades pedigüeñas, no se observan la ejecución de grandes obras de beneficio colectivo que justifiquen la inversión de sus millonarios presupuestos autorizados a principio de año, y principalmente en qué rubros gastaron las participaciones federales que, aún cuando disminuyeron, cada mes fueron abonadas en forma puntual a las cuentas de las tesorerías.
Alcaldes ineptos y mandilones, dicen no tener dinero, pero tampoco se ve dónde invirtieron los recursos de 2009.
Porque ha sido precisamente durante este año 2009 cuando los señores presidentes municipales de Veracruz recibieron dinero a manos llenas, muy por aparte del concerniente a los presupuestos anuales autorizados.
Debe recordarse que a invitación y por intermediación del gobierno estatal, más de 200 municipios de los 212 que integran el estado, entraron al moderno y novedoso esquema bursátil como mecanismo para recibir dinero en forma fácil y rápida.
Sólo bastó que los cabildos de los municipios autorizaran bursatilizar el 20 por ciento de lo correspondiente al pago de la tenencia vehicular, para que en menos de 30 días obtuvieran más recursos, gracias a ese nuevo y efectivo sistema generador de deudas eternas, puesto de moda en Veracruz por el gobernador Fidel Herrera.
Y todavía como premio a su disposición de bursatilizar el 20 por ciento del impuesto vehicular que, estados como Querétaro decretaron desparecer, los suertudos alcaldes de Veracruz recibieron del gobierno Fidelista un peso por cada peso que les generó entrarle a la Bolsa Mexicana de Valores.
Es decir, que de golpe y porrazo, los presidentes municipales obtuvieron para repartirse algo así como 3 mil 200 millones de pesos, según lo difundido por el entonces titular de Finanzas, Javier Duarte.
¿Y dónde quedaron esos miles de millones de pesos, cuya condicionante de entrega fue que se invirtieran exclusivamente en obras para el pueblo?
Ahora resulta que los alcaldes no hicieron obras y tampoco tienen ya dinero.
Lo extraño es que hace apenas un par de meses, el propio gobernador aseguró que el dinero generado por la bursatilización, incluido el peso por peso aportado por su gobierno, se encontraba en las cuentas bancarias de los municipios, por lo que urgió a los alcaldes a invertirlo en beneficios al pueblo como manera de reposición de las disminuidas participaciones federales.
Sin embargo, los presidentes municipales, en su mayoría pertenecientes al PRI Fidelista, insisten no tener un solo peso en las arcas municipales.
Si el gobernador asegura que sí tienen dinero guardado, y les ordena que dejen ya de tenerlo sudando, y los alcaldes contestan que están en cero……
¿Quién miente?
¿O usted qué opina?

¡¡CUIDADO!!...PUEDE DESPERTAR EL MÉXICO BRONCO

Amenazan a México los demonios del pasado.
Aquellos que fueron causantes de las luchas de independencia en 1810, y 100 años después, en 1910, los de la Revolución Mexicana.
Han transcurrido doscientos años de la justa heroica iniciada por don Miguel Hidalgo para terminar con la esclavitud y yugo español, y cien años del movimiento revolucionario de Francisco I. Madero contra el imperio de Porfirio Díaz.
Después del grito de Independencia del cura Hidalgo aquella madrugada del 15 de septiembre de 1810, transcurrieron cien largos años para que los revolucionarios mexicanos iniciaran una nueva revuelta contra el dictador Díaz.
Los orígenes de aquellas luchas fueron en respuesta a la opresión que vivía el país, primero de mano de los conquistadores españoles, y después de los caciques y terratenientes.
Gracias a Hidalgo, Morelos, Aldama, Allende, y a Zapata, Carranza y Madero, entre otros grandes personajes de aquellas gestas heroicas, México alcanzó independencia y libertad.
Sin embargo, pareciera que los logros alcanzados hace doscientos y cien años respectivamente, en forma pasiva se han ido tirando a la borda cada sexenio de gobierno en la presidencia de la república.
Primero 71 años ininterrumpidos de mandatos emanados por el Partido Revolucionario Institucional, fundado en 1914 por Plutarco Elías Calles, y los últimos 9 años por fervientes militantes del Partido Acción Nacional, considerado en México como institución política de derecha.
El 2 de julio de 2000 cuando el PAN y su candidato Vicente Fox ganaron la elección presidencial terminando con la supremacía tricolor, los mexicanos revivieron sus esperanzas de transformaciones verdaderas en el país, alentando un mejor futuro económico y social para todos.
Pero los que se desbordaron en las urnas a favor de Fox y sus promesas de cambio que terminaran con la corrupción imperante en los gobiernos priístas, pronto se decepcionaron.
El hombre de la botas resultó peor que sus antecesores… su administración terminó hundida en el fango, inmersa en el tráfico del poder que convirtieron en multimillonarios a muchos de sus cercanos colaboradores, y principalmente a su esposa Martha Sahagún y a los hijos de ésta, los pillos hermanos Bribiesca.
Con Felipe Calderón, otro distinguido miembro del PAN llegado a la presidencia en medio de sospechas y dudas electorales, el país no tiene rumbo ni destino, y las buenas intenciones del michoacano se vinieron abajo con la devastadora crisis financiera mundial.
La recesión económica ha sido de resultados catastróficos para los mexicanos; los precios de los productos básicos están yéndose a las nubes porque nadie controla a los hambreadotes comerciantes.
Y según números de organismos no gubernamentales más de 4 millones de compatriotas han sido lanzados a las calles en los últimos 12 meses quedándose sin el sustento diario para llevar a sus hogares.
La situación que vive México es en verdad de emergencia nacional.
Pero el gobierno calderonista pareciera estar sordo y ciego ante los reclamos y necesidades de sus gobernados, y lejos de visos de un mejor mañana, atiza más fuego a la hoguera.
Primero propone para el 2010 un paquete fiscal con aumentos generalizado del 2 por ciento que representaría el tiro de gracia para la insoportable situación económica de los mexicanos más pobres y jodidos de este país, que desde luego aunque sea de palabras, no es aceptado por la mayoría de diputados y senadores priístas en el Congreso de la Unión.
Y como si la crisis y su tentativa de más y nuevos impuestos no fueran suficientes para el descontento social, Calderón y su grupo de asesores decidieron exterminar a la Compañía Luz y Fuerza del Centro, bajo el pretexto de ser una paraestatal inoperable a la que cada año tenían que subsidiarla con más de 40 mil millones de pesos.
A los miles de trabajadores y sus dirigentes se les relaciona con el ex candidato presidencial del PRD Andrés Manuel López Obrador, por lo se asegura que el motivo principal de Calderón para desaparecer a Luz y Fuerza, fue quitarle al Peje una de sus vitales fuentes de financiamiento, después del gobierno del Distrito Federal.
La monstruosa marcha de más de cien mil manifestantes por la liquidación de esa compañía de luz el jueves en la ciudad de México, habló por si sola. Es la voz del repudio a las políticas económicas del gobierno federal.
El descontento social se ve y se siente en cualquier rincón de la república; no hay lugar donde no se escuchen maldiciones contra Carstens, el secretario de Hacienda, y contra la propia investidura presidencial, a la cual consideran impotente e incapaz para sacar del hoyo al país.
Sin el ánimo de convertirme en agorero del desastre, pregunto…
¿Qué más sigue en México?
Porque el país se le deshace a Calderón en las manos, alimentando la descomposición social, llevándolo a terrenos pantanosos, como aquellos que hace 200 dieron origen a cruentas y ensangrentadas luchas y movimientos por una mejor patria.
Rogamos por que la sangre no llegue al río.
¿O usted qué opina?

