NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


miércoles, 25 de noviembre de 2009

¡¡EL PULPO CAMIONERO CONTRA FIDEL!!

El Pulpo camionero en Veracruz, se encuentra herido de muerte.
Pareciera que su ola delictiva ensangrentando pueblos y ciudades, y su persistencia por violar leyes y reglamentos de tránsito, está por llegar a su final…
Nunca como hoy día, los transportistas del servicio urbano y suburbano derraman su rabia de coraje e impotencia, acostumbrados siempre a operar en medio de la ilegalidad, prepotencia y arbitrariedad, amparados y protegidos por el manto de la complicidad de funcionarios menores.
Y no es para menos el furor camionero…
La intervención de hace unos días, directa, enérgica y determinante del gobernador Fidel Herrera para frenar su voracidad, los ha puesto a temblar.
Que el tío Fide haya hecho respetar la ley, parando en seco la intentona de los urbaneros de aumentar y cobrar tarifas no autorizadas, es bien visto y aplaudido por la ciudadanía y toda la comunidad estudiantil.
Y esas acciones del gobierno Fidelista de imponer y hacer valer el estado de derecho, violentado ancestralmente por concesionarios del transporte de pasajeros, anuncian el posible fin del fuero criminal para enlutar hogares veracruzanos.
Al menos, ese es el sueño del pueblo de Veracruz, de los que usan el servicio urbano y también de los familiares de las víctimas que terminaron sus vidas bajo las llantas de los pesados autobuses.
¡¡Basta ya de la impunidad camionera!!
Es el grito al unísono de todos los sectores productivos del estado.
Y el gobernador Herrera Beltrán, los ha escuchado, hace suyo el reclamo social.
Es por ello que, con la aplicación estricta de la ley, el gobierno de Fidel Herrera Beltrán, ha puesto el cascabel al gato a esa secta o mafia de empresarios que se consideran los amos y dueños del estado.
Incrementar el costo del pasaje nada más por sus pistolas, ha sido la gota que derramó el vaso…
Incendió las pasiones de estudiantes universitarios quienes, como en el pasado, salieron a las calles a protestar contra el abuso y a defender su raquítica economía.
Y además representó un reto, una afrenta de los transportistas al gobierno Fidelista que nunca les autorizó subir uno y dos pesos el precio del urbano.
Lo cierto de todo en esta problemática recién acontecida, es que históricamente los empresarios del servicio de pasajeros en Veracruz, siempre le han hecho a la chillona; su argumento de obtener sólo pérdidas en ese negocio, no es nuevo; de miserables nunca han pasado para demandar alzas en el pasaje.
Y la mayoría de las veces, la autoridad en turno ha cedido a las pretensiones de los permisionarios urbanos.
¿Pero, en verdad los transportistas están bancarrota?
Quién va a creerles ese cuento.
Los señores concesionarios del transporte de pasajeros, son inmensamente ricos; la mayoría de éstos son herederos del negocio que iniciaran sus padres, como el caso especifico de Fidel Demonuer Pitol, hijo del extinto camionero Fidel Demonuer Croda.
Y los juniors son millonarios no sólo por la herencia paterna, sino porque el negocio de transportar personas en una ciudad, sigue siendo negocio redondo, más todavía cuando estos chamacos que hoy manejan el transporte en el estado, mantienen el parque vehicular que les dejaron.
Es decir, los autobuses de hace más de 30 años que compraron sus papis, convertidas hoy en chatarras inservibles, siguen rodando y prestando un servicio pésimo, inseguro e insalubre a los usuarios.
Los niños bonitos que hoy desafían y encaran al gobierno de Fidel Herrera e incitan a la violencia social de un pueblo que no soporta más aumentos, la quieren pelada y en la boca.
Demandan las perlas de la Virgen como aumentos en el pasaje, pero no invierten en renovar sus unidades para darle a la población servicio digno y de calidad.
A sus choferes los tienen muertos de hambre, obligándolos a trabajar 10 horas diarias; no les dan salario seguro y los someten a comisión del boletaje que vendan, por lo cual los mandan a convertir en autopistas las calles para ganarse el pasaje entre ellos.
Los propios conductores de los urbanos desmienten la miseria financiera que dicen pasar los transportistas por las bajas tarifas de cobro…
En cada jornada de 7 u 8 horas, los choferes venden alrededor de 300 boletos de 6 pesos y otros 300 de estudiantes y senectos. Lo que en dinero representan 3 mil pesos que, restándole la comisión del trabajador, el diesel y las mordidas a los tránsitos, al dueño del autobús vienen quedándole alrededor de 1,800 pesos por cada uno de los dos turnos diarios, los que juntos hacen ganancias netas mensuales del orden de los 48 mil pesos .
48 mil pesotes, libres de polvo y paja, porque hasta eso no pagan impuestos por tratarse de la prestación de un servicio público concesionado.
Y así se quejan argumentando que pierden dinero en vez de ganar.
Son cínicos y sinvergüenzas.
Después de los eventos de días anteriores provocados por el alza no autorizada, el gobierno del estado tiene la gran oportunidad de someter al pulpo camionero.
Sólo es cuestión de seguir aplicando la ley a todo aquel transportista que se sienta muy chingón…
El artículo 132 de la Ley de Tránsito y Transporte, publicada en la Gaceta Oficial del Estado el 26 de septiembre de 2008, señala revocación de la concesión otorgada a quien altere las tarifas establecidas para la prestación del servicio de pasajeros.
¿O usted qué opina?

No hay comentarios:

GRACIAS por tu apoyo A CONTINUAR CON MI LABOR

Etiquetas