¡¡SE VISLUMBRAN BARRUNTOS DE TEMPESTAD!!

Empiezan a brotar los pendientes del gobierno Fidelista.
El ISSSTE reclama al gobernador Fidel Herrera el pago inmediato de 900 millones de pesos, por concepto del cobro de cuotas de trabajadores de las Secretarías de Salud y de Educación y del Instituto de la Policía Auxiliar y de Protección Patrimonial, el IPAX.
Y como el director del Instituto de Seguridad Social al Servicio de los Trabajadores del Estado, Miguel Ángel Yunes Linares, dice estar cansado de cobrarle al estado sin éxito alguno, entonces, simplemente endosará las facturas a don Agustín Carstens, para que Hacienda lo descuente de las participaciones federales que le corresponden a Veracruz.
Apenas ayer lunes escribí referente al segundo proyecto bursátil de una parte de dichas participaciones de la federación que el gobierno de Herrera Beltrán llevará a la Bolsa Mexicana de Valores, para obtener créditos del orden de los 6 mil 800 millones de pesos, a pagar en 15 años.
El tema central del comentario fue visualizar el camino escabroso que le espera transitar a los asesores financieros de la Fidelidad hasta llegar al aterrizaje de los otros 6 mil 800 millones de pesos provenientes de la bursatilización.
Estaba más que visto que la nueva solicitud del gobierno del estado para hacerse en forma inmediata de recursos financieros, se toparía con peligrosos barruntos de tempestad.
Y como era de esperarse, inició la colocación de gigantescas piedras en la trayectoria a la Bolsa Mexicana de Valores, que los Fidelistas creyeron sería igual de fácil que cuando bursatilizaron el impuesto de la tenencia por el eso de vehículos particulares, que puso en las arcas estatales más de 6 mil 300 millones de pesos.
Que el turco Yunes Linares reaparezca en la palestra política para anunciar que el gobierno de Fidel Herrera adeuda a la dependencia a su cargo 900 millones de pesos por pagos atrasados de cuotas de afiliación, no son buenas noticias para el proyecto bursátil con cargo a los apoyos federales, de la actual administración estatal.
Sobre todo que el funcionario calderonista asegura que el pago lo solicitarán ante la SHCP, para que sea descontado justamente de las tan llevadas y traídas participaciones federales que recibe Veracruz.
No faltarán los arrastrados y aduladores, de esos muchos que rodean y que tanto daño han hecho al joven gobernador Herrera, que saldrán a decir que los 900 millones de pesos que reclama el ISSSTE, son una vacilada si se toma en cuenta que suman en total 23 mil millones de pesos que la federación envía al estado cada año por concepto de financiamiento oficial.
Al menos esa era la defensa política de la que mucho comentaban ayer lunes en palacio algunos vividores del Fidelismo, después de la entrevista de Yunes Linares con los medios.
Es cierto, la deuda de Fidel con el ISSSTE, no representa ni siquiera el 5 por ciento de los recursos que bajan de la federación.
Pero…
¿Y si de pronto al requerimiento de pago del ISSSTE se le suman los de otras instituciones públicas prestadoras de servicios al estado de Veracruz?
Entonces qué gran lío para el gobierno del estado.
Porque para nadie es secreto que todos los días, mañana, tarde o noche, las oficinas de finanzas, se encuentran abarrotadas de todo tipo de cobradores.
Y la respuesta que reciben, es la misma de siempre…
¡¡No hay dinero!!
Por donde quiera vérsele, el recaudo que reclama el político de Soledad de Doblado al gobierno de Fidel Herrera, trae otros intereses personales, y el objetivo principal seguirá siendo el de exhibir lo que las entrañas de la Fidelidad pretenden esconder.
Sin lugar a dudas, de aquí para adelante, irán saliendo muchos trapos sucios.
¿O usted qué opina?

¡LA MONEDA ESTÁ EN EL AIRE!

Desde lo más oscuro del poder en México, preparan un nuevo golpe político en contra del gobierno de Veracruz.
Y que de asestarse, pondría a temblar de pies a cabeza al propio gobernador Fidel Herrera, principalmente porque llevará al filo de la navaja su proyecto político del 2010.
Es posible que después de la aprobación del Congreso local, Herrera Beltrán haya soltado las campanas al vuelo y ya imagine en las arcas estatales los 6 mil 800 millones de pesos, que le dejará la bursatilización del 6.5 por ciento de las participaciones federales.
Sin embargo, ante las denuncias e inconformidades interpuestas por el Partido Acción Nacional y otros agregados, la moneda ha quedado suspendida en el aire.
Comentan, dicen, señalan y especulan legisladores y dirigentes blanquiazules, que éste nuevo proyecto bursátil del gobierno Fidelista, está prendida de alfileres y puede venirse caerse.
Es más, en el altiplano, justo en las altas esferas del poder en el país, dan como un hecho que la Suprema Corte de Justicia de la Nación, echará abajo el sueño del gobernador Fidel Herrera de hacerse de esos millonarios recursos frescos.
El mandatario veracruzano argumenta que el dinero que reciban de la operación bursátil del 6.5 por ciento de los 25 mil millones de pesos que recibe Veracruz por concepto de apoyos federales, es para recuperar lo que su gobierno y municipios han dejado de percibir por recortes financieros de la SHCP.
Sion embargo, los que se oponen a la operación, aseguran que el destino de los 6 mil 800 millones, será el proceso electoral del próximo año, en el que habrá de elegirse gobernador, 50 diputados locales y los 212 nuevos presidentes municipales.
Lo que ha quedado claro es que si el gobernador se animó de llevar a la Bolsa Mexicana de Valores parte de los recursos que la federación envía al estado de Veracruz, fue porque, dice él, “me lo propuso el presidente Calderón”; dicho que, para mala suerte del tío Fide, desmienten desde la propia residencia oficial de Los Pinos.
Y eso ya huele mal; como que no habrá el apoyo o el aval por parte del gobierno calderonista a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, que representa Agustín Carstens.
Los motivos del PAN de oponerse a la bursatilización de las participaciones federales, los funda en que todavía sueña con ganar la gubernatura de Veracruz en el 2010, y entonces heredarán un gobierno con muchos hoyos financieros.
Haciendo un análisis más realista del escenario político-electoral del 2010, concluyo que el sueño de los panistas de arrebatarle el trono al PRI de la Fidelidad, lo veo en chino, pero el interés primordial de las huestes calderonistas, sigue siendo el de amarrarle las manos al político de Nopaltepec en el manejo de recursos financieros.
Hasta donde se sabe, más de 100 alcaldes veracruzanos que gobiernan las principales ciudades de la entidad, tienen sudando en los bancos más de 2 mil 500 millones de pesos, que recibieron meses atrás por concepto de bursatilizar el 20 por ciento que les correspondía del impuesto de tenencia vehicular y del programa peso a peso.
Y que la “orden de palacio de gobierno fue que los guardaran para invertirlos en obras públicos del 2010”.
Es decir, todo con fines electorales.
Pero al parecer, esos 2 mil 500 millones, no son suficientes para operar el 2010, y por ello la obsesión de recurrir otra vez a la BMV, hipotecando ahora, el dinero de los dos próximos gobiernos estatales.
En las oficinas panistas de la colonia del Valle en la capital del país y en sus similares de la calle Zamora, aquí en esta ciudad capital, apuestan a que los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, rechazarán esta nueva propuesta bursátil del gobierno de Veracruz.
Incluso, en la misma sintonía que los blanquiazules, un alto personaje muy ligado al CDE del PAN, besando la cruz ha jurado que la SCJN enterrará el sueño de Fidel de echarse a la bolsa otros 6 mil 800 millones de pesos.
Es más, en tono irónico dicen que recomendó al gobernador, que “se siente para que la larga espera no vaya cansarlo”.
A ver en qué termina este asunto que ha vuelto a enfrentar al gobierno Fidelista con la cúpula panista.
Por lo pronto, todos los ojos están puestos en la resolución que precisamente la Suprema Corte dará a una controversia surgida por la petición que hizo el gobierno de Sonora, similar a la de Veracruz.
Por ello, no era descabellada la petición que hacía el diputado Héctor Yunes Landa, en el sentido de que la Legislatura estatal aplazara dos semanas la aprobación del crédito bursátil, esperando la suerte del gobernador sonorense Eduardo Bours.
Pero la compra de conciencias de algunos diputados opositores, ya estaba consumada, y la autorización del dictamen no podía posponerse.
Ahora sólo queda a la Fidelidad, rezar y encomendarse a todos los brujos y chamanes, efectivos y charlatanes, para que el demonio azul no meta la cola entre los ministros de la Suprema Corte.
Mientras tanto, más horas de insomnio y pesadillas.
¿O usted qué opina?

¿QUÉ SE ESPERA DE LOS NUEVOS DIPUTADOS?

El recinto oficial de San Lázaro recibe a sus nuevos huéspedes por los siguientes tres años.
La mañana de éste sábado, 500 legisladores rinden protesta en la máxima tribuna legislativa de la nación, en la ciudad de México.
237 diputados pertenecen al Partido Revolucionario Institucional (PRI); 143, al Partido Acción Nacional (PAN); 71, al Partido de la Revolución Democrático (PRD); 13, al Partido del Trabajo (PT); 8, al Partido Nueva Alianza (PNAL) y 6 a Convergencia.
Los 500 representantes populares que hoy asumen sus respectivas curules y empiezan actividades el 1 de septiembre, son el resultado de los 34.7 millones de votos emitidos por la ciudadanía mexicana en los comicios intermedios del pasado 5 de julio, y que es el reflejo apenas del 44.6 por ciento del padrón nacional de electores con credencial para sufragar.
Es decir, el 55.4 por ciento de los mexicanos declinó acudir a votar, cansados, tal vez, de promesas incumplidas por parte de los señores diputados federales, a quienes después que empiezan a disfrutar de sus dietas totales de 150 mil pesos mensuales, nunca se les vuelve a ver por sus distritos electorales.
Y esos reiterados engaños han calado muy hondo en la población, que terminó ignorando todo proceso donde se elijan a diputados federales.
Sin embargo, la historia se repite…
Con pesados cargamento de peticiones populares en sus espaldas, los nuevos diputados federales juran hoy lealtad, prometiendo cuidar, defender, y preservar los intereses supremos del pueblo mexicano, legislando a favor de la república.
Claro, el escenario financiero que encuentra la nueva Legislatura federal, es diferente a 2006.
Hoy la república enfrenta una de las peores crisis económicas de su historia, quizás más desastrosas a las sufridas en devaluaciones del peso mexicano.
El país se víctima de una recesión financiera internacional a la que el gobierno de Felipe Calderón no encuentra la salida, y la única alternativa ha sido apretar a los gobiernos de los estados y municipios, disminuyéndoles los recursos correspondientes a sus participaciones federales.
Suman ya varios los millones de mexicanos que han perdidos sus trabajos, quedando desamparados y sin esperanza alguna de poder llevar el sustento a sus hogares.
Por lo que la situación en el país, está que arde; algunos estudiosos se atreven a vaticinar que “México se encuentra al borde de estallidos sociales, a causa del hambre y la carestía de la vida”.
Gravedad política-económica que demanda responsabilidad absoluta del Honorable Congreso Federal que entra en funciones.
Que lejos de intereses partidistas o actitudes revanchistas, se busquen caminos que conduzcan a los acuerdos y a la reconciliación nacional.
Porque está más que visto que algunos gobernadores del partido tricolor han dotado a sus jóvenes diputados federales de toda clase de misiles contra el régimen calderonista, para que hagan explotar en sus primeras intervenciones en la alta tribuna.
Agoreros del desastre, no puede calificárseles de otra manera a esos mandatarios que han envenenado con sus rencores a los legisladores de sus estados.
No son tiempos de tirar cuetes; la situación económica que acontece en el país, no es miel sobre hojuelas.
Que la mayoría relativa del PRI en San Lázaro con sus 237 diputados, la cual podría convertirse en absoluta con 259 legisladores si el Partido Verde Ecologista de México le suma sus 22 representantes populares, no sea motivo para que el tricolor de la generala Beatriz Paredes, eche las campanas al vuelo y adopte posiciones de cerrazón al diálogo y la concertación.
No más, otros tres años de choque de trenes en la legislatura federal, cuyas víctimas sean los mismos de siempre…el pueblo mexicano.
¿O usted qué opina?