EN LA MIRA FIDELISTA LAS ALCALDÍAS DE VERACRUZ Y BOCA DEL RÍO


Las millonarias alcaldías, en la mira de Fidel..
Muy por aparte de la crisis interna que enfrentará el PRI estatal por el dedazo y la imposición de Javier Duarte, para Fidel Herrera el asunto de la candidatura de su partido al gobierno de Veracruz parece ser caso cerrado.
Como aquí lo escribí en forma anticipada, así se opongan Yunes Landa, Adolfo Mota, Pepe Yunes y Ranulfo Márquez, en diciembre próximo el diputado federal Duarte y Ochoa será ungido como la esperanza de la Fidelidad en las elecciones del primer domingo de julio de 2010.
Lo que ahora preocupa al gobernador Herrera, son los nombres de los futuros candidatos a presidentes municipales de las principales ciudades, en las que tiene intereses primordiales por el surtido rico de negocios en los que incursiona.
El pasaje turístico-portuario de la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, representa la madre de los grandes proyectos comerciales del mandatario veracruzano. Tanto tiene inversiones millonarias en la empresa sin chimeneas, como también en las principales graneleras que operan en la zona marítima del puerto jarocho.
Por lo tanto, el control político de los municipios de Veracruz y Boca del Río para los siguientes años, es estratégico para el gobernador Fidel Herrera.
Sin el poder y control de su cuñado incómodo Abelardo Coello, el actual alcalde Jon Rementería ha resultado un verdadero pelele que Fidel controla, maneja y hace como él quiere. De tal grado es la sumisión del gastroenterólogo que, se presume, el 50 por ciento del monto total de las participaciones federales que cada mes recibe el ayuntamiento de Veracruz, no llegan a las arcas del municipio porque Fidel se queda con dichos recursos.
Por ello, el cuatro veces histórico puerto de Veracruz, luce abandonado y desierto; el 90 por ciento de las obras iniciadas con capital exclusivo de la comuna, permanecen inconclusas desde hace más de seis meses; y no hay para cuando terminarlas porque la administración del ex secretario de Salud del gobierno Fidelista, no tiene dinero.
Incluso, el préstamo de 200 millones de pesos que el municipio de Veracruz pedirá a BANOBRAS, es a sugerencia del propio gobernador Fidel Herrera, y no serán para concluir los trabajos abandonados, sino que los guardarán y tendrán listos para usarlos en la campaña municipal del 2010.
Aunado a conservar la gubernatura con Javier Duarte, ganar Veracruz y Boca del Río, representa asunto medular en las obsesiones de Fidel; asegurar tres años (2010-2013) detrás del poder en esos dos municipios conurbados, le roba el sueño al político de Nopaltepec, en virtud que están considerados como sus principales fuentes de financiamiento en su loca carrera por siquiera arañar la inalcanzable candidatura del PRI para el 2012.
Y en base a ese proyecto ambicioso de seguir posesionado del municipio jarocho y arrebatarle a los Yunes su feudo en Boca del Río, Herrera Beltrán alista sus cartas para ambos ayuntamientos.
Es decir, cuenta con su lista de amigos preferidos para seguir haciendo los grandes negocios al amparo del poder.
Para el puerto de Veracruz las cartas fuertes de Fidel son sus amigos Félíx Castellanos Rábago, presidente de la Unión Ganadera de la Zona Centro; Enrique Cházaro Mabarak, empresario gasero y Presidente de la Comisión de Presupuesto y Fiscalización del Consejo Político del CDE del PRI, y el industrial Anselmo Estandía, operador Fidelista para que el truculento y nefasto ex presidente Carlos Salinas de Gortari aceptara venir a Veracruz a lisonjear al gobernador Herrera.
Los tres, representan la trinca diabólica de la que Fidel quiere sacar al próximo candidato a presidente municipal de Veracruz; aquellos que incluyen a la diputada federal Carolina Gudiño, se equivocan; la nueva amiga íntima de la generala Beatriz Paredes Rángel, es parte de otro proyecto político del gobernador para el 2012.
Los tres, Félix, Enrique y Anselmo, aún cuando Fidel los defiende y encarta como “personas honorable”, tienen sus historias secretas que, sin lugar a equivocarme, sólo aquí en este espacio sacaremos a la opinión pública justo en el momento indicado, ni antes ni después.
Por Boca del Río, la carta fuerte de Fidel se llama Salvador Manzur, actual diputado federal y uno de sus ex jefes de carga de los portafolios repletos del dinero que el entonces legislador Herrera Beltrán, mandaba recolectar a los ingenios azucareros y diversas organizaciones sindicales, “para cumplir con sus gestiones en San Lázaro”.
Como ganó la elección del 5 de julio, Fidel sueña con que Manzur arrebate la alcaldía a los Yunes.
Pero…está en chino.
Si viniendo Miguel Ángel Yunes Linares como candidato del PAN, la gubernatura podría escapársele a los Fidelistas, Boca del Río, cuna del yunismo, sería PRI comido.
¿O usted qué opina?

