NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


jueves, 9 de junio de 2016

JUEGAN A LA RULETA RUSA.



BUENOS DÍAS VERACRUZ
David Varona Fuentes
Viernes 10 de junio del 2016.

Se soltaron los demonios.
Actores perversos  buscan reventar el resultado  de la elección de gobernador en el Estado de Veracruz.
De pronto, de la noche a la mañana, aparecen urnas electorales con cientos de votos a “favor” de los candidatos de la alianza PRI, PVEM, PANAL, AVE y  PC.
Algo huele a “embarazo”.
¿Pero cómo lograr esa especialidad de mapaches si desde la madrugada del lunes los paquetes electorales  de los 30 distritos están siendo resguardados por elementos del Ejército Mexicano…?
¿Complicidad de la milicia…?
No.
Si en los cómputos distritales aparecen sufragios para el tricolor y sus aliados no contados por los representantes de los partidos la noche del domingo, no es cuestión de milagros.
Tampoco es arte de magia.
Simple lógica indicaría que alguna mano negra con disfraz de fantasma, operó el rellenó de los paquetes.
Todos cuestionan:


 ¿Por qué los votos aparecen 72 horas después de la elección?
No hay dudas:
Se trata de una acción temeraria y suicida.
Atentar contra la voluntad política del pueblo veracruzano expresada en las urnas el pasado 5 de junio, es pretender incendiar la geografía estatal.
Por las condiciones de irritación y hartazgo ciudadano en contra del PRI manifestado en los comicios del domingo, Veracruz es campo minado.
Requiere sólo de un chispazo para convertirse en polvorín social.
 Y las llamaradas de protesta serán tan gigantescas e incontrolables que terminarán por hacer cenizas a quienes todavía muestran resistencia en aceptar la llegada de la alternancia al Gobierno de la entidad.
El pueblo de Veracruz votó para enterrar 86 años de priísmo, corrupto y antagónico.  No quiere  ya más de lo mismo.
Acudiendo a las urnas la gente dijo, basta ya de PRI.
Yo pregunto:
¿Si dicen ser demócratas, por qué no aceptar la decisión popular?
Porque un día llamando a la unidad y la reconciliación aplauden la alternancia. Y al siguiente graban mensajes en las redes sociales echándole más leña al fuego, atizando la lumbre post electoral.
Y lo hacen ignorando la exigencia del presidente de la República, Enrique Peña Nieto, en la que pide a los actores políticos y a gobernadores de todos los partidos donde hubo elecciones, dejar atrás enconos de las campañas electorales.
En el estado de Veracruz pueden más el miedo, el pavor, el escalofrío que sienten correr en todo su cuerpo.
No es para menos.
La advertencia del candidato vencedor  aterroriza y enferma a quienes saquearon las arcas públicas. Aquellos que creyeron seguirían gozando del manto protector de la complicidad y la impunidad.
Y en su desesperación apuestan a todo con tal de salvarse.
El único camino que les queda  es exigir la nulidad de la elección de gobernador, ante las irregularidades que presumen van “apareciendo” en el recuento distrital.
 Ya lograron que OPLE aceptara abrir casi el 50 por ciento de los 10 mil 421 paquetes, ahora piden el total, quieren “voto por voto, casilla por casilla”.
El representante del OPLE, Alejandro Bonilla, asegura que no hay indicios para pensar en anular la elección de gobernador.
 Mientras tanto, el candidato vencedor de la elección de gobernador, según cifras del órgano electoral, guarda silencio, observa de qué tamaño sería el tamal que pretenden inventar para arrancarle el triunfo y la gubernatura.
Mientras el presidente Enrique Peña Nieto afirmó este día que no es insensible ante la inseguridad y corrupción. Por lo tanto desde los Pinos, le traen marcaje especial al caso electoral del estado de Veracruz.
Algo pasó con la supuesta amistad y alianza del gobernador Duarte y el presidente; al grado que Javier se está jugado la poca vida política, que le queda frente a los destinos de Veracruz.
¿O usted qué opina?

PD. Nerviosismo político en el altiplano entre la clase partidista; la extraña desaparición del nefasto y corrupto Arturo Escobar y el Niño Verde Emilio González, quienes fueron vistos por última vez en el Canal de Panamá. Estos personajes del partido Verde Ecologista de México, han dejado de ser protagonistas y por lo tanto no tuvieron participación alguna en este proceso electoral, en que estuvieron en juego doce gubernaturas, de las cuáles el PRI perdió siete y solo ganó en cinco estados…Lo extraño es que nadie los ha visto y nadie sabe de su paradero…
Fuentes de inteligencia y de muy alto nivel, escarban hasta debajo de las piedras para saber que ha sido de estos dos tucanes…en próxima entrega sabremos qué ha pasado…
Por lo tanto el gobernador de Chiapas Manuel Velasco Coello; se ha quedado solo y su alma, sus “amigos” del Verde Ecologista no aparecen por  ningún lado…



PUNTA DE LANZA…

NO QUIERE JUBILARSE

El presidente del CDE del PRI, Felipe Amadeo Flores Espinosa, se niega a colgar los guantes y quiere seguir haciendo simulacros políticos.
Ahora se le escucha corear “voto por voto, casilla por casilla”, allá en la sede tricolor de la avenida Ruiz Cortines.
Hágame usted el favor, amable lector.
El político oriundo de Cotaxtla, viejo zorro de mil batallas, haciendo esas ridiculeces, prestándose al juego perverso del huésped principal de Casa Veracruz, que ya siente el agua hasta el cuello y busca salvarse.
Amadeo  no termina de entender que su ciclo en la actividad política llegó a su fin. Ha sido de todo, pero su jubilación lo llama.
Por el bien del PRI, todos quienes integran la dirigencia estatal deben irse, los resultados electorales que obtuvieron el domingo son motivo de vergüenza.
Entendible que Flores Espinosa no quiere cargar con el remordimiento de pasar a la historia como el líder partidista de la alternancia. O mejor dicho, el que perdió la gubernatura del PRI en la contienda de 2016.
¿Quién será el valiente que llegue al relevo  en un partido repudiado por la gente…?
 Ya lo veremos. 
Mientras Carvallo y Lagos buscan padrinos para, para hacerse cargo del cadáver del partido tricolor…


No hay comentarios:

Etiquetas