EL “DESTAPE” DE BUGANZA UN BORREGAZO DE MALA LECHE



Que la trinca infernal del Partido Acción Nacional, tiene amarrada la candidatura del 2010 en Veracruz.
Y que dos de sus integrantes, el senador Juan Bueno Torio y el funcionario federal Julen Rementería, decidieron declinar a sus aspiraciones y dar apoyo unánime a Gerardo Buganza Salmerón.
Para que sea, por segunda ocasión, abanderado del PAN al gobierno de Veracruz en la jornada electoral del primer domingo del próximo mes de julio.
Esa la versión que anda corriendo como reguero de pólvora entre dirigentes municipales y militantes blanquiazules de hueso colorado de la mayor parte del territorio estatal.
Y según ha trascendido, esa cantaleta no sólo la traen simpatizantes del cordobés, sino que al parecer, hasta los fanáticos de Miguel Ángel Yunes Linares en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, controlada por la familia Yunes Márquez, cambiaron de bando y se dicen admiradores del buganismo.
Dicen los recalcitrantes seguidores del ex candidato a gobernador del PAN en el 2004, que sólo los ciegos no pueden ver que el magno evento de Gerardo Buganza el sábado en el World Trade Center, fue su destape como virtual candidato, pero tuvo que disfrazarlo con su informe de labores como diputado federal para evitar ser sancionado por las autoridades electorales.
Sin duda alguna, asegurar que Buganza se auto-destapó en su mitin con acarreados, que se presume fue financiado desde una importante oficina de palacio de gobierno, es aseveración que podría meter en serios aprietos al todavía diputado federal plurinominal.
Porque es muy temerario que esas voces del PAN estatal, vocifere en abierto que Buganza sea prácticamente el delfín del presidente Felipe Calderón, para buscar sustituir en la gubernatura al priísta Fidel Herrera Beltrán, considerado como uno de los gobernadores más odiados por la federación.
Como argumento para sustentar que Buganza tiene afianzada y casi encadenada la candidatura del 2010, los propios panistas dicen que el senador Bueno Torio y el coordinador de los Centros de la Secretaría de Comunicación y Transportes, Julen Rementería, reconocen estar debajo de la aceptación ciudadana que tiene su compañero
Gerardo, el otro miembro de la trinca infernal.
Y lo osado del caso, es que se asegura que los integrantes de la trinca, con cifras, porcentajes, estadísticas electorales, encuestas y sondeos, convencieron al huésped de Los Pinos, que su candidato, el director del ISSSTE, no figura en el firmamento político de Veracruz.
Del turco Yunes Linares, dijeron “puede ser excelente y hasta extraordinario funcionario o administrador públicos, pero como operador político o candidato a puestos de elección popular, siempre ha sido un perdedor.
Recuerdan que gracias a Yunes, el PAN tiene presencia política en Veracruz, ya que cuando fue dirigente estatal del PRI, en el sexenio del gobernador Patricio Chirinos, además de emprender cacería implacable contra militantes del blanquiazul, llevó al desastre electoral al partido tricolor.
Y de pilón agregan, que como coincidencia de la mala suerte que tiene como estratega partidista, fue el propio Yunes Linares, quien se encargó de enterrar al PAN en Veracruz, en los pasados comicios federales del 5 de julio.
Con todos esos antecedentes curriculares en contra del director general del ISSSTE, y presuntamente comunicados a Calderón, la trinca infernal ha levantado las manos en señal de triunfo.
Al menos, se da como un hecho que los panistas seguidores del ex alcalde de Veracruz, Julen Rementería, han dado el banderazo de salida en apoyo a Buganza; lo mismo que en otras ciudades del estado con alta presencia de Acción Nacional.
Más que un destape anunciado el de Buganza el sábado en el WTC, me parece un borregazo de mala leche.
Y que el presidente Calderón, ya dio el visto bueno al propio Buganza para que sea el candidato del PAN en el 2010, por intervención de Julen y Bueno Torio, no es otra cosa que una broma de mal gusto.
Los pasados de corrupción que arrastran el fracasado vendedor de blusas y faldas marcas patitos, Julen Rementería como alcalde jarocho, y Juan Bueno Torio, como director de PEMEX-Refinación, le restan seriedad y dignidad para hacerle recomendaciones al presidente Calderón, menos en estos momentos que el PAN se encuentra en una etapa de reflexión y recomposición.
Y lo peor de los miembros de la trinca infernal del PAN en Veracruz, es que sugieren que el candidato azul al gobierno del estado, sea un tipo farsante, que en forma invisible pero transparente, trae pegada la etiqueta vendido y traidor de las causas de Acción Nacional.
Y quien lo dude, al tiempo.
¿O usted qué opina?

EL JUEGO DE JUAN PIRULERO



El reloj político de la sucesión en Veracruz, se adelantó en sus tiempos.
Prácticamente el PRI de Fidel Herrera tiene ya candidato a gobernador para el 2010, en la persona de Javier Duarte.
En consecuencia, viene ahora la difícil tarea de buscar aspirantes a diputados locales y a las 212 presidencias municipales.
Son 50 nombres para el Congreso local, entre uninominales y plurinominales, y ganar el mayor número de escaños es vital para que el próximo gobernador de Veracruz mantenga el control de la próxima legislatura.
En cuanto a las alcaldías, suman 212 las que volverán a estar en juego el próximo año electoral en toda la geografía veracruzana.
Claro, que en el caso de las alcaldías, las que importan al PRI Fidelista, son las más prósperas en el manejo de recursos financieros.
Como el puerto de Veracruz, Xalapa, Boca del Río, Coatzacoalcos, Minatitlán, Poza Rica, Tuxpan, Córdoba y Orizaba, que se llevan el 60 por ciento de las partidas destinadas a los municipios.
A los ayuntamientos serranos o con presupuestos raquíticos y miserables que sólo alcanzan para cubrir nóminas de las comunas, son los que menos importan a los hombres del poder en palacio de gobierno estatal.
Por lo tanto, en la selección de los abanderados del Partido Revolucionario Institucional en los municipios más importantes del estado, por lógica política, el gobernador Fidel Herrera lleva delantera.
Nadie más que el mandatario estatal y sólo él, será el que incline la balanza a favor de los hombres y mujeres, amigos, compadres y parientes, que habrán de representar al tricolor de la Fidelidad en las elecciones locales de julio próximo.
Muchos son los nombres que desde la cúpula del poder estatal, empiezan a ser filtrados a los medios de comunicación que cumplen la función de voceros oficiales del gobernante en turno.
Entre los mencionados aparecen algunos diputados locales en funciones, otros que terminan gestión en San Lázaro, y unos más que apenas rinden protesta el 30 de agosto en la Legislatura federal.
Así también salen a la palestra los nombres de connotados empresarios, llevados a la cúspide de la bonanza financiera por la actual administración estatal, bajo el disfraz de contratista, o simplemente por fungir como prestanombres en los millonarios negocios que se realizan en Veracruz bajo el amparo de la complicidad.
Los primeros precandidatos del PRI que van apareciendo como posibles autoridades a gobernar las ciudades más ricas del estado, todos llevan el estigma Fidelista, pero claro, no por ser damas de la caridad o por contar con impecables hojas de servicio, honesto o transparente.
Sino por el descarado tráfico de influencias en los que han incurrido en el actual sexenio de gobierno.
Nada importará que los seleccionados por el PRI a participar en la contienda electoral para renovar diputaciones locales y alcaldías, sean auténticos desconocidos para la ciudadanía, o que una vez sentados en el trono, resulten mandilones ligados a las faldas de las esposas, mismas que a través de familiares cercanos son las que ejercen el poder en los ayuntamientos.
La capital xalapeña, los puertos de Veracruz y Coatzacoalcos, por mencionar los de mayor peso político, son en el actual periodo de gobiernos municipales, ejemplos claros de alcaldes que además de corruptos, resultaron incapaces, que les quedó grande el cargo, y por lo tanto mantienen sus municipios convertidos en un verdadero desmadre.
Pero reitero…
Todos fueron selectos, hace dos años, por quien manda en Veracruz, quien los solapa y protege.
No esperemos, entonces, novedades en la carrera por las diputaciones locales y presidencias municipales..
Podrán presentarse caras nuevas y frescas en política, pero adolecerán del mismo mal.
¿O usted qué opina?

VICTOR ARREDONDO UNA TRAGEDIA PARA LA EDUCACIÓN


Una vergüenza el magisterio veracruzano.
La última evaluación para aspirantes a obtener plazas de docente, evidenció la desgracia que vive Veracruz en materia educativa.
El hecho que el 75 por ciento de los maestros hayan salido reprobados, habla por si solo del deprimente grado de preparación que tienen los hombres y mujeres que se encuentran en las aulas escolares oficiales educando a las futuras generaciones de México.
No es la primera vez que los profesores de la entidad son ridiculizados por la Secretaría de Educación Pública de la federación.
Meses atrás también fueron sometidos a otra serie de exámenes, y los resultados terminaron siendo igual de desastrosos que los obtenidos la semana pasada, lo que indica que vamos de mal en peor.
El Secretario de Educación en Veracruz, Víctor Arredondo Álvarez, excusa las pésimas calificaciones de los mentores del estado que buscaban una fuente de trabajo en la SEV, a que “la mayoría de los aspirantes no fueron maestros normalistas”.
Vaya jalada del funcionario Fidelista.
El 50 por ciento de los reprobados trabajan para el sector educativo estatal, bien cubriendo interinatos o permisos de los maestros titulares, o en otras áreas como el CONAFE, donde los maestros, además de ser refundidos en zonas serranas, ganan salarios de hambre, pero los motivan diciéndole que “ese trabajo es para hacer méritos y hacerse merecedores a una futura plaza”, que por lo visto nunca alcanzarán.
Entonces, que no salga el señor Arredondo argumentando que los “reprobados no son maestros normalistas”.
Lo cierto es que para nadie es desconocido que como titular de la SEV, Arredondo ha resultado todo un fiasco, lo que menos le ha preocupado es la educación y preparación académica de la niñez y juventud veracruzana.
Haber designado Secretario de Educación al ex rector de la Universidad Veracruzana, a petición especial del exgobernador Miguel Alemán, fue sin dudas un error garrafal del gobernador Fidel Herrera.
Principalmente porque el tío Fide, aún en su calidad de mandatario electo, nunca ignoró el cochinero financiero que Arredondo tenía en la UV como rector, mismo que ha sido cubierto con el manto de la complicidad por el Lobillo Arias que dejó al frente de la rectoría, y cuya permanencia en el cargo ha defendido contra viento y marea.
De no reelegirse Lobillo al frente de la UV, corría el riesgo de que todos los trapitos sucios de Arredondo y el propio Raúl Arias, hubiesen sido exhibidos ante la comunidad universitaria y público en general, echando abajo esa reputación de honestos y transparentes que ambos pregonan ante el jurado de ancianos que integran la Junta de Gobierno de la máxima Casa de Estudios de Veracruz.
Es innegable que Fidel se equivocó con Víctor Arredondo, poniéndolo al frente de una secretaría tan importante y delicada, sobre todo si es verdad que en Veracruz los únicos que tienen privilegios son los niños.
Las notas reprobatorias de la SEV calderonista hacia los interesados en posesionarse de una plaza de maestro, son determinantes para señalar que Veracruz pasa por un grave retroceso en la educación que imparte el estado.
Pero, como dijeran los padres de familia, cómo no van a salir ponchados si el magisterio veracruzano es pura pachanga; más que estar en las aulas, el 40 por ciento del calendario escolar de 200 días hábiles de clases, se los pasan comisionados en tares sindicales.
Y lo peor es que excusan “asistir a un sinnúmero de cursos de actualización, como el que se presumen imparten esta semana a los profesores de primero y sexto año de primaria, y que provocó que los estudiantes de estos grados entren hasta el próximo lunes 31 de agosto.
La educación en México se encuentra politizada, y Veracruz no es la excepción.
Se premia a los dirigentes sentistas con gubernaturas, senadurías, diputaciones y alcaldías, y a los ayudantes carga-maletas con sindicaturas, regidurías, supervisiones e inspecciones escolares, pensando en el mito del voto corporativo del magisterio estatal.
Pero la calidad educativa, a nadie importa.
Pareciera como si los propios gobiernos estatales estuvieran de acuerdo en seguir forjando generaciones de ignorantes e incultos con deficiente nivel académico, procedentes de escuelas públicas.
Y beneficiar a los hijos de políticos y tecnócratas egresados de prestigiados colegios extranjeros, para que vengan a encumbrarse en los altos cargos públicos nacionales y estatales, y terminen de hundir a México.
La reciente vergüenza que pasó Veracruz con la censura masiva de maestros aspirantes a una plaza de docente, debiera ser motivo de reflexión, y no de risas o bromas en los altos jerarcas del sector educativo de Veracruz.
¿O usted qué opina?