QUIÉN LE GUSTA…YUNES O DUARTE

El escenario político para la gubernatura de Veracruz en el 2010 parece estar descubierto y decidido…
Por el PRI, Javier Duarte y Ochoa; PAN, Miguel Ángel Yunes Linares y Convergencia, Dante Delgado.
Sólo faltaría el PRD, pero como es un partido prácticamente muerto en el estado, sólo tiene el camino de la alianza…bien con el PAN, como sucedió en Oaxaca, o al lado de la franquicia del ex gobernador sustituto, al igual que en el 2004 y 2006.
Si finalmente el instituto del Sol Azteca por intermediación de su dirigente nacional Jesús Ortega y su política anti-pejista, corre el riesgo de ir solo, entonces la representación para el 2010 recaería en el senador Arturo Herviz Reyes, pero éste y la carabina de Ambrosio son lo mismo.
Herviz, es el responsable directo del catastrófico entierro político del PRD en Veracruz; sus prácticas de caciquil principante imponiendo dirigentes a su servicio, han conducido a la desaparición del PRD veracruzano.
No hay duda alguna…
El combate del 2010 por el gobierno de Veracruz, considerado de pronósticos reservados, sólo tiene dos invitados especiales.
La cruenta y despiadada lucha en las urnas por ganar el gobierno estatal, nada más cuenta con dos contendientes…PAN y PRI.
Lo demás es basura.
Incluyendo al senador convergente y su negocio particular instituido Convergencia, quien como zorro del quehacer político, se encuentra a la caza de la mejor opción para decidir por quién declina su candidatura, si por Duarte para beneficiar a Fidel, o por Yunes Linares, atendiendo los consejos de su amigo el diputado local plurinominal de su partido, Sergio Vaca Betancourt.
Debe recordarse que en la elección de septiembre de 2004, Dante dividió los resultados; los votos que él se llevó a Convergencia, terminaron beneficiando al priísta Fidel Herrera Beltrán.
De anotarse Dante solo con su partido para el 2010, podría considerarse como una decisión muy bien planeada, en la que no se descarte que Fidel meta las manos, para empujar a la repetición del escenario electoral del próximo año en cuanto a la gubernatura.
Pero mientras el ex gobernador interino de Veracruz corta las margaritas y juega con sus aspiraciones, en cuanto al PAN y el PRI, todo está dicho.
Javier Duarte y Yunes Linares, no tienen problemas que les roben el sueño.
El actual diputado federal por el distrito electoral de Córdoba, de no enfermarlo Fidel en los próximos meses, será el abanderado del Partido Revolucionario Institucional en los comicios del 6 de julio de 2010, buscando refrendar la permanencia Fidelista en el gobierno de Veracruz.
La Gata Mansa, o el Cabeza de Lata, como suele llamar Fidel Herrera a Héctor Yunes Landa y a Ranulfo Márquez Hernández, respectivamente, nada tiene qué hacer en la contienda interna del PRI; su papel de precandidatos fue lo máximo que alcanzaron sus aspiraciones.
En cuanto al diputado federal preferido de la generala Beatriz Paredes Rángel, José Yunes Zorrilla, de nada sirvieron sus favores de traerle a Fidel, vía el Secretario de Sedesol Ernesto Cordero Arroyo, todo un ejército de auditores con doctorado en enderezar entuertos financieros para que taparan todos los grandes desvíos de dinero de su gobierno.
Si Pepe Yunes, sabe contar, que no cuente su participación en el 2010, salvo lo que diga su único benefactor, su padre José Yunes Suárez, quien al parecer también habría sido víctima del agarra-pendejos del gobernador Fidel Herrera.
Por su parte el director general del ISSSTE, con el apoyo determinante de su amigo el presidente Felipe Calderón en su calidad de militante blanquiazul distinguido, tiene ya en la bolsa la candidatura del Partido Acción Nacional para el 2010, cuyo único objetivo es vencer a la Fidelidad y sacar de palacio de gobierno PRI.
Así rebuznen o pataleen los bugancistas, los Bueno Torios y los Julistas, Miguel Ángel Yunes Linares, es el próximo candidato del PAN al gobierno del estado. Todos los expedientes truculentos y corruptivos del quehacer público y político de la trinca infernal, se encuentran en el escritorio del Secretario de Gobernación Fernando Gómez Mont, por si hay necesidad de aplacarlos para que se conviertan en aliados del titular del ISSSTE.
El interés de Calderón en Veracruz por cobrar facturas pendientes a la Fidelidad, reúne en Yunes el perfil adecuado y preciso para que Acción Nacional aspire en arrebatar el gobierno estatal al PRI.
Y Yunes Linares no viene a ver si puede, menos a perder la elección.
Así es que señores, hagan sus apuestas.
¿O usted qué opina?

