NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


jueves, 19 de noviembre de 2009

LOS FALSOS REDENTORES DE LA PRENSA

Nadie duda ni discute que en Veracruz no exista libertad de expresión.
Ha sido una de las principales preocupaciones del gobernador Fidel Herrera desde inicios de su mandato.
Y es tan significativo el respeto al trabajo de los representantes de los medios de comunicación, que en la entidad cualquier pelafustán se siente, piensa, actúa y además cobra como periodista.
En Veracruz sólo bastan un panfleto de cuatro páginas como edición, una cámara fotográfica al pecho y una credencial clonada para decirse “periodista” y, con ello, tener licencia para asaltar y cometer todo tipo de latrocinios a nombre de la Prensa.
El “charolazo” es un mañoso y denigrante ejercicio periodístico que los mercenarios de la comunicación han convertido en “ley” obligatoria para que todos los funcionarios públicos de Veracruz, entren a Belén cantando.
De la noche a la mañana en las grandes ciudades del estado han aparecido ejércitos completos de periodiqueros, unos llamados cristianos y otros católicos, con eso que aparecen cada semana santa.
Xalapa, no es la excepción…
La ciudad capital como sede de los poderes estatales, se ha convertido en un verdadero avispero de vividores de la información, a los que todo funcionario público teme encontrase en su camino so pena de ser sorprendidos, atracados o extorsionados.
El propio mandatario estatal Herrera Beltrán siente pavor salir a las calles a encontrarse y atender a los veracruzanos que verdaderamente necesitan de su apoyo y ayuda, tan solo de imaginar que será asediado por todo tipo de cochuperos disfrazados de “periodistas”.
Existen testimonios donde el gobernador ha tenido que tragar sapos sin hacer gestos al toparse en su camino con los mismos “chayoteros” de siempre que se dicen “reporteros”, a quienes todos los días se les enferma o muere un familiar, gancho que utilizan para sorprender la buena fe del tío Fide.
Pero… ¿Quién ha fomentado la proliferación de esos pelafustanes hijos de vecinos que se autonombran “periodistas?
Estudios de mercadotecnia publicitaria aseguran que han sido los propias autoridades de los tres niveles de gobierno, las que infectaron el ambiente político con esa plaga de pasquineros.
Y todo porque en su ignorancia desmedida que ellos llaman presencia o imagen política, los funcionarios públicos pagan lo que sea con tal de ver su fotografía impresa en esos líbelos, que no son más que folletos o volantes impresos al momento, como cual fábrica de tortillas.
En el caso específico del gobierno del estado, faltó que durante su comparecencia ante diputados, el actual Coordinador de Comunicación Social Alfredo Gándara Andrade, hubiese tocado el tema de esa innumerable e incontenible runfla de panfleteros a los que, según éstos, presuntamente les adeuda cientos de miles de pesos por concepto de comisiones por facturas prestadas para solventar o justificar la salida de dinero, usando las páginas de dichas “publicaciones”.
Cierto o no, más le convendría a Gándara aclarar esa situación, no debe olvidarse el amargo desenlace del ex vocero alemanista Sabás Huesca, quien por abrirle las puertas a los periodiqueros, éstos terminaron de hundirlo en Pacho Viejo.
Debe enfatizarse que en la entrega de prebendas económicas a falsos representantes de la prensa, le han entrado hasta connotados y viejos reporteros y editores, es decir a río revuelto, ganancia de pescadores.
Tan sólo aquí en Xalapa, se observa a dos que tres experimentados columnistas políticos que gracias a los compadrazgos con Dante Delgado y Fidel Herrera, son dueños de por lo menos una decena de concesiones de taxis, y sin embarga son insaciables, quieren más y hasta hicieron compadre también al actual diputado federal Javier Duarte.
Lo mismo sucede con periodistas al servicio de importantes editoras de Veracruz y Xalapa, a los cuales de la noche a la mañana se les ve manejando majestuosas camionetas del año con valor comercial superior a los 400 y 500 mil pesos, mismas que jamás alcanzarían comprar ni ahorrando toda su vida el sueldo miserable que les pagan en sus periódicos.
¿Quién se las ha regalado para silenciarlos?
Cual quiera que sea el dadivoso funcionario, coopera para fomentar la corrupción; pero lejos de ésta bondad política, el cochupero quiere más y más.
No es ningún secreto que el gobernador Fidel Herrera quiere sacudirse a esos centenares de mequetrefes de la información que cada día lo asechan para entregarle un folleto-Diario con su foto o la de su señora esposa doña Rosita Borunda, a cambio de 500 o mil pesos
No podrá hacerlo mientras Gándara, su jefe de prensa, continúe haciéndoles el caldo gordo.
La única salida, es que el resto del gobierno de Herrera Beltrán, única y exclusivamente se atienda a los medios informativos que cumplan con la normatividad de facturar todas las publicaciones que convengan con la administración Fidelista.
De lo contrario, todos los cínicos y sinvergüenzas insistirán en llamarse “comunicadores”.
Seguirán bastando…
Una cámara y una charola…y a chingar gente.
¡¡Ya eres periodista!!
¿O usted qué opina?

No hay comentarios:

GRACIAS por tu apoyo A CONTINUAR CON MI LABOR

Etiquetas