EL CANDIDATO SE LLAMA: JAVIER DUARTE

No se hagan bolas.
El gobernador Fidel Herrera ya tiene decidido el nombre de su candidato a sucederlo en el cargo para el 2010.
Por lo tanto, es necesario que termine esa lucha estéril entre los propios precandidatos, si es que el PRI de la Fidelidad desea llegar unido y fortalecido a la contienda electoral de julio del año entrante.
Y menciono lo anterior porque con la permanencia de la generala Beatriz Paredes en el CEN del PRI, los simpatizantes del diputado federal electo José Yunes Zorrilla han echado las campanas al vuelo.
O algunos otros seguidores del diputado local Héctor Yunes Landa, consideran que la continuidad de Paredes en la dirigente nacional del tricolor, viene a favorecer la democracia en Veracruz.
Ni uno ni lo otro.
El hecho que la máxima líder priísta prolongue su estancia en el partido hasta concluir su periodo en marzo del 2012, no es indicador que influirá en las decisiones de los gobernador para nombrar a sus delfines.
Paredes Rangel no meterá las manos ni en Veracruz ni en las otras nueve entidades que renuevan a los titulares de los Poderes Ejecutivos Estatales en el 2010.
Es decir, Fidel Herrera y sus homólogos podrá despacharse con la cuchara grande, decidiendo quienes serán los abanderados de su partido, declinación que desde luego, recaerá en sus respectivos hombres de confianza, aquellos que les garanticen prolongación a los proyectos iniciados.
Pero el deseo principal que mueve a los actuales gobernadores priístas a dejar sucesores afines, es el miedo y la zozobra a los abusos de poder cometidos; por ello buscan a quienes mantengan encadenados con los mantos de la impunidad y la complicidad, para aspirar a un futuro inmediato de paz y tranquilidad.
En el caso exclusivo de Veracruz, no hay nada que auscultar ni tampoco caprichos por cumplir de consulta a las bases, para sacar al candidato del PRI al gobierno del estado.
El gobernador Herrera ha determinado que el aspirante de su partido para la contienda gubernamental sea el actual diputado federal electo, Javier Duarte de Ochoa.
Y esa resolución, al parecer irrevocable, del mandatario estatal debe respetarse por los otros suspirantes, incluidos Pepe Yunes y su pariente Héctor Yunes Landa.
Continuar alimentando esperanzas en aquellos que esperan ver a un Fidel demócrata y respetuoso de las mayorías en la selección del candidato priísta, es soñar despiertos.
Sin embargo, ahora falta ver cuánto logra despegar el joven ex secretario de finanzas Javier Duarte, investido como diputado federal.
La contienda electoral del 5 de julio en la que Duarte obtuvo la votación más elevada en el estado, pertenece al pasado.
Ni lisonjas ni triunfalismos.
Lo que importa de aquí en adelante son los logros que el joven economista de la Fidelidad pueda alcanzar como legislador.
Y la tarea no está nada fácil.
Sobre todo si Javier sigue dejando que su imagen pública la manejen mequetrefes del periodismo, quienes atrincherados en publicaciones que “no se venden” han encontrado la mejor forma de sorprender y estafar incautos.
Esos mercenarios de la pluma, como el zopilote, que hoy muestran entreguismo a Duarte, lo mismo hicieron en el pasado con otros actores políticos identificados como los enemigos más recalcitrantes de Fidel.
Es indiscutible que Javier, considerado el hombre de todas las confianzas de la familia Herrera Borunda, tiene todo para realizar extraordinario papel en San Lázaro y destacar por sus altos conocimientos en materia económica, temas tan urgidos en estos momentos de crisis e incertidumbre financiera que agobian al país.
Su crecimiento ante el electorado veracruzano, dependerá en gran parte de su trabajo legislativo en los próximos meses a favor de Veracruz, principalmente de las clases populares más desprotegidas.
Que no sea un diputado del montón como la gran mayoría, marcará la diferencia de Javier Duarte.
Pero insisto…
El doctor Duarte requiere sacudirse de todos esos papeleros y falsos redentores del periodismo que lo adulan, y que en los meses por venir, cuando empiecen los destapes de candidatos a la gubernatura, podrían estar adorando a quienes por siempre han servido.
Quien traiciona una vez, traiciona siempre, al menos eso dicta la conseja popular.
¿O usted qué opina?

GERARDO BUGANZA EL DOBLE CARA


Por lo menos 15 millones de pesos se gastó el panista Gerardo Buganza, en su evento de informe de mentiras y calumnias como diputado federal, el sábado en el World Trade Center, de Boca del Río.
Diez millones de pesos fueron para pagarles a los 20 mil acarreados que trajo de diversos puntos del estado, y 3 millones más por la renta de los 513 autobuses que los trasladaron hasta el lugar del evento.
Al menos esas son las cuentas alegres que le hicieron saber los organizadores de la magna concentración de “panistas”, al legislador federal saliente.
Del costo por la renta de los salones en el WTC, no se sabe nada, con eso que el dueño es el gobierno de Veracruz, todo parece indicar que fue “cortesía de la casa”, incluyendo edecanes, el café, los refrescos y las galletas.
Leyó usted bien amable lector…
¡¡15 millones de pesos!!
Fue lo que se gastó Buganza en su show de 20 minutos, en el que no informó nada de su labor como representante popular, por que simple y sencillamente no tiene que decirles a los veracruzanos.
Sin lugar a dudas, el multitudinario evento de campesinos, colonos y amas de casa, del pasado sábado de Gerardo Buganza, está lleno de dudas y sospechas.
Principalmente porque al diputado cordobés le importa un bledo cuánto se gaste en promocionar su imagen.
Cuentan quienes aseguran haber escuchado, que cuando los incondicionales de Buganza le informaron de los 15 millones gastados en transporte y mochada a “sus compañeros de partido traídos del centro, norte y sur del estado”, el legislador ni siquiera se inmutó, ni mucho menos se puso al brinco por las cuentas chinas que le entregaron.
Y ese desinterés, huele a sospechosa, a que es dinero ajeno que no sale de sus bolsillos.
Y no es la primera vez que el protagonismo mediático de Buganza Salmerón, se coloca en el ojo del huracán.
En septiembre de 2004 cuando perdió la elección de gobernador a manos de Fidel Herrera Beltrán, Buganza terminó en bancarrota financiera, y todavía endeudado.
A todo mundo quedó a deberle…
A prestadores de servicios que le vendieron toda su publicidad, desde playeras hasta los espectaculares, pero la mayor deuda le quedó con los medios de comunicación que contrató para que difundieran sus actividades de campaña.
Se habla que fueron alrededor de 70 millones de pesos los que Buganza debía en total, como herencia de su fracasado intento por ser gobernador de Veracruz siendo candidato del PAN.
Ese cuantioso débito aunado a su dolor por la derrota, sometieron a Buganza al stress y desesperación, y como único consuelo, por varios meses se refugió en el alcoholismo, para olvidar penas, pero también para ignorar a los engorrosos cobradores que todos los días le llamaban a su celular.
Versiones van y vienen de cómo Buganza logró liquidar los pasivos de sus actividades proselitistas como aspirante a la gubernatura de Veracruz, y muchas de éstas coinciden en el sentido que vendió su dignidad en palacio de gobierno, donde al huésped principal pidió ayuda financiera para liquidar sus deudas, y a cambio prometió renunciar a su cargo de “gobernador legítimo” que él mismo se había etiquetado cuando el TRIFE confirmó el triunfo al priísta Fidel Herrera.
Esas broncas de Buganza por insolvencias económicas, parecen haber quedado en el olvido, porque hoy se da el lujo de realizar eventos en los que derrocha a manos llenas el dinero, que argumenta, se lo dan sus amigos empresarios que siguen simpatizando con su proyecto de ser gobernador.
A lo largo y ancho de la geografía estatal se observan grandes espectaculares con la fotografía del diputado federal Gerardo Buganza. El costo de este tipo de publicidad no baja de los 90 mil pesos por cada posters gigante.
Si sumamos todos los que se ven colocados en el estado, la suma es cuantiosa.
Pero lejos de reducir sus millonarios gastos de precampaña en su nueva y loca carrera por la gubernatura, Buganza sigue despilfarrando recursos, en tiempos de crisis, en la que el jefe supremo de su partido y presidente de la república, Felipe Calderón, demanda austeridad a todos los mexicanos.
Los millones gastados en su disfrazado tercer informe de labores como diputado federal, ha provocado que muchos estén sorprendidos y con la boca abierta. Hasta el dirigente estatal del PAN, Cambranis, no termina de creer el acarreo de 20 mil almas al WTC de Boca del Río.
Por lo tanto se preguntan…
¿Quién está financiando a Gerardo Buganza?
¿Quién tiene especial interés en que el cordobés despunte otra vez como aspirante al gobierno del estado?
Lo que sí está claro como el agua, es que quien se encuentre detrás de Buganza dándole todo el dinero para su precampaña, debe ser todo un zorro político que se las sabe de todas, todas, porque lo convierte protagónico justo en los momentos en que Miguel Ángel Yunes Linares, ha desaparecido del escenario político, después de su fracaso en Veracruz como operador político del presidente Calderón en las elecciones del 5 de julio. Hasta los amigos y parientes del turco como su primo hermano Choperena, el que chupa de las tiendas del ISSSTE, se le ve en Xalapa triste y desconsolado, quizás por el sueño que se aleja.
Sin embargo, debo subrayar que en la eventualidad que Gerardo Buganza quede fuera de la candidatura del PAN en el 2010, el daño que le está causando al partido blanquiazul será irreversible.
Quien se encuentre manipulando al diputado cordobés, cumpliéndole todos sus caprichos publicitarios, lo mantiene sometido a un juego que terminará en carambola de tres bandas…
Buganza podría no volver a ser el abanderado del PAN, pero aquel que lo logre, encontrará un partido completa y totalmente desmantelado.
Yo me pregunto…
¿A qué otro candidato adversario terminará beneficiando Buganza?
No hay que hacerle al pitoniso ni andarse calentando la cabeza para encontrar la respuesta.
La tenemos a la vista de todos
¿O usted qué opina?