LOS PERIODIQUEROS ANGUSTIADOS...DUARTE NO TIENE DINERO


Todos se le tiran al piso a Javier Duarte.
Desde el funcionario fidelista más encumbrado, hasta el periódiquero más lambiscón y arrastrado.
Los integrantes del gabinete estatal que en diciembre de 2004 juraron lealtad eterna al recién estrenado gobernador Fidel Herrera, hoy aborrecen y tiran la camiseta de la Fidelidad, para proclamarse “Duartistas de hueso colorado”.
Por su parte los mal llamados “representantes de la prensa”, también realizan labor destacada en las tareas de pre destape del diputado federal por el distrito de Córdoba y ex secretario de Finanzas del gobierno estatal.
Los conocidos mercenarios de los medios de comunicación del estado que hoy se entregan a dios y mañana al diablo, creen estar haciendo los negocios de sus vidas con la imagen de Javier Duarte.
La radio y televisión dedican sus mejores espacios informativos y publicitarios para idealizar y venderle la imagen de Duarte a los veracruzanos.
Los pasquineros y reconocidas editoriales llenan sus páginas de multicolores imágenes personales y familiares del destapado delfín fidelista para la candidatura del PRI del 2010 al gobierno de Veracruz.
En fin…
Los “periodistas” de siempre, esos trapecistas sexenales que lo mismo adoran a Fidel que a los propios enemigos del gobernador, sueñan con estar agasajándose con la pre-candidatura del doctor Duarte y Ochoa.
Y no es para menos.
Números fríos de una discreta comisión especializada en costos de imagen publicitaria que hace su trabajo en Veracruz, aseguran que si todas las actividades de promoción de Javier Duarte en los últimos 30 días se facturan, la suma rebasaría los 50 millones de pesos.
Leyó usted bien amable lector…
¡¡50 millones de pesos en 30 días por la abrumadora cobertura del Duartismo!!
Nada más por aparecer todos los días en las TV Novelas de los noticiarios, y en las portadas de todos los impresos aduladores de la falsa imagen del gobernador Fidel Herrera, incluyendo a los que “no se venden” porque la totalidad de sus publicaciones son financiados por la tesorería estatal.
Hoy en día todo es fiesta en el equipo de Duarte porque los plumíferos, pensando en el soborno, de la noche a la mañana han convertido en gente importante al hijo putativo de Fidel Herrera.
Pero… ¿Y si Duarte no llega a la recta final y no es el candidato Fidelista del 2010; o sí es el abanderado y no gana la elección al panista Miguel Ángel Yunes Linares?
Vaya bronca que se desataría entre los mercachifles del periodismo veracruzano por saber quién o quiénes les pagaría sus servicios prestados al PRI.
Vienen a mi memoria esos momentos difíciles que enfrentó Gerardo Buganza Salmerón como candidato perdedor del PAN, en la contienda por la gubernatura en el 2004.
Cuando el Tribunal Electoral de la Federación confirmó el triunfo del priísta Fidel Herrera Beltrán, a Buganza se le vino el mundo encima por todas las deudas de publicidad acumuladas durante su campaña política. Guiado de la mano experta de Yunes Linares, el cordobés abrazó el sueño de la gubernatura, y a punto estuvo de sepultar políticamente a Herrera Beltrán.
Cuentan los seguidores de Buganza en 2004, que las deudas rebasaban los 26 millones de pesos; le debía a todo mundo…a televisoras, radiodifusoras, periódicos y hasta a las empresas diseñadoras que imprimieron su propaganda político-electoral.
No haber sido gobernador resultó un golpe demoledor para Buganza, y el pago a medios y proveedores dieron en la puntilla.
Buganza con la consolación de haberse auto-nombrado “gobernador legítimo” de Veracruz, porque la autoridad electoral federal le había robado el triunfo, se refugió en los brazos de dios Baco, desconectándose del mundo político de la entidad que deseaba gobernar.
Aseguran que aún en su estado etílico, la “legitimidad” que Buganza presumía y que era compartida por la cúpula panista, incomodaba al gobernador en funciones Fidel Herrera, por lo que éste, experto en comprar conciencias, ofreció un pacto al derrotado adversario.
Fidel dijo a Buganza que, a cambio de su proclamación de “gobernador legítimo”, él pagaría todas sus deudas heredadas de campaña.
Y por lo visto cumplió, porque Buganza, además de traicionar a su hacedor Yunes Linares, nunca más ha vuelto a reclamar el título honorable que disputaba a Fidel en el invierno de 2004.
Incluso hoy a Buganza se le ve de visita constante en palacio de gobierno o en Casa Veracruz, lo que ha despertado suspicacias que es el pre candidato del PAN que recibe financiamiento del gobierno de Fidel Herrera.
La historia amenaza con repetirse.
Con un Javier Duarte inflado por sus falsos aduladores, pero que según los propias encuestas del gobernador Herrera, no levanta, todo puede suceder; todo depende del juego que el propio Fidel desee jugar.
Y si teniéndolo todo, como Buganza en el 2004, Duarte carga con la derrota en 2010.
Insisto…
¿Quién pagará las deudas de los texto-servidores que, al ritmo que van facturando, seguro serán multimillonarias?
¿O usted qué opina?

