NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


lunes, 29 de junio de 2009

¡¡EL PAN ESTÁ PERDIDO EN VERACRUZ!!

Ni la danza de los millones que están aterrizando en el estado de Veracruz, salvarán al Partido Acción Nacional en los comicios del domingo.
Porque, a sólo cinco días de los comicios federales…
¡¡El PAN está perdido en Veracruz!!
Así lo vaticina el “Josérratón” Gutiérrez de Velasco, influyente y distinguido militante blanquiazul, integrante de una dinastía familiar que enriqueciera en los años 80 gracias al tráfico del poder.
Convertido en todo un pájaro de cuentas, tanto por sus multimillonarias transas realizadas como alcalde de la ciudad de Veracruz, como por sus presuntos negocios de lavado de dinero del narcotráfico a través de su Casa de Cambio Puebla, el panista sale del ostracismo político y da la puntilla a su partido.
La “Joserra”, como también se le conoce, por las supuestas fantasías femeninas que sufre de pintarse y vestirse de mujer, en forma misteriosa reaparece a escasos días de la jornada electoral, y lo hizo para sacar trapos sucios del actual candidato a diputado federal Francisco Ávila Camberos, alias “pacabúlas”.
De quién dijo, “Ávila como alcalde jarocho, fue el creador de las nóminas secretas en la tesorería municipal de Veracruz, y de las cuales el propio Camberos, en la oficial cobraba 40 mil pesos y en la confidencial otros 40 mil pesotes”.
Las pillerías que el “Joserratón azul” haga públicas del trienio de Paco Ávila, podrían estar sustentadas en virtud que fue el tesorero municipal.
Sin embargo, las nóminas secretas de los gobiernos panistas no desaparecieron con la salida del Pacabúlas de palacio municipal. Gutiérrez de Velasco como sucesor, siguió manteniéndolas, y desde luego que él también tenía dos sueldos; cuentan, que hasta con percepciones superiores a los 70 mil pesos en cada una de ellas.
Extraña la actitud del sobrino de Alfonso Gutiérrez de Velasco, fundador del panismo veracruzano, principalmente porque dice ser amigo personal de poderosos funcionarios calderonistas, que son hoy los verdaderos protagonistas del proselitismo blanquiazul en la entidad, y a los cuales, siendo la primera autoridad jarocha, les autorizó la apertura de varios y escandalosos negocios.

Y lo sorprendente de su comportamiento es porque con sus revelaciones de corrupción y abuso del poder al interior de la familia panista, el expresidente municipal de Veracruz en el periodo 2001-2004, y candidato perdedor al senado de la república en el 2006, simple y llanamente viene a terminar de darle en toda la maceta a la credibilidad de los candidatos de su propio partido, principalmente al pelirrojo Camberos, a quien odia porque siempre lo ha tildado de ratero y sinvergüenza.
El horno blanquiazul no está para bollos en la entidad, y a la “Joserra Gutiérrez” se le ocurre destapar el cochinero panista, del cual él es digno integrante por haber usado la alcaldía para triangular toda una serie de negocios que lo han convertido en el gran magnate, con millonarias inversiones en restaurantes de la zona conurbada Veracruz -Boca del Río, y el ramo hotelero en la ciudad de Puebla.
Las declaraciones del pillo mayor que ha llegado a la alcaldía porteña por Acción Nacional, denostando a quienes buscan llevar a la victoria al PAN, de seguro no cayeron bien en quienes por órdenes de Los Pinos vienen promoviendo a los 21 candidatos azules que hacen campaña en Veracruz.
Pero ellos, desde la cúpula nacional panista hicieron al “Joserratón”, y también lo han protegido con el manto de la complicidad, en las acusaciones de corte internacional que se ha visto involucrado por lavar dinero de las bandas del narcotráfico, según lo señalan autoridades de Estados Unidos, mismas que mantienen incautadas cuentas bancarias de la Casa de Cambio Puebla.
Para que la cuña apriete tiene que ser del mismo palo, y poner el dedo en la llaga es lo que vino hacer la “Joserra” al acusar de corruptos a sus propios compañeros panistas que buscan de una curul en San Lázaro; “para ayudar al presidente Calderón en sus reformas que paraliza la oposición en la cámara federal”.
Y el tiempo para asegurarlas mediante el voto ciudadano, se les acaba a los panistas; al menos en Veracruz no se ve cómo ni por dónde vayan a ganar arriba de tres diputaciones.
Los 50 mil panistas, que dice la dirigencia estatal, vigilarán las elecciones del próximo domingo, es una reverenda jalada del grisáceo Cambranis.
El sucesor del Pipo Vázquez, quisiera tener, al menos, verdaderos cuadros representativos que defiendan la camiseta azul en todos los municipios, de los cuales carece porque con todos se ha enfrentado al anteponer sus negocios e intereses personales.
Y quien lo dude, los resultados, aún con la inyección de carretadas de dinero, están por verse el domingo.
¿O usted qué opina?

No hay comentarios:

GRACIAS por tu apoyo A CONTINUAR CON MI LABOR

Etiquetas