CUANDO EL DESTINO LOS ALCANCE…

Misterioso y preocupante el silencio de las fuerzas federales de seguridad en algunos casos de presuntos delitos de delincuencia organizada en Veracruz.
Los asuntos de las consignaciones a un juez federal del exdirector de Tránsito Municipal en el puerto jarocho Héctor Peñafiel y seis de sus oficiales, y la de los agentes de la Agencia Veracruzana de Investigación de la Procuraduría General de Justicia del estado, son para quitarle el sueño a muchos de palacio de gobierno, quienes sin lugar a dudas han servido de cómplices.
Porque extraña que la Procuraduría General de la República y su brazo operativo la Subsecretaría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada, se hayan conformado con poner a disposición de la autoridad judicial competente exclusivamente a los arraigados, todos servidores públicos del estado de Veracruz.
Hasta donde se sabe, varios de los detenidos y hoy sujetos a procesos por delitos del orden federal, no soportaron esas viejas formas de interrogatorios a los que son sometidos por parte de los expertos de la PGR-SIEDO en arrancar confesiones, a los detenidos.
Y se dice, comenta y especula, que terminaron hablando, embarrando a muchos connotados funcionarios públicos y partidistas de la Fidelidad.
Y es precisamente esa información calificada por los altos mandos de las fuerzas de seguridad nacionales como “privilegiada y confidencial”, la que pudo haber sido el detonante para empezar una implacable cacería de brujas a lo largo y ancho de la geografía veracruzana, de todos los servidores públicos relacionados con la delincuencia organizada asentada y protegida en la entidad.
Sin embargo, existe total hermetismo en las acciones que la SIEDO podría implementar en Veracruz, basadas en las confesiones, tanto de Peñafiel y sus muchachos, como de los agentes de José Domingo Martínez Riveroll, el director de la AVI, dependiente del todavía procurador Salvador Mikel Rivera.
Pareciera que la PGR- SIEDO pretende que la confianza mate a los presuntos Fidelistas involucrados, y así evitar promuevan amparos federales buscando impunidad, como dicen ocurrió con el secretario de gobierno Reynaldo Escobar.
A muy alto nivel se da como un hecho que “existen todos los elementos probatorios para llevarse a por lo menos cinco altos funcionarios del Fidelismo; cuatro más que han dejado la función pública y sirven de YBM (Y veme a traer esto, y veme a traer lo otro) a por lo menos una veintena de presidentes municipales, y dos que tres personajes que despachan en el PRI estatal.
Y no es para menos ese peligro latente que se cierne sobre algunos responsables de las instituciones públicas de Veracruz.
Quienes hoy están en manos de la justicia calderonista, saben mucho de lo que ha venido sucediendo en el estado en materia delictiva en los últimos cinco años.
“Saben demasiado, habrían dicho algunos de los mandos castrenses y de la PFP que les echó el guante”.
Y es probable que les asista la razón…
A Héctor Peñafiel, amigo personal de los hombres del poder en el actual gobierno estatal, y seis de los agentes de Tránsito Municipal que estuvieron bajo su mando, se les acusa de pertenecer a la “delincuencia organizada”, que secuestró y es posible haya victimado, al entonces Administrador de la Aduana Marítima del Puerto de Veracruz, desaparecido desde el pasado 1 de junio del año en curso.
Mientras que a los siete ex agentes de la AVI estatal, antes Policía Ministerial, los señalan de brindar protección a bandas criminales dedicadas a la extorsión y el secuestro, y cuando las víctimas no cumplen con los pagos del rescate, los asesinan.
De acuerdo a evidencias y testimonios, todos los consignados a un juez federal fueron videograbados compartiendo el pan y la sal con los jefes de los carteles y de las organizaciones dedicadas a la industria del secuestro.
Se presume iban por el soborno semanal, que desde luego compartían con los jerarcas ubicados en la ciudad sede de los poderes estatales, o al menos que por irse por la libre, les llegó la aplanadora.
Se sabe también que varios de los ex agentes de tránsito y ex policías de la AVI, incluido el propio Héctor Peñafiel, se encuentran sumamente encabronados y decepcionados por la actitud asumida por los altos personajes del gobierno Fidelista de abandonarlos a su suerte.
Es indudable que los ex servidores públicos veracruzanos que se encuentran sujetos a procesos federales, no son todos los que deberían estar.
Funcionarios de la PGJ como José Domínguez Martínez Riveroll, director de la AVI, y Marco Antonio Aguilar Yunes, subprocurador de justicia en esta región de Xalapa, no podrán conciliar el sueño mientras gente suya de todas sus confianzas, como los excomandantes Alfonso Guapillo, Víctor Montiel, Rafael Ugarte, Vicente Pulido, Cándido Aguilar y Manuel Passi, entre otros, estén en la boca del lobo, ignorando hasta donde pudieron haberse ido de la lengua.
Por eso insisto…
Ese silencio de la PGR-SIEDO, es tenebroso y funesto.
¿O usted qué opina?

¡¡DEBEN DESAPARECER LAS DELEGACIONES FEDERALES!!


Los delegados federales, virreyes del presidente de la república en cada una de las entidades del país.
Sirven sólo a los intereses de la federación, principalmente en aquellos estados opositores al partido gobernante.
Representan ojos y oídos del gobierno federal en turno, y en tiempos electorales las delegaciones son usadas como brazos operadores de los candidatos del instituto político en el poder.
Millonarios son los presupuestos autorizados para cada delegado federal, pero raquítica la obra social realizada.
Por lo que lejos de coadyuvar y sumar esfuerzos con gobernadores y presidentes municipales para llevarle beneficios sociales a la población, muchas veces su función es poner trabas y obstáculos en el camino.
En el estado de Veracruz, son notados los casos en los que el gobierno del estado ha tenido que remar contra la corriente debido a la actitud prepotente, arbitraria y visceral de algunos delegados federales.
Por mencionar un ejemplo, los choques con Agustín Basilio de la Vega, director del Centro SCT en el estado, o con el jefe inmediato de éste, Julen Rementería del Puerto, han sido evidentes a consecuencia de la cerrazón de ambos funcionarios federales.
Incluso se habla que el fino de Basilio, ha enriquecido a más no poder en los años que lleva como representante de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en Veracruz.
Y no son para menos los señalamientos en su contra, provenientes hasta de sus mismos compañeros de partido, entre otros el diputado federal saliente Marcos Salas, de quien se dice, podría sustituirlo en el cargo.
El presupuesto que cada año maneja Basilio de la Vega es superior a los 2 mil millones de pesos, y la verdad que no se ve dónde van a aparar esos millonarios recursos.
Lo mismo sucede con la delegación federal de la Secretaría de Desarrollo Social, que se ha convertido en botín de unos cuantos panistas, entre los que figuran diputados locales y hasta miembros de la dirigencia estatal del PAN.
La sustitución de Alma Aída Lamadrid Rodríguez en la delegación de SEDESOL, se debió a presiones de los propios pillos del blanquiazul que veían afectados sus intereses con la ex delegada.
Y en la misma situación de sub ejercicio presupuestario, simulación y corrupción de los recursos que manejan, se encuentran otras delegaciones federales.
Por lo que, la desaparición de los virreynatos del presidente Felipe Calderón en los estados, es un grito de todos los gobiernos estatales no pertenecientes a las siglas del Partido Acción Nacional.
Desaparecer las delegaciones federales en los estados, es una solicitud acertada de parte del gobernador de Veracruz.
Que Fidel Herrera Beltrán retome la propuesta de todos sus homólogos afiliados al sindicato de la CONAGO, representa un acierto en estos tiempos de crisis financiera que golpea en forma criminal a los sectores más pobres del país.
El tío Fide, hay que reconocerlo, saca el tema justo en los momentos que más urge al gobierno calderonista ahorrar dinero, para que deje de insistir en afectar a las dependencias públicas vitales como Salud y Educación.
Y la propuesta del mandatario veracruzana, por urgente y necesaria, debe ser apoyada por todos los gobernadores.
Basta ya de simulaciones del gobierno federal.
Es cierto, las representaciones federales existen desde los tiempos del priísmo en Los Pinos, y siempre cumplieron con los mismos fines partidistas para los que hoy las usa el PAN.
Si en el pasado el PRI agarraba a las delegaciones federales como refugio de amigos, compadres, parientes y amantes de los secretarios de despacho, hoy el PAN, además de darles el mismo fin, les saca provecho para que diputados, funcionarios y líderes partidistas, realicen los grandes negocios con las obras públicas que efectúan en los estados con recursos de la federación.
Además de políticos, los blanquiazules se han convertido en prósperos constructores que acaparan los presupuestos más elevados.
Pero llegó el momento de borrarlas del erario federal.
El gobernador Herrera Beltrán, dice que mantener las delegaciones representa a las arcas de la nación un costo de 233 mil millones de pesos cada año.
Insultante derroche de dinero para los nulos resultados que dejan en beneficio del pueblo mexicano.
¿O usted qué opina?

AÚN NO SALE HUMO BLANCO.


El día de ayer en la casa de gobernador del estado de Oaxaca Ulises Ruiz; se llevó a cabo un cónclave político, con distintas fracciones de diputados federales electos del PRI, la razón:
No están de acuerdo que Francisco Rojas sea el Coordinador de la fracción priísta parlamentaria del próximo Congreso de la Unión, sobre todo, cuando al ex director de Pemex del gobierno salinista, lo apoyan abiertamente las fracciones parlamentarias del estado de México y de Nuevo León.
El gobernador oaxaqueño y otras fracciones, se pronuncian por la personalidad de diputado electo César Augusto Santiago; político ampliamente conocido por sus grandes dotes de mapache electoral.
Mientras esto sucedía en Oaxaca; la generala Beatriz Paredes dirigente nacional del partido tricolor, aún no se decidía dejar el liderazgo del PRI y aceptar el cargo, como coordinadora de su fracción parlamentaria.
A muy alto nivel, se ha dejado entrever, que la mano del ex presidente Carlos Salinas está metida en este rollo político; porque no se puede entender que haya un pronunciamiento muy serio a favor de Francisco Rojas.
Lo que todo parece indicar el por qué el estado de México y Nuevo León, sin miramientos le den abiertamente el apoyo.
Salinas a eso vino a México.
En política no hay nada casual.
A eso se debe que el ex presidente, se dejó venir de vacaciones al estado de Oaxaca, con la finalidad de convencer al gobernador Ulises Ruiz, de que sea Paco Rojas el próximo coordinador de los diputados priístas.
Tal vez, don Carlos no tuvo la fuerza suficiente, para sacar adelante a su ex colaborador.
Ahora bien.
Fuentes de inteligencia, han revelado la forma enérgica en que una voz de muy alto nivel, invitó al ex presidente Salinas a salir de país, toda vez que su presencia no era del agrado ni bien vista.
Y Salinas abandonó territorio mexicano; para regresar a Nueva York, ciudad en donde vive con su familia.
Esto, desde luego, viene a tambalear el proyecto del joven gobernador mexiquense Enrique Peña Nieto, ya que se ha venido especulando que atrás de él, está la sombra de don Carlos Salinas.
Y esto resultó una carambola de tres bandas; si así se dieron las cosas, jure usted que don Emilio Gamboa se quedó con el bat al hombro, pues ya se sentía como el sucesor de doña Beatriz Paredes.
No hay que perder de vista; que don Felipe Calderón ya está operando muy en serio, la sucesión del 2012, tomando en cuenta que el PRI ya tiene listo el pavimento que lo regrese a los Pinos.
La globalización económica, en la que nuestro país está inmerso, es la mejor oportunidad, para que el calderonismo mida sus fuerzas teniendo en sus manos, las llaves del presupuesto federal que trae locos a gobernadores y presidentes municipales, sobre todo, si no son de su partido blanquiazul.
El presidente Calderón ya sabe cómo se la gastan los priístas; las derrotas electorales que el PAN ha sufrido no es para menos.
Todo dependerá, si los del partido tricolor sabe mantener la unidad y logran acuerdo comunes, de lo contrario, se podría repetir la dosis en que el PAN ha ganado las dos elecciones presidenciales.
¿O usted qué opina?