LAS GRANDES TRAICIONES DEL TRICOLOR

Lo adelanté en su momento…
Veintiún diputados federales representantes del estado de Veracruz no significan nada, menos cuando son ignorados por esos priístas tiburones de la política, que hacen, deshacen, ponen y disponen en San Lázaro.
Y todavía peor cuando ya son conocidos en su estado como integrantes de la “Loca Academia de Diputados”.
Algunos de los flamantes legisladores veracruzanos andan recorriendo la entidad anunciando que no permitirán que el gobierno federal imponga nuevos gravámenes que lesionen la economía popular.
Desgarrándose las vestiduras por las ambiciones políticas a las que aspiran en el 2010, los portavoces del Fidelismo estatal vuelven a prometen lo que no cumplirán, y ante el pueblo de Veracruz sólo quedarán como viles farsantes y mentirosos.
Las traiciones entre los propios priístas de las que habla el diputado federal del distrito de Xalapa urbano, Ricardo Ahued, vienen a confirmar lo que aquí en este espacio señalé, enfaticé y reiteré, una y mil veces…
“Que el PRI terminaría por apoyar el paquete fiscal del presidente Calderón para el 2010”.
Y es lo que lo que finalmente está por suceder.
El ex alcalde de Xalapa, dice que en efecto su partido, el PRI, apoyará los incrementos que desea el gobierno federal.
Todo gracias a las componendas y arreglos que en lo obscurito puedan estar realizando la generala Beatriz Paredes Rangel y sus coordinadores en las Cámaras de Diputados y de Senadores, Francisco Rojas Gutiérrez y Manlio Favio Beltrones, respectivamente.
Claro, por órdenes del nefasto y truculento ex presidente Carlos Salinas de Gortari, quien sin lugar a dudas ha tomado el pandero del partido tricolor y la sucesión presidencial del 2012.
En consecuencia, los aumentos propuestos para el 2010 por el calderonismo a través de la Secretaría de hacienda, van en caballo de hacienda y finalmente serán aprobados por el nada honorable Congreso de la Unión.
De una buena vez que el pueblo se entere que la gran mayoría de los legisladores de la abrumadora fracción tricolor en San Lázaro, han externado su complacencia al incremento generalizado del 2 por ciento.
La historia que está por escribirse en el recinto de los diputados federales y luego en la de senadores, estaba escrita, no había vuelta de hoja, la presunta negativa de los señores representantes populares, sólo fue una farsa, una verdadera simulación, muy distante de la promesa trillada de defender a México que hicieran el 30 de 30 de agosto.
Los intereses y canonjías partidistas se impondrán en San Lázaro y el paquete fiscal para 2010 del presidente Felipe Calderón será aprobado.
Tal vez la iniciativa presidencial sufra algunas enmendaduras, pero finalmente será la misma gata, sólo que revolcada.
Seguramente los diputados del Partido Revolucionario Institucional aducirán adecuaciones y modificaciones esenciales al presupuesto federal enviado al Congreso para su dictamen y aprobación.
Saldrán a la ciudadanía que les dio el voto y volvió a confiar en el PRI, con la cantaleta de que “no aprobaron el impuesto a medicinas y alimentos”, pero no informarán que ese 2 por ciento generalizado será metido en otros rubros que desde luego pagarán los más desprotegidos, los que menos o nada tienen.
Lo que representará una farsa más de los vendidos diputados que llegan al poder en México.
Quiero ver la cara de los diputados federales fidelistas que hoy andan en abierta precampaña agarrando como bandera una lucha social en San Lázaro que, lamentablemente, ignoran los propios felinos del Revolucionario Institucional, encabezados por los salinistas Beatriz Paredes y Paco Rojas.
Los legisladores de la Fidelidad por México hacen mucho escándalo en Veracruz gracias a los mercachifles de la prensa al servicio del gobernador, pero allá en la capital del país y menos en la Cámara federal de diputados, como dicen los chamacos de hoy, ni quien los pele.
Es posible que la presidenta del CEN del PRI y los coordinadores Rojas y Beltrones, nunca se enteraran de las demandas de la “Loca Academia de Diputados de Veracruz”, y si lo hicieron, simple y llanamente los ignoraron.
Un grito en el desierto, como el que cada día hacen millones de veracruzanos para dejarse escuchar por los oídos sordos, y dejarse ver por los ojos ciegos de su gobernador Fidel Herrera.
¿O usted qué opina?

