NOTICIERO EN VIVO

NOTICIERO BUENOS DÍAS VERACRUZ en vivo, Lunes, miércoles y viernes 11:15 AM por nuestro canal de YOUTUBE : LA GAZETA TV  **  ¡¡SUSCRÍBETE clic aquí!!


lunes, 12 de julio de 2010

YUNES ESTÁ PERDIDO

BUENOS DIAS VERACRUZ

Por: David Varona Fuentes
12 de Julio de 2010


Inventar votos que no tiene, es como pretender en forma desesperada sacarle agua a las piedras.
Miguel sabe que no triunfó en la elección del 4 de Julio.
Su egocentrismo es tan grande que no acepta que perdió, y a todos está agarrando de pendejos, incluso a sus “amigos” allá en el altiplano.
El Presidente Felipe Calderón ha sido informado que su delfín fue superado por 85 mil 575 votos en la elección del pasado 4 de Julio; aunque Yunes insiste en afirmarle que “lo robaron; que él ganó la gubernatura”.
Con la marcha del domingo en el puerto jarocho, Yunes busca decirle a su amigo y protector, Felipe Calderón, que él, sólo él y nadie más que él, triunfó en la jornada electoral para renovar el gobierno de Veracruz. Y como testigo de descargo usa siempre a César Nava Vázquez, ese dócil líder del CEN del PAN, que no ha sido capaz de dirigir ni siquiera su vida personal.
Yunes dice, y Nava le sigue la corriente, que ganó la gubernatura; pero no presenta pruebas que avalen su dicho.
Nadie de su equipo cercano de campaña conoce las actas de escrutinio de todas las casillas electorales instaladas en la entidad, que Yunes dice tener en su poder y que avalan su dicho de haber ganado la gubernatura el 4 de Julio.
Sus propios colaboradores se dicen extrañados, principalmente porque el PAN no acreditó ante el IEV representación en el 100 por ciento de las 9 mil 918 casillas autorizadas para los comicios del domingo pasado.
Lo que evidencia que más bien se trata de pura saliva, lengua y escándalo mediático de los panistas.
Es tanto el ruido que hacen Yunes y su runfla de aduladores, que los priístas se cansaron de las infamias.
Desde la máxima tribuna del partido tricolor en el país, los dirigentes arroparon este lunes a Javier Duarte, y advirtieron que el “triunfo en Veracruz no está sujeto a negociaciones”.
De una vez por todas la representante nacional del PRI, Beatriz Paredes Rángel, pidió recobrar la memoria a todos los panistas que hoy se rasgan las vestiduras defendiendo un triunfo que todos saben no fue alcanzado en las urnas a través del voto de los veracruzanos.
En la sede del CEN del PRI, en la ciudad de México, la generala Paredes, acompañada del estado mayor del priísmo nacional y del candidato triunfador en Veracruz Javier Duarte, recordó a los panistas que el triunfo de Duarte es contundente e inobjetable.
De acuerdo al cómputo de los 30 distritos electorales en Veracruz, la diferencia de Duarte sobre su más cercano competidor (Yunes) es de 85 mil 575 votos. A lo que la presidenta nacional del PRI, espetó a los azules…
-“La diferencia de Duarte (sobre Yunes) es cuatro veces superior a la que obtuvo el perredista Andrés Manuel López Obrador en la elección presidencial del 2006, sobre Felipe Calderón Hinojosa”.
Con números en las manos, Paredes Rangel mostró que Calderón “ganó” la elección presidencial por escaso margen de 0.57 décimas de punto, y el entonces candidato electo (Calderón) y los panistas pidieron a los partidos y a las instituciones mexicanas, fueran respetuosas de los resultados.
Y así se hizo, en 2006 el PRI se mostró respetuoso de los comicios presidenciales.
Por lo tanto hoy, ante el triunfo electoral de Javier Duarte, en forma enérgica el priísmo nacional hace un llamado al PAN a la coherencia y a la congruencia...
-En Veracruz ganó Duarte, y punto, deben aceptarlo”.
Pero los panistas fingen demencia.
César Nava Vázquez y su jefe (así parece) Miguel Ángel Yunes Linares, se han manifestado ciegos y sordos, y en consecuencia parte han vuelto sordo y ciego al propio huésped de Los Pinos.
En pocas palabras, les vale madre; los dos son pendencieros.
Sin embargo, lo expresado por la generala este lunes en la sede priísta donde sacó al sol trapitos azules cuando el PAN y Calderón pidieron respetar su triunfo de 2006, ha calado hondo y profundo en el presidente Felipe de México.
Y no es para menos.
En 2006 el PRI avaló su cuestionado triunfo electoral sobre el Peje López Obrador.
Hoy el mismo PRI exige a Calderón y su investidura presidencial avalada por el tricolor en 2006, respetar el triunfo transparente de Javier Duarte en Veracruz obtenido en las urnas.
Que el Presidente Calderón pida a Nava y Yunes reconocer el triunfo de Duarte, será eso que pide la mandamás del PRI, “coherencia y congruencia”.
Yo pregunto…
¿Lo aceptarán?
¿O usted qué opina?

No hay comentarios:

GRACIAS por tu apoyo A CONTINUAR CON MI LABOR

Etiquetas