¡¡VERACRUZ EL ESTADO DE LAS MARAVILLAS!!

Veracruz, un estado modelo, ejemplo nacional e internacional.
De progreso, trabajo y productividad.
Y principalmente paradigma de la honestidad y transparencia de sus gobernantes.
Aquí en nuestra querida y gloriosa entidad, no pasa nada, todo es paz, tranquilidad y armonía.
Es Veracruz, con el gobernador Fidel Herrera Beltrán, la entidad de las maravillas.
Es un pedazo de tierra del país de las maravillas, que también nos pintara tan bonito Vicente Fox Quezada cuando gobernó México.
Vaya que es placentero, pero sobre reconfortante en estos tiempos de crisis brutal, escuchar hablar al mandatario veracruzano en televisión.
¡¡Qué bonito, de verdad!!
Saber que la gran mayoría de los habitantes del estado estamos equivocados, ciegos y sordos porque no vemos el esfuerzo de nuestras autoridades, y no escuchamos sus sabios discursos políticos.
Qué gran alivio saber que los periodistas críticos publican puras mentiras y sandeces en contra de los gobernantes y sus cercanos colaboradores, todos son de conducta intachable, puros, castos y santos.
Honestos como usted, por eso bien cabe aquí el adagio popular… “Hijos de tigre, pintitos”.
¡¡Gracias, gobernador Herrera!!
El verdadero Veracruz que tenemos es el que usted nos enseña y del que todos los días nos habla en sus enternecedoras entrevistas, preferentemente en las que concede sin mañas, pagos, ni acuerdos previos, a las empresas televisivas.
Los veracruzanos nos sentimos iluminados por tener un gobernante de sus tamaños, porque dice haber aprendido de don Fernando Gutiérrez Barrios, el respeto a las instituciones, el respeto a las personas y la aplicación de la ley.
Por eso, haciendo suyo el legado histórico del Hombre Leyenda de México, gobernador de Veracruz y Secretario de Gobernación, usted respeta al Poder Judicial del Estado, y al Poder Legislativo, donde magistrados, jueces y diputados actúan con libertad y criterios propios, sin presión de ninguna clase y sin entregarle cuentas y resultados a nadie que no sea el pueblo de Veracruz.
Por eso en Veracruz, se cumple con la ley; el que la hace la paga; no se protege a funcionarios públicos corruptos por muy cercanos que estén al jefe; tampoco se tolera que amasen fortunas del erario público o trafiquen la influencia del poder.
En estricto apego a las enseñanzas de don Fernando, las calles y ciudades del estado se encuentran limpias de maleantes y criminales; las familias veracruzanas respiran aires de tranquilidad; no hay terror ni zozobra.
Porque usted gobernador, al igual que don Fernando, conoce a los malos y los mete a la cárcel.
En cuánto a empleos y producción, qué no decir de sus logros.
Durante sus casi cinco años de gobierno, Veracruz se ha levantado como el gran gigante nacional, número uno en creación de miles empleos, y quien lo dude que le pregunte al Instituto Mexicano del Seguro Social.
No importa que los reporteros no afines a su gobierno, escriban infundios diciendo que miles de veracruzanos estén yéndose a Canadá y a los estados fronterizos por falta de oportunidades de trabajo en el Veracruz Fidelista.
No importa que cada fin de semana o quincena, cientos de obreros y empleados, sean lanzados a las calles.
El desempleo que mencionan sus críticos, no existe, es basura.
La única verdad, es la suya.
Saber también que Veracruz produce 81 productos del campo, nos llena de alegría y regocijo.
Qué importa que los columnistas que censuran el éxito de su gobierno, digan que tenemos un campo rico con campesinos en la miseria y sus familias enfermas y desnutridas por no tener qué llevarse al estómago.
Y lo más nos llena de satisfacción a los veracruzanos, es saber que gracias a esa honestidad en el manejo de los recursos públicos, en Veracruz no existe esa tal crisis económica, de la que todos hablan y se quejan en México.
Veracruz está de pie, eso dice usted y es cierto.
El dinero sobra y se gasta en lo que a usted le da la gana.
La bursatilización del impuesto de la tenencia vehicular fue tan exitosa, que ahora van por otros 6 mil 800 millones de pesos usando las participaciones federales.
Dinero fresco para invertirlo en el progreso y bienestar del pueblo de Veracruz, nunca para tareas partidistas como aseguran los panistas..
Recursos nuevos para darles más dinero a esas damas de la caridad llamados presidentes municipales, que hoy andan por la calle de la amargura por la falta de efectivo.
Qué bien que usted gobernador, comprenda y ayude a los alcaldes de su partido y a los que se agreguen.
Son tan honestos que los últimos 2 mil 800 millones de pesos que recibieron por bursatilizar su 20 por ciento de la tenencia vehicular y del programa Peso a Peso, todo lo invirtieron en obra social.
De usted aprendieron la rectitud y la transparencia.
Y si no que le pregunten al bueno para nada de Jon Rementería, del puerto jarocho; a la Marceloca, en Coatzacoalcos, o al Mandiles, en Xalapa.
Amables lectores, qué mundo tan maravilloso, el que nos pinta Fidel Herrera, pero muy bonito para ser real.
Como Alicia en el País de las Maravillas, el gobernador Herrera, sueña con el Veracruz que no construyó, y nosotros quisimos soñar con él, para ver qué se siente.
¿O usted qué opina?

EL DOBLE DISCURSO DE LA FIDELIDAD


Triste y lamentable la forma en que Fidel Herrera transcurre su quinto año de gobierno
Y el final de su mandato, se vislumbra incierto y amenazado por barruntos tormentosos.
Al grave problema de la inseguridad pública que enfrenta el estado, hay que agregarle la incertidumbre en materia de dinero, que finalmente es la que más le puede al político de Nopaltepec causándole largas noches de insomnio.
Por momentos, en los que habla, asegura, señala o comenta, Fidel da la impresión que ha perdido el piso y la noción del tiempo, e ignora el impacto de lo que declara a sus condicionales plumíferos.
Y es que ese doble discurso tan aplaudido de Fidel Herrera, siempre lo mete en broncas con el gobierno del presidente Felipe Calderón.
La cantaleta de todos los días del gobernador a los veracruzanos, es culpar a la administración de Calderón de incumplirle al estado con la entrega oportuna de las participaciones federales.
Otra es la realidad.
Se sabe ahora, que el gobierno calderonista no le debe nada a Veracruz, ni siquiera un peso partido a la mitad.
Por lo consiguiente, la federación no es responsable de la crisis financiera que enfrentan el estado de Veracruz ni sus 212 presidencias municipales.
En la reunión del pasado miércoles de los integrantes de la Conferencia Nacional de Gobernadores con el Secretario de Hacienda, Agustín Carsten, el funcionario federal propinó severo tapón de boca al gobernador de Veracruz.
Lo desmintió en todos sus señalamientos acusatorios, y terminó ridiculizándolo ante el pleno de mandatarios estatales.
El titular de la SHCP fue categórico al señalar que todas las partidas de los rubros de apoyos federales correspondientes al ejercicio fiscal 2009, fueron depositados a la cuenta de la Secretaría de Finanzas y Planeación del gobierno de Veracruz.
Desde las aportaciones de los Fideicomisos para la Infraestructura de los Estados, (FIES); del Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas, (FEIEF), hasta los recursos por concepto del Derecho Extraordinario Sobre Exportación de Petróleo Crudo, (DEEP).
En números redondos, representan alrededor de 81 mil millones los recibidos por la administración fidelista en lo que va del 2009. 55 mil corresponden por Aportaciones y Participaciones para Estados y Municipios; 25 mil millones del ramo 28, y 900 millones de excedentes petroleros.
Se sabe ahora también que Veracruz es de las entidades más favorecidas por la federación, al ocupar los primeros lugares en participaciones, mismas que no disfrutaba Fidel ni aún teniendo el amasiato político-financiero con el entonces presidente Vicente Fox Quezada, quien le daba todo lo que el gobernador Herrera le pidiera, con tal de que este cubriera con el manto de la complicidad, todos los negocios millonarios que hacían los hijos de Martha, en territorio veracruzano.
Sin embargo, ningún recurso ha sido suficiente para los objetivos del gobierno de la Fidelidad.
Por ello, en la última reunión del sindicato de gobernadores priístas y perredistas, la CONAGO, tuvo la punta de pedirle a la SHCP adelanto de 16 mil millones de pesos del Fideicomiso para la Infraestructura de los Estados (FIES).
Pedimento que en forma determinante le fue negado, para evitar que el estado de Veracruz continúe endrogándose, ya que de acuerdo a la propia Secretaría de Hacienda, la deuda actual que enfrenta la entidad es de 9 mil 314 millones de pesos, esta hasta el primer trimestre del año en curso; es decir 6 mil millones de pesos más que el adeudo heredado por el gobierno de Miguel Alemán.
Sin lugar a dudas, la negativa de Carstens al adelanto de participaciones pretendido por Fidel, debe tener caliente al gobernador Herrera.
Más todavía con la acusación que hizo ayer lunes el Coordinador para los estados de la SHCP, Antonio González Anaya, quien calificó a los gobernadores priístas de despilfarrar 90 mil millones de pesos adicionales entregados por la federación en el ejercicio fiscal 2008.
Ahora entiendo porqué el tío Fide regresó de su participación en la CONAGO, sin hacer ruido, no comentó absolutamente nada de los temas abordados con el secretario Agustín Carstens, ni siquiera usó a sus voceros oficiales de siempre para desvirtuar su fracaso en la cumbre de mandatarios estatales.
Finalmente qué preocupa a mi amigo Fidel.
No le darán los 16 mil millones de pesos que pedía de adelanto, pero no pasa nada.
El gobernador de Veracruz es un mago de las finanzas públicas.
Cuando dice que no tiene ni un clavo en el cajón de la SEFIPLAN, sorprende a todos financiando eventos multitudinarios de falsos redentores de la fe, que no dejan ningún beneficio a los veracruzanos, principalmente a los que siguen viviendo en el olvido Fidelista.
¿Si hay dinero para esos cultos religiosos, entonces nada debe robarle el sueño al buena gente del evangelista que gobierna Veracruz?
¿O usted qué opina?