PD: No pierda usted de vista a la arquitecta Karime Aguilera…pronto será enviado a servir a sus paisanos

YA SE ESCUCHAN LOS TAMBORES DE GUERRA…


Futuro tenebroso y de pesadillas financieras es el que les espera a los gobernadores del Partido Revolucionario Institucional.
Principalmente aquellos que la federación les ha colgado la etiqueta de sospechosos en el manejo honesto y transparente de los recursos públicos.
Ha trascendido que el presidente Felipe Calderón ordenó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público cerrar las llaves del dinero a esos mandatarios estatales, que hacen de las participaciones federales verdaderas orgías políticas promocionando su imagen personal y la del partido al que pertenecen.
Aseguran que no habrá un solo peso si los gobernadores no comprueban cómo, cuando y en dónde gastaron el peso anterior que recibieron del gobierno calderonista.
Es decir… de aquí pal real habrá mano dura en la entrega de las partidas a los estados y municipios y estricta vigilancia en la aplicación de las mismas; que no haya fugas a actividades de tipo político, es la orden de Calderón a todos sus colaboradores.
Sin lugar a dudas, la decisión del presidente Calderón de ponerle candados en el envío del dinero federal a las entidades lleva dedicatoria especial.
Y para entender la rigidez, es necesario retomar las denuncias públicas que en días pasados hiciera en canal abierto de televisión el dirigente del Partido Acción Nacional, César Nava.
El presidente del CEN del PAN con la autorización presidencial se refirió a los gobernadores del partido tricolor, Fidel Herrera Beltrán, de Veracruz; Mario Marín, de Puebla y Ulises Ruiz, de Oaxaca.
A ellos, el vocero de Calderón en mensaje de carácter político, los boletinó como gobernadores opacos, cuya rendición de cuentas del dinero que gastan dista mucho de la transparencia y lucidez que pregonan.
Y no es para menos que en Los Pinos pongan especial interés en estos tres gobernantes estatales, debido a que en la contienda federal del pasado 5 de julio prácticamente se llevaron carro completo para el PRI.
Y de acuerdo a los informes que llegaron a manos de Calderón, Fidel, Mario y Ulises, convirtieron la jornada intermedia en una elección de estado, en la que usaron todos los recursos oficiales para que sus candidatos a diputados federales se alzaran con aplastantes victorias.
En forma coincidente en los estados de Veracruz, Puebla y Oaxaca, habrá elecciones en el 2010 para renovar a los tres gobernadores priístas, identificados como nebulosos en sus administraciones.
Y es precisamente en esas entidades donde el PAN busca arrebatarles el poder a los priístas, no importando que para lograrlo haga alianzas con otros partidos, como fue el caso de Oaxaca que se unió al PRD, y en Veracruz y Puebla donde también se habla de ir de la mano con el Sol Azteca.
Como resultado de ese interés del presidente Calderón por sacar al PRI de los palacios de gobierno de Veracruz, Puebla y Oaxaca, decidió amarrarles las manos a los gobernadores Herrera, Marín y Ruiz, en el manejo de los recursos que reciben de la federación.
Debe subrayarse que el michoacano tiene interés específico y primordial en la gubernatura de Veracruz, a la que mandará como candidato de su partido a su cercano colaborador Miguel Ángel Yunes Linares, director general del ISSSTE.
Puebla y Oaxaca interesan a Calderón, pero Veracruz más que las otras, y no porque Yunes venga abanderando las causas blanquiazules, sino porque le han contado tantas linduras del negro Fidel, que se ha obsesionado con estas tierras veracruzanas.
En consecuencia, el tío Fide se encuentra en la mira presidencial, y como respuesta a todos esos desaguisados políticos de dimes y diretes con la federación, le cerrarán la llave y lo mantendrá al puro goteo, y si algo enferma al gobernador de Veracruz, es no tener dinero para promover el culto a su personalidad.
Hoy el gobierno Fidelista enfrenta serias y graves dificultades financieras; no tienen ni siquiera para comprar papelería en las oficinas del gobierno, y la lista de acreedores es enorme; todos los días se hacen largas colas de cobradores que llegan a Tesorería a reclamar sus pagos, y la respuesta sigue siendo la misma de hace dos y tres meses…no hay dinero.
La esperanza de Fidel son los 6 mil 800 millones de pesos que recibirá por bursatilizar parte de las participaciones federales.
Pero con tanta deuda, difícil le alcance para todo y menos que le sobre para las campañas del 2010, principalmente la de su delfín Javier Duarte, y peor que tendrá el avispero de auditores de la federación, que desde luego ya no serán los recomendados del Secretario de Desarrollo Social, que han venido a taparle todos los hoyos en los desvíos de recursos.
No la tiene fácil mi amigo Fidel, él sabe que barruntos de tempestad amenazan su fin de sexenio, sólo que como es un gran simulador, aparenta dormir tranquilo.
La determinación del presidente Felipe Calderón de desaparecer la compañía Luz y Fuerza del Centro, por estar inmersa en un cochinero financiero al representar un barril sin fondo de los recursos que cada año le inyecta la federación, son avisos que deben preocupar a todos aquellos que manejan dinero del pueblo.
Y los gobernadores de los estados no son la excepción, menos a los que Calderón ha colocado al filo de la navaja.
¿O usted qué opina?

SE VISLUMBRAN BARRUNTOS DE TEMPESTAD…


Declarar “no tengo cola que me pisen”, es una afirmación temeraria del gobernador de Veracruz Fidel Herrera Beltrán.
Como dice la conseja popular…
“Nunca escupas para arriba porque puedes embarrarte tú mismo”.
Sí César Nava, convertido hoy en el hombre de todas las confianzas del presidente Felipe Calderón, después del fallecido Juan Camilo Mouriño, aseguró a Joaquín López Dóriga que Fidel Herrera como gobernador de Veracruz “no es transparente en el manejo del dinero público”, es porque tiene los elementos probatorios en las manos.
Es decir, tiene los pelos en las manos de las presuntas corruptelas del gobierno de la Fidelidad en Veracruz.
Si el dirigente nacional del PAN, fue recibido en el noticiario de mayor audiencia en el país para criticar y denostar a los gobernadores del PRI como Fidel Herrera, de Veracruz; Mario Marín; de Puebla y Ulises Ruiz, de Oaxaca, es porque la entrevista con el teacher López-Dóriga, tuvo que haber sido pactada, que llegara directo al corazón de los ejecutivos que, según informes de inteligencia nacional, “ofrecen protección a las bandas delictivas que operan en esas entidades”.
Y si César Nava llegó a noticieros televisa con la espada desenvainada para cortarles la cabeza a todos esos gobernadores priístas que presumen ser honestos, puros y castos, se debió a que llevaba autorización y línea abierta de la presidencia de la república para arremeter contra los mandatarios, por cierto, odiados por Los Pinos.
Así como Fidel Herrera salió ayer viernes ante los plumíferos oficiales a defenderse de los señalamiento que el líder panista le hizo la noche del jueves en cadena nacional, es seguro que sus homólogos de Puebla y Oaxaca, hayan hecho lo mismo con los medios informativos que compran en las entidades que gobiernan.
Pero lo que llamó la atención que ninguno de los tres, Mario, Fidel y Ulises, aludidos de “corruptos” por el diputado federal y presidente del CEN del PAN, hablaran al noticiario para auto-defenderse y censurar tales aseveraciones.
Ayer viernes, después de 12 horas, tal vez pensando qué iba a declarar, Fidel Herrera salió al paso de las críticas de César Nava…
Con sus “cuates” de la prensa xalapeña y usando su discurso dicharachero, vacilón y bromista, el tío Fide argumenta que “quizás los lentes que usa Nava están opacos y requieren de mayor aumento, porque ya no le permiten ver las cuentas claras de su gobierno, que dice, “ocupa el primer lugar nacional en transparencia”.
Mi amigo el gobernador de Veracruz se jacta y presume que su administración “es campeona en el país en auditorías y revisiones de la Secretaría de la Función Pública Federal”.
Si Fidel muestra tranquilidad ante las presuntas acusaciones de corrupción por el manejo oscuro de los recursos que le envía la federación, es porque sabe su cuento.
No debe olvidarse que en meses pasados trascendió, se dijo y especuló, que José Yunes Zorrilla habría sido el intermediario para que una empresa auditora propiedad de un amigo suyo y que le trabaja al gobierno federal, fuera la responsable de auditar al gobierno de Veracruz.
El despacho contable y auditor, cuentan que es propiedad del Secretario de Desarrollo Social de la federación Ernesto Cordero Arroyo, a la sazón íntimo del hoy diputado federal fidelista Pepe Yunes Zorrilla.
Se presume también que danzaron muchos millones de pesos por parte del gobierno de Veracruz para que los auditores de Cordero “aceptaran tapar los grandes hoyos que tenía la gestión de la Fidelidad”.
Y al final…todos contentos.
Fidel, dicen, pagó mucho dinero, pero a cambio hicieron magia para que a su gobierno le “cuadraron las cuentas”.
De no haber recibido la ayuda de los auditores de Ernesto Cordero, vía Pepe Yunes, no se entendería de otra manera el porqué Fidel asume actitudes arrogantes como “a mi que me esculquen lo que quieran”.
Otra vez Fidel fingiendo demencia.
Si el gobierno calderonista tan sólo aplicara la ley en el asunto de los multimillonarios recursos que el FONDEN de Vicente Fox le entregó para los damnificados del huracán Stan, y que por órdenes suyas su entonces secretario de Protección Civil Ranulfo Márquez desvió a las actividades políticas, Fidel no se atrevería a hablar de honestidad ni de transparencia.
Insisto…
Que el gobernador de Veracruz salga a defenderse de lo indefendible determinando “no tener cola que le pisen”, es imprudente y arriesgado.
El asunto de la inseguridad pública y el maridaje de connotados funcionarios de su gobierno con las mafias y bandas del crimen organizado, representa un tapón en la boca del gobernante veracruzano, y está visto que hay mucha más tela de dónde pueda cortar el gobierno de Felipe Calderón.
¿O usted qué opina?