LA TRAGEDIA DE CALDERÓN

Se ahogan los alcaldes de todo el país
Más del 70 por ciento de los municipios se encuentran en total bancarrota.
No tienen los ayuntamientos ni siquiera para comprar papelería, mucho menos pueden cubrir la nómina quincenal de funcionarios, empleados y trabajadores sindicalizados.
Desesperados pegan gritos de auxilio, y como el gobierno federal muestra oídos sordos a sus lamentos, los propios presidentes municipales pertenecientes al Partido Acción Nacional, se le revelan al presidente Felipe Calderón, y le advierten…
“La ingobernabilidad amenaza a la república mexicana”.
Por lo cual exigen se instrumente un programa emergente de rescate económico para los 2 mil 435 municipios del país.
Es indudable que ya es criminal la crisis financiera que golpea a México; golpea sin misericordia a los hogares mexicanos; cierra empresas, industrias, comercios y pequeños changarros, dejando sin empleos a millones de mexicanos, que no tan sólo pasan a engrosar los altos índices de desempleos, sino que muchos de estos desafortunados compatriotas, terminarán al servicio de los grupos criminales con tal de llevarles el sustento a sus familias.
Qué triste, lamentable y desolador panorama el que ha vislumbrado para los mexicanos el gobierno del panista Felipe Calderón Honojosa.
Autonombrado como el presidente “del empleo”, Calderón termina siendo el mandatario del desempleo, al sumar 2.5 millones de despedidos en los últimos meses.
Con el primer gobernante emanado del PAN, Vicente Fox Quezada, fueron seis años de incertidumbres y titubeos que llevaron al país a obtener cero crecimiento económico, y baja alarmante en el Producto Interno Bruto.
La planta productiva nacional prácticamente vivió paralizada en el sexenio Foxista, pero en cambio no lucieron por su ausencia la incesante corrupción ni el descarado tráfico de influencias, donde hasta las sirvientas de Martha Sahagún de Fox, salieron millonarias de la residencia oficial de Los Pinos.
Felipe Calderón tuvo todo los elementos probatorios para haber llevado a juicio, por lo menos a los hijastros de su antecesor Fox, quienes hicieron del poder presidencial de su padrastro, la mejor arma de enriquecimiento inexplicable.
Pero al michoacano le tembló la mano, o simplemente, como se afirma en un libro exitoso, “le espanta tomar decisiones”.
Lo cierto es que hoy México se encuentra atravesando por la peor crisis económica de su historia, ante un gobierno pasivo e indiferente, que sigue soñando con ganarle la guerra a los capos del narcotráfico y a las bandas criminales, que han convertido al país en el paraíso del horror.
No se ve a corto plazo, salida alguna que aliente a los mexicanos a seguir apretándose el cinturón.
A la administración Calderonista, a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, lo único que se le sigue ocurriendo es continuar estrangulando a los estados y municipios recortándoles sus participaciones federales.
Empezó aplicando las disminuciones financieras a las entidades opositoras a su partido político, o aquellos gobernadores no afines a sus intereses y simpatías; a estos los ha golpeado con el látigo de su desprecio, teniéndolos al goteo de los recursos públicos que por ley les corresponde.
Sin embargo, la situación se le ha complicado a Calderón.
Hoy, hasta los propios alcaldes de su partido reclaman medidas urgentes que coadyuven a resarcir los daños provocados por los recortes a las participaciones federales.
Y no son para menos las exigencias de las autoridades municipales del PAN.
Tienen vacías las arcas de sus tesorerías, y se les viene el mundo con la proximidad de los pagos de aguinaldo del ya cercano mes decembrino.
Pero lejos de alentar, la federación insiste en quitarles dinero a gobernadores y alcaldes.
El panorama financiero para 2010, expuesto en días pasados por el titular de Hacienda, Agustín Carstens, es dramático y desolador.
Y el peor efecto lo sufrirán los estados de la república que tienen procesos electorales el año que viene.
Como es el caso de Veracruz, donde se elegirán gobernador, diputados locales y presidentes municipales.
A once meses de la triple elección de julio de 2010, el gobierno de Fidel Herreras, ya pasa penumbras económicas a causa de los recortes en los recursos federales.
Y como medida salvadora el mandatario veracruzano vuelve a sacarse de la manga el recurso de la bursatilización, esta vez de las participaciones federales, que según el dicho de Fidel, dará más de 6 mil millones de pesos al estado y sus 212 municipios.
Bueno, al menos hay que reconocerle al tío Fide, su sagacidad para obtener recursos, no importa que al sucesor en palacio estatal y a los futuros alcaldes, se les amarre las manos los próximos 15 años.
Claro, la idea es que el poder quede en familia.
De lo contrario, nadie controlará la persecución y venganza.
¿O usted qué opina?

UN DESTAPE ANUNCIADO

Todos quieren meter su cuchara en la sucesión del 2010 en el estado de Veracruz.
Desde connotados empresarios, quienes también tienen su candidato, hasta la generala del CEN del PRI Beatriz Paredes y el senador sonorense Manlio Fabio Beltrones,
Los dueños del dinero en México muy cercanos al ex gobernador Miguel Alemán Velasco, al igual que la dirigente nacional del PRI y algunos de sus influyentes militantes, apuestan por precandidatos diferentes al delfín del gobernador Fidel Herrera Beltrán.
Y todos, a través de sus influencias políticas y financieras, buscan acorralar y presionar al mandatario veracruzano para que ceda a sus pretensiones y chantajes, o bien reconsidere el nombre de su gallo.
Lo único que esos señores quieren es crear un ambiente de desconcierto y confusión al interior del gobierno Fidelista y en la propia militancia del Partido Revolucionario Institucional.
Por ello lanzan sus anzuelos a ver qué pescan.
Con el destape anticipado del diputado local Héctor Yunes Landa, las aguas se encuentran un tanto revueltas en el estado, y aún cuando lo nieguen, ha provocado cierto nerviosismo en el propio Fidel, principalmente porque el choleño sigue haciendo amarres con sindicatos y diversos sectores sociales, que aseguran jugársela con su precandidatura.
Uno de esos grupos visibles que no ocultan sus simpatías con Yunes Landa, es la CROC estatal que representa Tomás Tejeda Cruz, y se sabe que por intermediación de familiares de sangre, conocidos y prósperos integrantes del sector privado de la entidad, han manifestado su apoyo al rebelde aspirante a la candidatura priísta al gobierno de Veracruz.
Nadie puede negar que el escenario sucesorio para el 2010, podría salírsele de control al propio Herrera Beltrán.
Son muchos los enemigos políticos de Fidel, adentro y afuera de su gobierno, y todos al unísono gritan y apuestan porque Veracruz se incendie a causa de la lucha por elegir al próximo abanderado del tricolor al gobierno del estado.
Las manos que mecen la cuna para provocar que las pasiones de desborden entre los
propios priístas, no paran de moverse, y al paso de los días, semanas o meses, la intensidad de sus acciones para crear enfrentamientos, serán más intensas.
Ver salir a la palestra al diputado local y empleado de Reynaldo Escobar, Dalos Ulises Rodríguez Vargas y manifestar que “el candidato al gobierno del estado debe ser elegido por medio de consulta a la base”, no es casual, y su pronunciamiento se lo ordenaron.
Y de acuerdo a informes dignos de crédito, a la petición del legislador adorador de dios Baco, le siguen otras sublevaciones al interior del gabinete Fidelista, para las cuales no se requiere hacerle al hechicero o pitoniso para saber sus orígenes, o conocer el nombre de quien las ordena.
Observo a mi amigo Fidel más nervioso de lo acostumbrado.
Y no es para menos.
Tener sin clavo alguno el cajón de la tesorería, y venir soportando las presiones del altiplano por el nombre del abanderado del 2010, son motivos más que suficientes para perder la calma.
Fidel sabe que la ola de adulaciones que recibió de sus amigos Silvia Hernández y Humberto Roque Villanueva, quienes lo ven como uno de los dos gigantes del PRI para el 2012, sólo son lisonjas baratas y desesperadas de políticos desgastados, cuyos halagos tienen la misma fuerza que un tehuacán sin gas.
Como todo zorro político, el gobernador de Veracruz no ignora que la embestida contra su candidato, podría ir en aumento.
Por lo tanto, se dice, se comenta y se especula, que el próximo sábado a las siete de la noche en el Wolrd Trade Center de Boca del Río, tendrá lugar un evento masivo en el que habrán de adelantarse los tiempos políticos y en forma oficial será destapado el candidato del PRI al gobierno de Veracruz.
Se insiste que usando la ceremonia organizada por el Movimiento Territorial del CDE del PRI para entregar decenas de miles de útiles escolares a hijos de familias necesitadas que regresan a clases, tendrá lugar el encumbramiento del abanderado tricolor para la contienda del 2010.
Los agoreros del desastre opinan que de darse el sábado el anunciado destape, empezará un choque de trenes con quienes se verán desplazados de la contienda, que exigían fuera democrática y transparente.
Sin embargo, los bien enterados aseguran que “todos han sido planchados”.
Y finalmente, reinará la unidad en el PRI y su candidato el doctor Javier Duarte.
¿O usted qué opina?

EL COSTO DE LA SILLA PRESIDENCIAL

Más que negro y desalentador el panorama del 2010 para los 60 millones de mexicanos más jodidos de este país.
De acuerdo a informes de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, en el próximo año el gobierno federal dejará de ejercer alrededor de 300 mil millones de pesos.
Lo que deduce que las participaciones federales a los estados y municipios seguirán sufriendo recortes criminales, y si hoy la situación del 90 por ciento de los ayuntamientos del país es caótica, para el próximo año se vislumbra un escenario de puras lágrima sin risas para las autoridades de Veracruz.
Es indudable que con ese dramático anuncio, el titular de la SHCP puso a temblar principalmente a gobernadores y alcaldes opositores al Partido Acción Nacional, quienes están que no les calienta nada.
Y no es para amenos.
Las autoridades emanadas de los Partidos Revolucionario Institucional, del PRD, Convergencia o de cualquier otra fracción partidista de oposición, ven truncados sus planes de enriquecimiento desmedido, como por ejemplo el tradicional año de Hidalgo, en el que ediles y mandatarios estatales se roban hasta las alfombras de los edificios públicos.
Sin embargo, lo que llama la atención es saber si todos los gobernadores o presidentes municipales pertenecientes al partido del presidente Felipe Calderón, recibirán el mismo trato que sus homólogos opositores.
Es decir, si los representantes de los poderes estatales y municipales pertenecientes al PAN, también sufrirán los embates de los recortes presupuestales que con bombo y platillo anuncia la federación para el año que viene.
Porque está visto que las políticas en materia de disminución de las partidas financieras a las entidades y ayuntamientos, muchas veces son desiguales y a unos estados se les carga más la mano, por el sólo hecho de que los gobernadores, son víctimas de intrigas palaciegas de funcionarios cercanos al presidente.
Y en consecuencia se convierten en gobernantes no santos de la devoción del actual huésped de Los Pinos.
El gobernador de Veracruz Fidel Herrera Beltrán, pareciera encuadrar en ese grupo de mandatarios non gratos al presidente Calderón.
Porque no hay día en el que el tío Fide no se queje de la mano discriminatoria de la federación, misma que, desde hace casi tres años, sin piedad alguna le viene quitando recursos a Veracruz, y otras veces se los entrega al goteo.
El argumento del gobierno de Calderón, aún cuando es violatoria de la ley, ha sido que el gobierno de Fidel Herrera desvía recursos públicos a tareas de proselitismo político-electoral, porque las acusaciones son de dicho y nunca han sido respaldadas por pruebas o documentales fehacientes que muestran el delito cometido.
El pasado 5 de julio, en la jornada electoral federal, el PRI de Fidel Herrera masacró a los candidatos del PAN, y pudo hacerlo teniendo las manos amarradas en materia de recursos económicos por parte de la federación.
Los resultados electorales intermedios, al menos en Veracruz, mantienen seriamente encabronados a muchos actores políticos cercanos a Calderón y con intereses supremos en la entidad que gobierna Herrera Beltrán.
Por ello, no es descabellado imaginar, decir, comentar o afirmar que para el proceso de elección del nuevo gobernador de Veracruz, diputados locales y los 212 alcaldes, de nueva cuenta el político de Nopaltepec, estará en el ojo del huracán.
Veracruz representa una obsesión para Felipe Calderón por tanto veneno en contra de Fidel que ha llegado a sus oídos.
Por lo que yo me pregunto…
¿El recorte de 300 mil millones de pesos que no ejercerá el gobierno federal, será estandarte de persecución y venganza de gobernadores no afines a Calderón, como lo es Fidel Herrera?
En forma indirecta la federación acusa y señala a la administración priísta del tío Fide, de ser una de las más corruptas, cómplices y solapadotas del crimen organizado.
Pero de señalamiento, no pasa.
Es importante entonces, que de una vez por todas, el régimen de Felipe Calderón actúe si tiene pruebas, contra los corruptos y malos funcionarios Fidelistas que presuntamente han enriquecido al amparo del poder y brindando protección a las mafias criminales asentadas, se dice, desde que Fidel Herrera es gobernador de Veracruz.
Que terminen el acoso y el desprecio del presidente Calderón contra e l gobierno de Veracruz, sí algún o algunos cercanos colaboradores de Fidel tienen que pagarla, que se las cobren ya.
Basta ya de simulaciones.
Incriminen a los culpables, si es que los hay, o exoneren al gobierno Fidelista.
El progreso del estado y bienestar de los veracruzanos, no puede seguir prendida de caprichos personales, ni odios o rencores del pasado.
Decenas de obras públicas en Veracruz se encuentran paralizadas por la falta de recursos federales.
Bien vale la pena preguntar…
¿Qué más sigue señor presidente calderón?
¿O usted qué opina?

PD: No pierda usted de vista el nombre de Ulises Hernández; quien representa a los auditores de la función Pública.

UNA LACRA SOCIAL EL FUTURO PROCURADOR


¿Qué pasa en el gobierno de Fidel Herrera?
Transcurren los días, y cada uno menos en el sexenio de la Fidelidad, van surgiendo más pudrimiento e inmoralidad entre los cercanos colaboradores del mandatario estatal.
Ahora resulta que los veracruzanos no sólo tienen que lidiar, soportar y tolerar impotentes la corrupción, el tráfico de influencias y el enriquecimiento ilícito e inexplicable de los funcionarios Fidelistas.
Sino que también, las mujeres veracruzanas dignas y preparadas que sirven al gobierno de Fidel Herrera, tienen la obligación de sufrir y permitir los abusos de quienes, gracias al gobernador del estado, ostentan el poder.
Y pobre de aquellas servidoras públicas responsables que, después de haber sido humilladas y sobajadas, levanten la voz y denuncien de lo que fueron víctimas. Con la mano en la cintura sus “jefes” las despiden acusándolas con falsos testimonios en el desempeño de su deber, sin derecho a nada, sólo a la calle.
Por lo tanto, la denuncia que hoy escribo es una petición y exigencia que, por el periodismo crítico y de denuncia que hacemos en este portal informativo, me hacen mis contados lectores y radioescuchas.
El nombre del funcionario estatal que da asco y representa una vergüenza para el gobierno de Fidel Herrera, es Marco Antonio Aguilar Yunes, actual Subprocurador de Justicia en la región de Xalapa.
El alto funcionario de la Procuraduría General de Justicia de Veracruz, es hijo del ex tesorero estatal del gobierno de Miguel Alemán Velasco, contador público Juan Felipe Aguilar de la Llave, y nieto del ilustre cordobés y caballero de la política, Silvestre Aguilar Morás.
Aguilar Yunes, desequilibrado mental, víctima de algún daño sexual en su infancia, o simplemente enfermo del poder que le ha otorgado el propio gobierno Fidelista, ha encontrado en el servicio público, una forma para desahogar traumas personales.
Son muchas las víctimas del Subprocurador de Justicia, primero en la zona o región del puerto de Veracruz, y ahora en la de esta ciudad capital.
Y cada una de ellas, aún cuando guardan silencio, bien por seguridad de sus vidas y la de sus familiares, y por conservar el trabajo dentro de la PGJ, tienen la misma historia que contar.
Todas son Agentes del Ministerio Público, investigadoras, adscritas, o especializadas contra la violencia o en defensa de la familia; situación que resulta paradójica porque no han podido defenderse en forma personal, de la agresión del “jefe superior”.
El modus operandis de Aguilar Yunes, es único en su estilo.
A cada mujer MP, joven, atractiva y de buen cuerpo, a la que el enfermo funcionario fidelista en la PGJ le haya echado el ojo, es citada a las 9 o 10 de la noche a la sede de la Subprocuraduría a su cargo, no importando que la jurisdicción judicial de la Agente sea el Uxpanapa o cercana al río Pánuco.
La funcionaria de la Procuraduría debe hacer acto de presencia a esas horas de la noche dispuestas por el señor Subprocurador Aguilar Yunes.
Una vez que la MP seleccionada, se encuentra en las oficinas de Marco Antonio, inocente por ser la primera vez que acude al llamado nocturno del “jefe”, éste pide le informe de todas las averiguaciones previas abiertas y resueltas.
Llegado el momento para “cazar a la víctima”, Aguilar Yunes empieza a ponerle trabas y peros al desempeño eficiente de su subalterna, hasta el grado de acusarla de incumplimiento de la responsabilidad pública.
Cuando inician los señalamientos de inventadas “faltas al deber” que causan sorpresa y desconcierto en la MP, el sádico sexual se levanta de su cómodo sillón, se dirige al baño de su oficina, finge orinar, y desde ese lugar, levantando la voz, no deja de hacer falsos reclamos de ineficiencia a la cumplida servidora de la Procuraduría.
De pronto, nerviosa y con el corazón amenazando con salírsele, la MP escucha que su “jefe” la llama, que vaya al baño, porque no quiere seguir gritando.
Quienes, por temor o represalias no pudieron evadir la orden, cuentan que fueron víctimas de los más bajos instintos de Aguilar Yunes.
Aún con la pérdida deshonrosa de su dignidad, ellas lograron conservar el trabajo de Agentes del Ministerio Público.
Las que no se prestaron a esa perversidad maniática-sexual del Subprocurador de Justicia Marco Antonio Aguilar Yunes, simplemente fueron cesadas del cargo, sin derecho a nada y acusadas de todo.
Esa es en resumen, parte de la historia del nieto de don Silvestre Aguilar Morás, el político que por su honestidad, transparencia y don de gente, es recordado por los cordobeses, además de haber sido amigo personal de muchos gobernadores de Veracruz.
Aguilar Yunes es el alto funcionario de la PGJ, al que Fidel tiene reservado como sustituto de Salvador Mikel Rivera.
Ver para creer.
¿O usted qué opina?

¡¡NO HABRÁ TAL BURSATILIZACIÓN!!

El gobierno federal no bursatilizará las partidas federales destinadas a los municipios del estado de Veracruz.
Es una decisión del presidente Felipe Calderón, a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.
Sin embargo, el gobernador Fidel Herrera insiste en hacer soñar a los alcaldes del estado que los descuentos a sus participaciones que les ha hecho la federación, serán resarcidas por medio de ese método bursátil.
No habrá tal bursatilización, ni tampoco recuperación de los recursos disminuidos a los ayuntamientos veracruzanos.
De acuerdo a informes dignos de todo crédito de las autoridades hacendarias al mando de Agustín Carstens, adelantan que la solicitud de llevar a la bolsa de valores las partidas destinadas a los municipios de la entidad, ha sido rechazada por los altos mandos de la SHCP.
Todavía el pasado domingo el gobernador Fidel Herrera Beltrán, saboreando lechero con canillas, aseguró que la federación bursatilizaría alrededor de 12 mil 500 millones de pesos del Fondo de Estabilización de la Recaudación Federal Participable, con lo cual restituiría el 85 por ciento de los recortes presupuestales efectuados a los municipios de Veracruz.
Si recordamos, es la misma oferta que el mandatario veracruzano hizo por lo menos hace tres semanas a los alcaldes de la entidad que andaban de llorones por los recortes de la federación, a quienes después de prometerles la recuperación de los recursos perdidos, les prohibió todo tipo de exabruptos en contra del gobierno calderonista.
Sin embargo, los presidentes municipales gastalones que hoy se quejan de no tener dinero ni siquiera para la nómina municipal, observan pasar las quincenas y no ven aterrizar la promesa Fidelista en cuanto a la llegada de recursos frescos provenientes del altiplano.
En su gira de trabajo de ayer lunes por la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, el propio Herrera Beltrán reconoció que al interior del gobierno federal existen personajes que recomiendan al presidente Calderón no aprobar la bursatilización de las participaciones federales a los ayuntamientos de la entidad.
Y en efecto, sean recomendaciones de mala leche o intrigas palaciegas las que llegan a oídos del presidente de la república, lo cierto es que no habrá nada de lo que se viene anunciando en Veracruz por parte de sus autoridades estatales.
Los 212 alcaldes del estado y las propias autoridades de palacio de gobierno tendrán que seguir ajustándose el cinturón, porque lo peor de los recortes federales está por venir.
En materia de recursos extraordinarios, no habrá nada para Veracruz, mientras Fidel Herrera sea gobernador.
Esa es la orden del presidente Calderón.
Y el gobierno Fidelista y los alcaldes afines a su partido, han mordido el polvo.
El último recorte de casi 500 millones de pesos al sector educativo estatal, es una muestra que la federación no le temblará la mano para perjudicar a Veracruz, y lamentablemente a sus habitantes, porque si le va mal al gobernador Herrera, le va mal a los veracruzanos.
Han sido muchas las señales que las dependencias calderonistas, han dado a Fidel alertándolo sobre el desprecio del huésped de Los Pinos.
Más ahora que un reducido grupo de futuros diputados federales Fidelistas, creyéndose mayoría en San Lázaro, lanzan misiles al presidente Calderón
Pero la Fidelidad no termina de entenderlo, o el propio mandatario estatal desea seguir jugando al mago de los sueños, considerando a Veracruz como el estado de las Maravillas, pese a que los números hacendarios digan lo contrario.
En estos momentos de exigencia financiera, principalmente por parte del gobierno de Veracruz que propone medidas de bursatilización para atraer recursos a su estado y municipios, no es casual la publicación que hizo ayer un periódico de circulación nacional, donde ubica al estado de Fidel Herrera en el lugar 26 en generación de ingresos propios.
Es decir, ni gobierno estatal ni municipios tienen autonomía financiera, y por ello los recortes federales han llevado a la crisis económica a las alcaldías.
Presumimos que somos el estado que más impuestos captamos a la federación, pero somos la vergüenza como generadores de recursos propios.
Como tales, sin la mano del gobierno federal, simple y llanamente no existimos.
Y atentar contra las participaciones federales de las próximos 10 ayuntamientos, es la única alternativa que se le ocurre a las autoridades estatales.
¿O usted qué opina?

EL DEDAZO

El CEN del PAN, estrena nuevo dirigente.
Como en los viejos tiempos del presidencialismo autoritario, Felipe Calderón impuso a su delfín César Nava.
Los aliados de Los Pinos están de plácemes, pero los rebeldes como el senador Santiago Creel, se encuentran rabiando la imposición presidencial.
César Nava Vázquez, es el presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PAN, pero los adversarios que se imponían a su asunción, le ven más cara de sepulturero que de líder.
Es decir, lo etiquetan como el gran enterrador político del PAN, el que habrá de llevar a la tumba los restos agonizantes de un partido, que en la elección del 5 de julio pasado, fue masacrado en las urnas por el Revolucionario Institucional.
Al rendir protesta como nuevo operador político del presidente Calderón en el seno del PAN, César Nava simulaba estar feliz; sus labios trataron siempre de abrirse y sonreírle a todos aquellos que lo vitoreaban.
Sin embargo, en sus adentros no todo era fiesta para el joven Nava Vázquez, y no son para menos sus dudas y preocupaciones.
Aseguran cercanos a Nava, que él no deseaba la dirigencia nacional de su partido, pero aceptó porque al jefe máximo nunca se le dice que no.
Pudiera ser entendible la postura de César Nava.
Tener la responsabilidad de dirigir los destinos futuros del PAN, es como entrar en un callejón sin salida, principalmente hoy que el blanquiazul atraviesa por la peor crisis política de su historia.
La corrupción, el tráfico de influencias, y los enriquecimientos inexplicables de connotados panistas y sus respectivas familias, suscitados en el corto plazo que el PAN tiene en su poder la presidencia, son motivos de linchamientos ciudadanos.
Y la respuesta del pueblo mexicano a esos abusos del poder, se han visto reflejados en las urnas, votando en contra de los candidatos del PAN.
Incluso, el propio Nava sabe que su imposición en el CEN panista, volvió a violentar las aguas al interior de Acción Nacional, debido a que su candidatura única, tenía impresa el sello calderonista.
Por ello, el ex secretario particular del presidente Felipe Calderón, sabe que acaba de asumir la dirigencia de un partido moribundo, donde todos sus detractores abonarán para que le vaya mal y termine de hundir al blanquiazul.
El reto que tiene Nava, no es nada envidiable…
Durante el tiempo de su dirigencia sustituta que termina en diciembre del próximo año, le corresponderá encarar alrededor de 14 procesos electorales, entre los que habrán de disputarse gubernaturas, diputaciones locales y alcaldías.
Entre esas se incluye la gubernatura de Veracruz, en la que el instituto de César Nava insiste en imponer como candidato al actual director del ISSSTE, Miguel Ángel Yunes Linares, a quien por cierto, extrañan en su tierra; no lo ven desde que el PAN perdió la diputación del distrito de Boca del Río, donde su hijo menor iba como suplente, y su hijo mayor es el alcalde de la cabecera distrital.
Por ese panorama político-electoral que se avizora, Los aires no soplan a favor de éste otro joven michoacano, paisano también del presidente Calderón, al igual que su antecesor el destituido dirigente.
Para ilustrar los nubarrones que amenazan al impuesto liderazgo de César Nava, sólo basta recordar todas las derrotas acumuladas por el pendenciero Germán Martínez, quien creyó que las elecciones se ganaban con aires de petulancia o actitudes hostiles contra los partidos opositores.
De todos los procesos electorales que enfrentó como líder nacional, la otra joven promesa del calderonismo, no ganó uno solo. Germán hizo del PAN un partido perdedor. El triunfo de Sonora, huele a sangre inocente de niños que murieron en la guardería ABC, no porque el ganador de la gubernatura haya sido la mejor elección de los sonorenses.
Por ello, la permanencia de Nava Vázquez en el CEN panista, se encuentra prendida de alfileres; el mismo César no lo ignora, y por más que quiso rehusarse, no tuvo valor de decirle que no a Calderón.
Para algarabía de Los Pinos el tamal terminó de cocerse y Nava despacha ya en las oficinas partidistas de la Colonia del Valle, en la ciudad de México.
Calderón se dice optimista y agraciado con el nuevo representante de su partido, al igual como lo dijo estar de Germán, cuando éste suplió a Manuel Espino.
Pero para la corriente del panismo duro y tradicionalista, César Nava, es el designado por Calderón para colocar los clavos del féretro panista.
¿O usted qué opina?