REYNALDO ESCOBAR AL DESNUDO


¿Qué le sabe Reynaldo Escobar Pérez a Fidel Herrera, o qué complicidades comparten, que el secretario de Gobierno presiona y mete tenebras al gobernador del estado?
Reynaldo buscó encantarse en la lista de precandidatos del PRI para el 2010 al gobierno del estado, y Fidel lo paró en seco.
Hace un par de semanas usando a sus empleados de la prensa de un medio impreso del puerto de Veracruz, soltó el borrego que sustituiría a Salvador Mikel Rivera en la Procuraduría de Justicia; de nueva cuenta Fidel atajó sus ansias de convertirse en el abogado del gobierno estatal.
Y no era para menos.
Tener de Fiscal del estado a un funcionario seriamente cuestionado en su desempeño de secretario de Gobierno por sus presuntos nexos con las bandas del crimen organizado, representaría dejar la iglesia en manos de Lutero; seguro los delincuentes se mudarían a despachar y operar sus negocios desde las propias instalaciones de la Procuraduría estatal.
Al menos frenar la loca carrera de Reynaldo rumbo a la PGJ, resultó buen acierto de Fidel para no caer en el descaro y “guardar las apariencias” de todo lo que se dice, comenta y especula, en relación a las malas compañías con las que se junta el encargado de la política interna en su administración.
Actividades de su funcionario, se presume que ilícitas, que desde luego el propio gobernador Herrera no ignora y que todavía solapa por alguna razón o circunstancias poderosas que podrían salir de su control.
Sin lugar a dudas que entre Fidel y Reynaldo existen de por medio algún tipo de amasiato de intereses, componendas o maridaje político que comparten, y que los obliga a cubrirse mutuamente con el manto de la impunidad.
Bueno, al menos se protegen en las instancias del fuero común, porque en lo concerniente a la PGR o la SIEDO, Reynaldo no canta mal las rancheras.
Basta recordar que el funcionario más importante en el gobierno de Veracruz después del gobernador Fidel Herrera, anda a salto de mata; cada día salir de su amurallada mansión, representa dolor de cabeza para el número dos de la Fidelidad.
Y todo porque a pesar de traer en la bolsa un amparo federal para no ser detenido por las fuerzas multipoliciacas de seguridad Pública, teme ser aprehendido.
Sin embargo, aún en medio de su zozobra, Reynaldo vuelve a las andadas y busca madrugarle las decisiones a su amigo el gobernador Fidel Herrera.
Ahora, como ninguno de sus dos primeros intentos de “aspiraciones”, le cuajaron, el tío de los pipos Vázquez Cuevas, se encarga de ordenarles a sus secretarios de estoque que propaguen que “será otra vez presidente municipal de Xalapa, qué así como salvó a Fidel de la derrota en 2004, también llevará al triunfo electoral a Javier Duarte en los comicios para gobernador en 2010”.
¡Qué falta de memoria, cinismo y vergüenza!
¿Por favor, el Reynaco otra vez alcalde de Xalapa?
Yo pregunto…
¿Cometerá Fidel ese crimen político de revivirle a los xalapeños otra vez esa pesadilla humana llamada Reynaldo Escobar?
Si Fidel sigue jugando su papel de fingir demencia, los habitantes de la capital del estado no olvidan toda esa estela denigrante vivida los cuatro años que en mala hora, Reynaco fue alcalde.
Larga es la lista de los latrocinios cometidos bajo el amparo del poder en el cuatrienio 2001-2004..
Reynaldo yendo de la mano de su socio y amigo Augusto Lagunes Rosado alias El Camachín, convirtió el municipio de Xalapa en la catedral del vicio, de la prostitución y las drogas.
Según estadísticas durante el periodo de Escobar se abrieron alrededor de mil 200 nuevas cantinas, con permisos para bailar en el palo y, se dice, también para vender toda clase de sustancias.
Todos esos antros de dios Baco eran regenteados por el Camachín, y Reynaldo no se perdía una sola exhibición de la carne; todos los días, acompañado de su presunto socio Augusto Lagunes, hacía el recorrido nocturno para deleitarse de todo lo que en esos lugares se permitía poner a disposición de los visitantes.
Hablar de las condiciones financiero que Reynaco dejó el cabildo xalapeño, es otro asunto de corrupción, enriquecimiento y fortunas mal habidas, que desnudan al verdadero Escobar Pérez que llegó a palacio municipal con una mano atrás y otra adelante, y salió inmensamente rico.
Son muchos los excolaboradores en el ayuntamiento, que aseguran que el millonario préstamo de BANOBRAS fue a parar a parar a las cuentas bancarias del oriundo del actual funcionario Fidelista.
Insiste en hacer creer al pueblo de Veracruz, a través los plumiferos, en especial a los del puerto jarocho que lo alaban sin vergüenza alguna, que su incalculable fortuna la hizo gracias a su profesión de abogado.
Por favor…
De aprendíz de coyote nunca ha pasado.
Pero bueno, allá Fidel y Javier Duarte si todavía creen en los Santos Reyes y lo hacen candidato a la alcaldía de Xalapa.
Yo lo veo en el futuro más como huésped de algún centro penitenciario federal, que de nueva cuenta en palacio municipal.
¿O usted qué opina?

NOTICIERO BUENOS DIAS VERACRUZ 22 enero 2018

VLOGS DE LA VARONITA