LA SILLA PRESIDENCIAL

El gobernador de Veracruz Fidel Herrera ha vuelto a encantarse como aspirante presidencial del PRI para el 2012.
Pese a su activismo político dentro y fuera del país recibiendo medallas, premios y reconocimientos al trabajo realizado como mandatario de Veracruz, en los últimos meses a Fidel se le veía abatido y resignado, sin ese brillo de luz que de hombre incansable se ha caracterizado como mandatario estatal.
Es decir, el tío Fide aparentaba no tener las ganas ni el ánimo para seguir promocionándose como precandidato del Revolucionario Institucional.
Y no era para menos la melancolía del gobernador Herrera….
Primero los recortes económicos de la federación a su gobierno como manera para estrangularlo y atarle las manos como operador del PRI en los comicios del pasado 5 de julio.
En segundo, el goteo financiero al que también lo mantienen sometidos las dependencias federales, se presume que por órdenes del propio presidente Felipe Calderón.
Y en tercera, el celo político en la cúpula nacional del tricolor que desde ahora ya se le ve entregada al gobernador Enrique Peña Nieto, quien hoy por hoy es el candidato presidencial del canal de las estrellas.
No tener dinero para enaltecer el culto a su personalidad y que la generala Beatriz Paredes lo excluyera de la sucesión del 2012, deprimía en lo más profundo a Fidel Herrera.
Sin embargo, pareciera que el político de Nopaltepec ha vuelto a prender sus veladoras a todos los santos de su devoción, y de nueva cuenta se lanza al ruedo presidencial.
Su agenda de actividades internacionales cobra vigencia y le programa la escenografía para recibir nuevas preseas de tinta y papel.
El resurgimiento del ejecutivo veracruzano como aspirante del PRI a la presidencia de la república, se da en los momentos en que su contrincante, el candidato de las estrellas, ha emprendido el viaje de la gaviota buscando dónde hacer su nido.
Una travesía, por cierto, inmersa en escándalos de excesos y despilfarros para festejar e impresionar al ave que ha prometido vestir de blanco.
Todo a cuenta del erario público del estado de México.
Fidel es un político que gusta estar bien informado, y por lo tanto no se duda que pueda tener estrictamente documentado cada uno de los desenfrenos del mandatario mexiquense Enrique Peña Nieto, que han traspasado de la vida privada a lo público.
Exhibir en su momento el lado obscuro del principal de los tiradores del PRI a la presidencia, sería descomunal y demoledor.
Sería desastroso para Peña Nieto que lo expusieran como el gran derrochador del dinero del pueblo en agasajos de las reinas de la farándula, principalmente en estos tiempos tan difíciles por los que atraviesa el país que desea gobernar, producto de la peor crisis económica que azota al mundo.
Pero aún con todo el “guardadito” de material bélico en contra de Peña Nieto que los brillantes operadores del gobernador logren acumular, podría no ser suficiente para contrarrestar toda la suciedad acumulada en el gobierno de la Fidelidad.
La corrupción imperante en áreas estratégicas de la administración del gobernador Herrera, ha cruzado las fronteras de Veracruz.
En diversas entidades y principalmente en el centro del país, se habla y comenta lo que sucede en territorio estatal.
En las dependencias federales tocar el tema del cambio generacional en Veracruz, es ponerle el dedo a la camada de jóvenes Fidelistas que resultaron verdaderos pillos, muy superiores en mañas y ambiciones que los tradicionales rateros de cuello blanco que siempre han mamado de la ubre oficial.
Resulta indignante para los que no tienen nada en Veracruz, darse cuenta el tren de vida que llevan esos mozalbetes, no mayores a los 40 años de edad, que el gobernador del estado viene impulsando para enquistarlos en el poder.
Realmente viven como reyes, en cuatro años lo tienen todo, lo que nunca soñaron disfrutar.
Y apenas ayer, en los inicios de la Fidelidad, se les vio llegar con una mano atrás y otra adelante; no tenían ni en qué caerse muertos, porque la chamba de carga-maletas o cobradores que vinieron desempeñando todos los años al lado del diputado o del senador Herrera, apenas y alcanzaba para mal comer.
Fidel sabe a la perfección quiénes de sus valiosos jóvenes han amasado incalculables fortunas protegidos por el manto de la complicidad: no ignora tampoco las lujosas mansiones edificadas de la noche a la mañana; o los prósperos ranchos ganaderos con cuadras de caballos pura sangre, cotizados a no menos de 1.5 millones de pesos.
Todo, logrado y surgido en sólo 4 años de gobierno, bajo el amparo de la protección del propio mandatario Herrera Beltrán.
A Fidel no escapan nombres y apellidos de los facinerosos de su régimen, sólo que se hace de la vista gorda.
Por ello, insistiré en que los tambores de guerra siguen escuchándose, anunciando barruntos de tempestad en el gobierno de la Fidelidad.
Hasta los oficiosos del periodismo al servicio siempre del que paga más, vislumbran en los meses por venir, negro panorama para quien hoy gobierna Veracruz.
El último recorte de 500 millones de pesos al renglón educativo del estado, es otro aviso al gobernador, de que no habrá nada para Veracruz mientras Calderón esté en la presidencia.
Y eso debe preocupar más, que tirar las campanas al vuelo anunciando ir en busca del sueño inalcanzable del 2012.
¿O usted qué opina?

EL MANOTAZO DE FIDEL


Para qué tanto ladrar si terminarán besando la mano del amo.
Sólo bastó que el gobernador Fidel Herrera les negara el pan de cada día, para que cesaran los ladridos, y dócilmente aceptaran sus órdenes.
Bien dice el adagio popular que “con dinero baila el perro, y sin dinero cualquier político baile como perro”.
Y qué bien se acomoda entre los dirigentes de los partidos de oposición que mantienen representaciones populares en la Legislatura del estado de Veracruz.
Mientras a los líderes partidistas no le toquen sus intereses personales y les entreguen sus cuotas de poder, siempre se les verá fingir demencia, y además tendrán ojos ciegos y oídos sordos ante las violaciones a la ley.
Lo anterior viene a colación por el desenlace final que tiene el incremento al Instituto Electoral Veracruzano autorizado por la mayoría del PRI en el Congreso local y reprobado por el PAN, PRD y Convergencia.
Como es del dominio público, en la sesión del pasado viernes, la mayoría aplastante de los diputados del Partido Revolucionario Institucional aprobaron darle al Instituto Electoral Veracruzano una partida extra de 31 millones 450 mil 487 pesos.
Autorización que puso los pelos de punta de los legisladores panistas, perredistas y convergentes, quienes muy dignos, después de posesionarse de la tribuna parlamentaria, decidieron retirarse de la sesión caminando en fila india.
Amantes del protagonismo mediático, los diputados opositores como el Pipo Alejandro Vázquez Cuevas, del PAN; Manuel Bernal, del PRD y Alfredo Tress Jiménez, cada uno con sus achichincles que dicen ser legisladores veracruzanos, vieron la oportunidad de atraer los reflectores para buscar quedar bien ante la opinión pública.
¡¡Ni un peso más al IEV de Carolina Viveros García!!
Ese fue el acuerdo que al unísono todos los diputados opositores al PRI gritaron cuando la mayoría tricolor dijo sí a incrementarle partida extraordinaria al órgano electoral del estado.
Qué dignos se dejaron ver los representantes populares de oposición cuando en protesta salieron del recinto legislativo.
Hasta cierto punto, la ciudadanía veracruzana vio con buenos ojos la valiente determinación de los diputados de Acción Nacional, de la Revolución Democrática y de Convergencia, de no darle más dinero a un instituto que se encuentra inmerso en un cochinero ocasionado por los malos manejos de quien lo dirije.
Pero muy poco les duró el gusto a esos diputados que presumen de ser honestos, transparentes, y se ufanan en decirse vigilantes de los recursos del pueblo.
Un manotazo del gobernador Fidel Herrera, y los aplastó.
Siempre he dicho que el tío Fide es un zorro político, que sabe todas las mañas y recovecos de la política.
Y haciendo honor a su habilidad en el teje y maneje de todo lo que afecte a su gobierno o intereses, decidió responder la agresión opositora con toda la elegancia adquirida en sus casi 40 años de actividad política.
Por ello, después de consultarlo con la almohada, Fidel usó al diputado regenteador de grúas Pepín Ruiz, para que pusiera el cascabel al gato…
“No habría aumento presupuestal al IEV, pero se cancelarán las prerrogativas destinadas a los partidos políticos”.
Vaya que fue un golpe mortal al corazón de los intereses del Pipo, de Bernal y de Dante Delgado, como regenteador de Convergencia.
Imaginarse sin los millones de pesos que cada mes les entrega el IEV por concepto de dádivas partidistas, puso a temblar a todos los que se dicen miembros de los partidos políticos de oposición en Veracruz, y que la verdad son verdaderos vampiros cuya subsistencia política son el dinero que reciben del IEV.
De las prerrogativas que reciben del IEV, los dirigentes y todos los miembros de los comités directivos de los partidos políticos con registro en Veracruz, cobran salarios de hasta de 150 mil pesos mensuales.
En consecuencia, por sus alardes de transparencia y preocupación por el dinero del pueblo que simulan, pusieron en riesgo su propia sobrevivencia económica.
Y vaya que Fidel sabe de qué pie cojean sus adversarios políticos.
Amenazó con quitarles la chiche, y el Pipo Vázquez y seguidores, pidieron clemencia.
No hay dudas, mi amigo Fidel, usa el cerebro, mientras que los asesores de sus adversarios, siguen dependiendo de lo que les dicta el hígado.
¿O usted qué opina?

NOTICIERO BUENOS DIAS VERACRUZ 22 enero 2018

VLOGS DE LA VARONITA